Mataron a un chico frente a su familia en entradera

El adolescente de 16 años intentó escapar para avisar a la policía y terminó apuñalado por los delincuentes.
Domingo 14 de agosto de 2016
Martín Scaldaferro tenía 16 años, cursaba quinto año y era muy querido por todos. Este viernes, dos delincuentes lo mataron a cuchillazos cuando él intentó escapar de su casa de Escobar para avisarle a la Policía que les estaban robando. Su padre, que también estaba en la vivienda, se abalanzó sobre los ladrones, resultando herido, pero sin poder evitar la tragedia.

El caso impactó a los vecinos del barrio que no salen del estado de shock. Martín Scaldaferro falleció en el hospital Erill tras ser apuñalado con un cuchillo de su propia cocina cuando intentaba huir de los delincuentes que entraron el viernes en su casa. Su padre también fue atacado, pero permanece internado en un sanatorio de San Isidro y ya está fuera de peligro. Los delincuentes se escaparon sin robar nada y están prófugos.

De acuerdo a lo precisado en el diario local, cuatro delincuentes golpearon a las 15.30 la puerta de la familia Scaldaferro, en San Lorenzo 443, Escobar. Cuando uno de los integrantes abrió la puerta, los ladrones aprovecharon y se metieron por la fuerza, pero aparentemente desarmados.

Martín, de 16, quiso escapar, pero los ladrones lo descubrieron y lo interceptaron a cuchillazos con un cuchillo que tomaron de la cocina. El padre, desesperado, se tiró sobre ellos pero no pudo detener el crimen. El hombre quedó herido y los ladrones escaparon sin robarse nada.

Tras luchar durante algunas horas por su vida, el joven falleció esta madrugada en el quirófano del hospital Erill a causa de las graves heridas sufridas. Su padre, Gerardo Scaldaferro, también recibió puntazos en su cuerpo, pero sobrevivió y se recupera en el Sanatorio de La Trinidad de San Isidro.

La Policía detalló que los ladrones salieron corriendo hacia la calle Travi, se subieron a un Honda City gris y se fugaron sin robar nada.

"Tenemos que trabajar hasta que los agarremos. De acá no se va nadie hasta que eso pase", expresaron desde la jefatura distrital. A raíz de este bestial homicidio, vecinos y comerciantes de la ciudad están convocando a través de Facebook a una marcha por justicia y seguridad para el viernes 19.

Mientras tanto, los restos de Martín Scaldaferro están siendo despedidos por una gran cantidad de personas en una cochería de la calle Bernardo de Irigoyen al 200 en Escobar.