Macri se reunió con Xi Jinping: cómo sigue su agenda en China

El Presidente busca negocios e inversiones en el gigante asiático, se encontrará con algunos de los principales industriales de aquel país y hasta visitará una planta de una fabricante de teléfonos.
Sábado 3 de septiembre de 2016
Macri se reunirá también con el presidente de la Federación Rusa, Vladimir Putin, en un encuentro previsto para mañana a fin de evaluar diversos temas de interés bilateral.

La entrevista con Xi se celebra en la Casa de los Huéspedes del Estado del Lago Oeste de la ciudad de Hangzou y comenzó a las 9 de la mañana (22 de Argentina) y se extendió durante 20 minutos, reviste especial importancia para para la administración de Macri, ya que los proyectos de inversión de China en el país suman 25.000 millones de dólares.

El mandatario argentino concurrió a la cita acompañado por Guelar; la canciller, Susana Malcorra, el secretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo; el secretario de Hacienda y Finanzas Públicas, Pedro Lacoste, y colaboradores.

El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, estaba llegando a Hangzou en el mismo momento en que se realizó este entrevista, de modo que no participó de la misma, aunque sí lo hará del encuentro previsto a continuación con la empresa China National Nuclear Corporation (CNNC), con la que fueron suscriptos acuerdos para la construcción de dos centrales nucleares.

“La década pasada fue la gran década de inserción china, se convirtió en el primer socio de Estados Unidos, Europa, Rusia y Alemania, Brasil y la Argentina; hoy es nuestro principal banquero e inversor, y el más importante mercado de productos agroindustriales”, explicó Guelar en diálogo con Télam Radio.

En ese sentido, manifestó que entre las inversiones “hay proyectos energéticos eólicos solares en Jujuy, La Rioja, San Juan; un acueducto en Entre Ríos; las dos empresas hidroeléctricas que ya cerraron acuerdos, y dos platas nucleares”.

Además, agregó que “todo esto no ocurre en un día, no es una lluvia; madura a lo largo de varios años”.

“Hoy tenemos que replantear en términos competitivos: mayor inversión de empleo, valor agregado y competitividad; estamos sentando las bases de esa nueva etapa, y la respuesta china es positiva”, agregó.

Finalmente, en referencia al G20, resaltó que “China ha venido ejerciendo la presidencia durante años, hay reuniones en todas las áreas, está relación íntima y constante entre las 20 economías que representan el 85% del producto bruto mundial, y el 65% de la población mundial”.

Guelar agregó el G20 se hará en Alemania en 2017 “y en 2018 vamos a tener el honor de presidir este ámbito tan importante, hay una inmensa tarea en los próximos dos años, de lo que plantea la presidencia china, y que deberá cumplirse durante las presidencias alemana y argentina".

Guelar, destacó la creciente relación entre Argentina y china y sostuvo se trabaja para que "en cinco años" los ciudadanos chinos "no necesiten visa para entrar en Argentina".

"Los argentinos no necesitamos visa para los países de América Latina ni para Europa, y estamos tramitando un 'waiver' con los Estados Unidos. Entonces, ¿qué razones hay para pedirle visa a los chinos?", argumentó Guelar en una entrevista concedida a la revista argentina especializada Dang Dai.

En esa nota el diplomático puntualizó que las gestiones oficiales "están encaminadas" para que el presidente Macri visite China "en el primer trimestre" del año próximo, cuando se cumplen 45 años del restablecimiento de las relaciones bilaterales.

"En el último trimestre queremos tener la visita del presidente Xi Jinping a la Argentina", señaló el embajador respecto del año entrante y añadió que buscará "la aprobación de un protocolo general para la exportación de alimentos argentinos, como inicio de una iniciativa que involucraría a otros países sudamericanos".

"Le estamos proponiendo a China avanzar en la situación que se ha esbozado: queremos proveerla de alimentos. Materia prima y alimentos elaborados", amplió.

Guelar destacó además "el gran papel de China en la conducción del G20" y consideró que la cumbre de Jefes de Estado que se llevará a cabo este fin de semana en la ciudad china de Hangzhou "no es un evento aislado sino que se ha venido trabajando durante todo el 2016" en "un valioso ejercicio de 'gobernanza planetaria', en el que 20 naciones representativas abordan cuestiones centrales para el sistema internacional".

"Estamos ante una gran oportunidad para construir, juntos, China y Argentina, el período más interesante y profundo de la historia de las relaciones bilaterales", subrayó.
Macri llegó ayer a la medianoche a Hangzou, acompañado por su esposa, Juliana Awada, y una comitiva de funcionarios, luego de una escala en Doha, capital de Qatar, donde fue recibido por el emir Tamim bin Hamad Al Thani.

Macri se reunirá en China también con el empresario Jack Ma, presidente del grupo Alibaba, de negocios de internet, y con los responsables de la compañía Sany, que representa el 64 por ciento del mercado mundial de volcadoras de cemento.

También mañana, Macri se reunirá con directivos de la firma Power China, la mayor compañía productora de electricidad de China; de Gezhouba, contratista de las dos centrales hidroeléctricas en el río Santa Cruz, que hoy representan el mayor emprendimiento hidroeléctrico chino fuera de China.

En tanto, la agenda del domingo y del lunes estará centrada en la cumbre del G20, que comenzará formalmente ese día a las 13 (4 de la madrugada hora de Argentina), con el saludo oficial del anfitrión, Xi Jinping a los jefes de Estado y de Gobierno presentes, en el Centro Internacional de Exposiciones de Hangzhou.