El "sí, quiero" de una atleta que conmueve a Río

Marjorie Enya, una voluntaria de la organización, saltó al campo de juego para darle una sorpresa a su novia.
Miércoles 10 de agosto de 2016
Tras la ceremonia de entrega de medallas que coronó a Australia como reina del rugby femenino, Marjorie Enya, una voluntaria de los Juegos saltaba al terreno de juego y tomaba el micrófono para darle una sorpresa a su novia, la jugadora de la selección brasileña de rugby Izzy Cirullo, que también se encontraba en el estadio.

Mientras que muchas de las cámaras se centraban en recoger el testimonio de las ganadoras del torneo, Enya, de 28 años de edad, pronunció un emotivo discurso para pedirle a Cirullo que se casara con ella.

"Tan pronto supe que estaba en el campo, pensé que tenía que hacer algo especial", aseguró la joven.

La pedida pilló totalmente desprevenida a la jugadora de la selección de rugby. Sin embargo, el "sí" llegaba apenas unos segundos después de escuchar la petición.