Olimpo goleó a un abatido Godoy Cruz

Los tantos del equipo bahiense fueron hechos por Rodríguez, Pizzini y Coniglio.
Sábado 24 de septiembre de 2016
Jugando a un nivel superlativo, Olimpo derrotó sin atenuantes a Godoy Cruz de Mendoza por 3 a 0 al cabo de un entretenido encuentro disputado esta noche en el estadio "Roberto Natalio Carminatti", en el marco del partido que dio inicio a la cuarta jornada del torneo de Primera División.

El defensor uruguayo Carlos Rodríguez a los 22 minutos del primer tiempo inauguró el marcador para el dueño de casa mientras que Francisco Pizzini aumentó la diferencia a los 25 del complemento. Fernando Coniglio le dio cifras definitivas al score a los 44 minutos de la misma etapa.

Ambos elencos terminaron el cotejo con un hombre menos por sendas expulsiones de Cristian Villanueva a los 44 minutos del primer tiempo en el dueño de casa y de Gastón Giménez a los 47 del segundo período en el "Tomba".

La formación inicial de Olimpo dejó en evidencia las intenciones ofensivas del conjunto de Cristian Díaz al colocar en cancha a tres delanteros netos.

Sin atravesar sobresaltos en defensa el dueño de casa dominó de punta a punta el primer tiempo basándose en la ubicuidad de Villaruel (la figura de la noche) y en un andamiaje que funcionó de manera perfectamente cohesionada.

En contraposición su desconcertado adversario deambuló por el terreno de juego dejándose arrear por un rival que de manera imprevista asumió el protagonismo exclusivo que se vio coronado por el tanto de Rodríguez, quien libre de marcas empujó de manera poco ortodoxa un preciso de centro desde la izquierda de Mansilla.

La expulsión de Villanueva por parte del riguroso Lamolina sobre el final del primer tiempo, quien a diferencia de la recordada indulgencia de su padre pareció apresurarse en la decisión, podría haber oficiado como punto de inflexión en el desarrollo ya que en el complemento y con un hombre de más el "Tomba" intentó revertir su hasta entonces fallida performance, aunque su ligero cambio de actitud favorecido por la incidencia apuntada solo le alcanzó para equiparar las acciones durante un cuarto de hora ante un oponente que por lógica consecuencia
dejó de atacar como al principio.

Sin generador de juego definido, con Ayoví lejos del nivel que se le conoce y con un "Morro" García a paso cansino, seguramente por las serias dificultades que le provoca el prominente abdomen que luce y del que no se puede despojar desde el comienzo de la temporada, Godoy Cruz fue apenas una mueca decadente de aquella formación que peleó palmo a palmo el certamen pasado.

El tanto de Pizzini, quien definió con un excelente movimiento previo una cesión de Coniglio, terminó con las pocas esperanzas "bodegueras" de encarrilar un cotejo que se le hizo cuesta arriba desde su mismo comienzo mientras que el lujoso tanto de Coniglio, quien definió de "cucharita" sobre el cuerpo de Rey un pase de Julián Fernández sobre la expiración del tiempo reglamentario, resultó una especie de corolario a tan lucida actuación del local en desmedro de un equipo cuyano que hoy pareció tocar fondo, a juzgar por la intempestiva reacción de Giménez, quien a pocos segundos del final se hizo expulsar infantilmente víctima de la impotencia.