Protesta contra Uber, taxis, reclamo

Noticias relacionadas

 

La Legislatura porteña debate un proyecto que pretende detener el funcionamiento de Uber. Lo hace buscando endurecer las penas a quienes transporten pasajeros en vehículos ilegalmente, que no están habilitados para hacerlo. La pena podría traducirse en multas de hasta 200 mil pesos, y se da en el marco de una iniciativa respaldada por el gremio de los taxistas a la vez que fuertemente rechazada por la empresa, desde donde se cree que la determinación los "castiga y persigue".

 

El proyecto presentado por la bancada oficialista de la Legislatura porteña establece el cambio de varios artículos del Código de Tránsito y Transporte. Los taxistas se reunieron en la Legislatura, Perú al 100, en apoyo a la propuesta del oficialismo que sube las penas, con multas de hasta 200.000 pesos y la retención de la licencia de conducir.

 

El proyecto que estudia la Legislatura, contempla además multas económicas para el titular o responsable del vehículo que transporta pasajeros.

 

La iniciativa fue cuestionada por Uber, desde donde se dijo en un comunicado que su actividad era legal y solicitó a la Legislatura por "un debate participativo". El gerente de Comunicaciones de Uber para Cono Sur, Juan Labaqui, consideró que la Ciudad de Buenos Aires "no hizo nada para abrir una conversación constructiva" que resuelva la situación de la empresa, y pidió "que se dé una discusión en la que participen los usuarios".

 

"Perseguir no es el camino. El caso de Mendoza demuestra que con voluntad política se puede debatir la movilidad y la tecnología. Nuestro compromiso es con todos los que eligen Uber cada día", sostuvieron voceros de la compañía Uber.