Río 2016 vende 4,5 millones de entradas a un mes de apertura

Los deportes más tradicionales del país, como fútbol, vóleibol, baloncesto, natación y gimnasia figuran entre los más pedidos desde que comenzó la venta y prácticamente no hay más entradas disponibles.
Jueves 7 de julio de 2016
A un mes del inicio de los Juegos de Río, el comité organizador ha vendido unos 4,5 millones de entradas en Brasil y el exterior, y aún quedan 1,5 millones disponibles para el público, dijeron los organizadores del evento olímpico que se realizará por primera vez en América del Sur.

Los deportes más tradicionales del país, como fútbol, vóleibol, baloncesto, natación y gimnasia figuran entre los más pedidos desde que comenzó la venta y prácticamente no hay más entradas disponibles. En cambio, para los menos populares como hockey, rugby, tiro con arco y levantamiento de pesas hay ingresos hasta para las finales.

"Los (billetes) más disponibles son para los deportes menos populares en Brasil y que los brasileños conocen menos. Pero igualmente esa demanda está creciendo en todos los estados", dijo a Reuters el director de entradas de los Juegos, Donovan Ferreti.

"Con la proximidad de los Juegos y con el pasaje de la antorcha por diversas ciudades y la disponibilidad de ingresos en boleterías, la venta tiende a mejorar", agregó, señalando que durante la mayor parte del tiempo el proceso de venta se hizo por internet.

El comité organizador inicialmente estimaba tener disponibles unos 7,5 millones de entradas pero, debido a la ejecución de obras y negociaciones de espacio con el equipo oficial de la transmisión por televisión, en total podrá vender unos 6 millones de billetes.

Con la venta hasta ahora de más del 70 por ciento de las entradas disponibles, el comité ya facturó cerca de 1.000 millones de reales, el equivalente a casi el 90 por ciento de la meta financiera estimada.

"No podemos negar que (la crisis económica del país) siempre causa algún impacto, pero consideramos el programa de ventas acertado hasta el momento", comentó Ferreti.

"Podemos decir que tenemos una venta que está en el medio entre lo que fueron los Juegos de Invierno de Rusia (Sochi 2014) y los Juegos Olímpicos de Londres 2012", agregó.