Cristina volvió a Buenos Aires tras los allanamientos

La expresidenta saludó al numeroso grupo de militantes que la recibió. Especulan que se presentará en el juzgado de Claudio Bonadio para notificarse del procesamiento en su contra.
Domingo 3 de julio de 2016
La expresidenta Cristina Kirchner volvió hoy a Buenos Aires y saludó al numeroso grupo de militantes que la recibió, en medio del avance de las causas judiciales en su contra.

"Les agradezco a todos por estar aquí. Es un día muy lluvioso y podrían estar con sus familias", expresó la exmandataria al saludar a los militantes, en un breve contacto con la prensa.

Cristina Kirchner llegó en el vuelo 1893 de Aerolíneas Argentinas que aterrizó a las 22 en el Aeroparque Jorge Newbery y salió acompañada por el exsecretario General de la Presidencia Oscar Parrilli.

Entre los dirigentes que la recibieron pudo verse al diputado del Frente para la Victoria Juan Cabandié y la exlegisladora poorteña Gabriela Cerruti.

En medio de un clima fervoroso, pero sin desbordes, la exmandataria se tomó unos minutos para saludar a la militancia y ascendió al auto que la llevó a su departamento en el barrio porteño de Recoleta, donde la esperaba otro grupo de militantes.

Se trata de su segunda visita a Buenos Aires desde que abandonó la Presidencia, pero esta vez en un contexto judicial más delicado tras los allanamientos llevados a cabo el último jueves en propiedades de su familia por orden del juez federal Claudio Bonadío.

A la causa judicial en su contra por la venta de dólar a futuro, que lleva adelante Bonadío, se suman los expedientes por "Hotesur" y "Los Sauces", donde es investigada por presunto enriquecimiento ilícito, falsificación de documento público, cohecho y lavado de dinero.

Si bien los motivos de su viaje se desconocen hasta el momento, no se descarta que la exjefa de Estado deba presentarse nuevamente en el Juzgado de Bonadio el próximo lunes para notificarse del procesamiento en su contra.

Así lo deslizó la propia Cristina Kirchner en las redes sociales antes de emprender viaje, al señalar que Bonadio "impuso de manera arbitraria e ilegítima la obligación de tener que concurrir nuevamente a su Juzgado para cumplir un trámite procesal totalmente insustancial".

"Esto es, notificarme de una resolución que ya conozco y que apelé a través de mi defensa hace más de un mes", cuestionó Cristina Kirchner y denunció: "Puede advertirse, una vez más, cómo el poder jurisdiccional conferido a este personaje viene siendo ejercido con fines de venganza".

Por ese motivo, en la recepción que le hicieron los militantes no faltaron los cantos contra Bonadío y contra el presidente Mauricio Macri.