"Es muy triste la realidad que estoy viviendo", dijo la mamá de Brian

Tras la liberación del menor acusado de cometer el crimen de su hijo, Fernando y Eliana marcharon en reclamo de Justicia. "Así vivimos. ¿Cuántos Brian va a haber?. Por favor, seguridad", afirmaron.
Miércoles 11 de enero de 2017

La concentración, realizada en Carabobo y Rivadavia, fue encabezada, como en anteriores ocasiones, por Fernando y Eliana, los padres de Brian, quienes anunciaron una marcha al Congreso "el 23 o 25" de enero para pedir la baja en la edad de imputabilidad.

 Marcha en Flores por Brian - Padres

"Estamos defraudados totalmente", dijo Fernando Aguinaco. No se puede vivir así".

 

Por su parte, Eliana, la madre del menor, agregó: "Así vivimos. ¿Cuántos Brian va a haber?. Por favor, seguridad".

 

Ambos progenitores se quejaron de que Argentina "es el único país en el que estamos así. Se condenan (afuera) a chicos de 12 años y acá no pasa nada". También manifestaron que "entre las leyes y las puertas del país, que entra cualquiera, es una locura".

 

Mientras tanto, vecinos de la pareja reclamaban justicia a viva voz y con pancartas con la foto de Brian".

 

Los papás del nene asesinado habían dado una serie de entrevistas el fin de semana en las cuales reclamaron que el chico no quedara libre: "Fuimos a tribunales y el juez no nos pudo atender. Estamos detrás de esto. Le digo al juez que él es el único responsable si el menor sale", había dicho la mama de Brian Aguinaco.

 

Brian Aguinaco, de 14 años, murió luego de recibir un disparo en la cabeza en la esquina del pasaje Robertson y Asamblea cuando viajaba en un auto Volkswagen Polo junto a su abuelo y se cruzaron con dos "motochorros" cuando robaban a una mujer y a su hija que iban por la calle.

 

Su muerte desató una ola de reclamos de los vecinos de Flores, que protagonizaron una pueblada frente a la comisaría.

 

Horas después, el adolescente de 15 años, también de nombre Brian, sospechado de haber cometido el crimen, fue detenido en Santiago de Chile.

 

El menor vivía en la villa 1-11-14, pero gracias a Facebook se descubrió que su madre lo mandó a Chile tras el homicidio y lo ayudó a ocultarse de la policía, enviándolo con su padre.

 

En la causa está preso Luis Armando Gómez, alias "Yun", de 26 años, acusado de participar del homicidio.

 

"Yun" había sido condenado en 2012 por el Tribunal Oral Criminal 30 a cuatro años de cárcel por el delito de tentativa de robo, lesiones y resistencia a la autoridad, una pena de la cual cumplió dos años de acuerdo a registros oficiales; y en junio de 2015 volvió a caer preso por un nuevo ataque "motochorro" y por trenzarse a golpes con el policía que lo detuvo.