Pedro Sánchez o como jugar a la ruleta rusa con el tambor lleno

Sábado 2 de junio de 2018

España - Rajoy

La sentencia de la Audiencia Nacional sobre la trama Gürtel sirvió para llevar adelante por parte del Psoe una moción de censura contra el Primer Ministro Mariano Rajoy. Un trámite normal.

 

Las Cortes Españolas (Parlamento) fueron el campo de batalla dialéctico. Algo está pasando en España, está habiendo una fuerte vocación por el suicidio. Un perdedor como Pedro Sánchez (nunca ganó ni una elección) logró llegar a Primer Ministro del Reino de España.


El canciller de hierro Otto von Bismark dijo alguna vez que “la nación más fuerte del mundo es, sin duda, España. Siempre ha intentado autodestruirse y nunca lo ha conseguido. El día que dejen de intentarlo, volverán a ser la vanguardia del mundo”.


Con una coalición política esperpéntica conformada por partidos decididamente enemigos de España como los independentistas catalanes de ERC, los independentistas pro-etarras de Bildu, el PDeCat (de Puigdemont), Compromís y Nueva Canarias con el, quiero seguir creyendo, constitucionalista Partido Socialista Obrero Español (Psoe), Pedro Sánchez se lanzó al asalto del poder.


Que los políticos están metidos en la corrupción no hay dudas, el PP está manchado pero también el Psoe, y los catalanes y hasta los vascos del PNV, que apuñalaron por la espalda a Rajoy después de haber aprobado para ellos una beneficiosa ley de presupuestos.


Sánchez no ha ni formado su gabinete y ya comenzaron los líos, sus socios (menos el PNV) registraron sus vetos al proyecto de Presupuestos Generales en el Senado.
Sánchez estuvo en contra de la ley de presupuestos, pero para atraerse a los vascos se puso a favor. ¿Qué hará ahora?


La Fiscalía de Schleswig- Holstein está de acuerdo con extraditar al fugado Puigdemont a España por el delito de rebelión. ¿Cómo negociará con el PDeCat?
¿Qué trato tendrá con el racista presidente de la Comunidad Autónoma catalana?
El PP deberá renovarse, pero aún tiene poder en diputados y mayoría en el Senado.


El discurso de Albert Rivera fue excelente. Un llamamiento a todos. A Rajoy le pidió que renunciara para hacer un llamado inmediato a elecciones. Hubiera sido lo más lógico. Rajoy ha resistido como lo hicieron los celtas de Galicia a los romanos en el Monte Medulio. No ha renunciado y ha dejado una bomba. Sánchez ha llevado a su partido a formar una alianza con los enemigos de su propio país. Tendrá que ser un gran malabarista o un genio para conciliar intereses tan dispares. Será bueno ver cómo lo hace. Si lo logra, todo bien. De lo contrario el mundo verá cómo se desmonta el país más viejo de Europa.


De todas formas habrá que verlo andar, en una de esas se produce el milagro. Personalmente siempre consideré a Sánchez más inoperante que Rodríguez Zapatero (lo que no es poco). Ahora su ambición y arrogancia han sido más fuertes. En una de esas tiene un rapto de lucidez y llama a elecciones, pero el poder es tentador. ¿Irá a Turín a partir del 7 de junio?


Como la rana, lleva sobre sus espaldas al alacrán de sus aliados políticos y con ellos tendrá que cruzar el lago.

 

Por Manuel Castro.

Periodista de Canal 26 - Analista internacional

*INVITADO DEL DÍA DE DIARIO26.COM

Manuel Castro
Internacionales (Mundo)
España
Mariano Rajoy
Pedro Sánchez (España)