Gobierno terminó acuerdo con petroleras y liberará precios de combustibles

El Gobierno liberará el precio de los combustibles desde el próximo domingo, por lo cual serán ahora las petroleras las encargadas de determinar los incrementos en la nafta.
Lunes 25 de septiembre de 2017

Combustibles

A partir del primero de octubre, los precios de los combustibles se regirán por el mercado debido a que el Gobierno dio por concluido de manera unilateral el acuerdo de precios que mantenía con las petroleras.


La puesta en marcha de la desregulación en los precios estaba pautada para el próximo año, pero el Ministerio de Energía decidió adelantar la modificación respecto del esquema vigente desde principios de la década del ´90.


Así, desde el 1° de octubre, el mercado local comenzará a alinearse con los precios internacionales tras la decisión de la cartera energética de concluir el acuerdo con las petroleras.


Con el cambio, informado a través de una nota con fecha en el 22 de septiembre, el Gobierno dejará de pactar los precios con las empresas tras tomar en cuenta el nivel del tipo de cambio.


Hasta el momento, la actualización del precio de los combustibles se realizaba cada tres meses en función de lo pautado con las compañías, de acuerdo con una fórmula integrada por el precio internacional del petróleo, el de los biocombustibles y el dólar.


Si bien con esa modificación se cancelaría la suba pautada para principios de octubre, el hecho de equiparar los precios locales con internacionales implicaría un aumento inevitable.


El ministro de Energía, Juan José Aranguren, indicó este lunes que "el barril cuesta en el exterior unos 59 dólares, mientras que en la Argentina oscila entre 55 y 57 dólares".


"A partir de la caída de precios internacionales, quedamos por encima de esos números pero con gradualismo en los últimos tres años se fueron acomodando a los valores", explicó Aranguren, al hablar en la Exposición Argentina Oil & Gas, organizada por el Instituto Argentino del Petróleo y el Gas (IAPG).


En julio, los precios de los combustibles aumentaron entre 6% y 7,2% en las estaciones de servicio de la Capital Federal y el Conurbano, lo que llevó el litro de la nafta de mayor calidad hasta los 23 pesos.


Anteriormente, los precios de los combustibles habían subido un 8% a principios de año pero en abril tuvieron un descenso de 0,1% en naftas y 2,6% en gasoil.