Confirman otro procesamiento a Lázaro y Martín Báez

Es por la operatoria en la que estuvo involucrada Helvetic Service Group, en el reingreso al país de U$S 32 millones a través de venta de bonos de deuda pública. También procesan al abogado Jorge Chueco.
Jueves 14 de julio de 2016
La Cámara Federal confirmó el procesamiento por lavado de dinero del empresario Lázaro Báez, su hijo Martin y el abogado Jorge Chueco, por la operatoria en la que se vio involucrada Helvetic Service Group, en el reingreso al país de más de 32 millones de dólares a través de venta de bonos de deuda pública.

Pero los camaristas volvieron a reclamar que se avance sobre el presunto "acuerdo de voluntades" entre Báez y su grupo económico y los ex presidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández, que se inició a partir de las relaciones personales (y/o comerciales privadas) pero que habría derivado en la asignación y realización de negocios con el dinero estatal.

"Esto es central, porque ese presunto desvío de interés de los funcionarios en el manejo de los fondos públicos resulta independiente de las otras causas que los restantes jueces del fuero investigan sobre las irregularidades puntuales que pudieron o no haber acaecido en cada contrato de obra pública.

Será entonces, se reitera, "luego de una profunda investigación de los hechos denunciados, con todas sus aristas, cuando se pueda fijar una calificación legal", dijeron los miembros de la Sala II.

Según remarcaron, el juez Sebastian Casanello "continúa aferrado a calificaciones legales predeterminadas para poner límites a su investigación", incluso al delegar parcialmente la instrucción en la fiscalía.

La Sala II de la Cámara Federal confirmó hoy el procesamiento de los Baez, Jorge Chueco, Julio Mendoza y Claudio Bustos por el delito de lavado de dinero por el reingreso al país de 32.800.000 dólares a través de la venta de bonos de la deuda pública.

La maniobra se realizó a través de la firma Helvetic Service Group S.A. y el dinero terminó depositado en la cuenta del Banco Nación de la empresa Austral Construcciones S.A.
En ese marco, confirmó también la prisión preventiva de Lázaro Baez y Jorge Chueco, únicas que fueron dispuestas por el juzgado de primera instancia, y los montos de los embargos trabados a los procesados.

Mas allá ello, en su resolución la Sala II volvió a poner de resalto en que es necesario encarar la investigación a partir del núcleo del contenido de las denuncias en la llamada "la ruta del dinero K" y avanzar en completar la instrucción, sin dejar de lado todos aquellos aspectos de los hechos de la causa que se vinculan con el "enorme patrimonio" que se ha descubierto en cabeza del grupo.

El fallo, de diez líneas, incluyó cuestionamientos al juez Casanello: se señalo que "incluso al disponer la delegación parcial de la instrucción" la semana pasada sobre la averiguación del delito precedente en la maniobra de lavado de dinero, "el Juez continúa disponiéndolo sobre esa base (para que se investigue como delito precedente del de lavado), lo que demuestra que todavía persiste en el enfoque cerrado en ese delito".

Según remarco el fallo, "ya se le dijo que lo que tiene que investigarse, sea por el Juez o por el Fiscal, son los hechos sucedidos pero sin limitarse a considerarlos o no como delito precedente de otro, porque de inicio se advierte la posibilidad cierta de que constituyan autónomamente otro que protege a la administración pública".

"Y para ello, conforme también se le indicó, debe además de considerar las constancias incorporadas a este expediente, atender y recabar las pruebas existentes en los otros procesos-que ya fueron mencionados en nuestra resolución anterior- y que resulten útiles a los fines de la presente".