Mar del Plata en estado de abandono: grave denuncia contra el intendente Carlos Arroyo 

A tres años de la asunción del intendente del partido de General Pueyrredón, Carlos Arroyo, el balance es muy negativo. La gestión del funcionario está marcada por las falencias a todo nivel y hasta los propios trabajadores municipales están en su contra.

 

Calles rotas e inundadas, una ciudad triste y abandonada y en medio, rehenes de la situación, los vecinos, quienes denuncian que el intendente "no los escucha y les da la espalda".

 

Karina, una de las lugareñas expresó: "Mar del Plata es una ciudad triste y está abandonada. Hay mucha gente durmiendo en la calle".

 

De hecho, la ciudad amaneció con pintadas de "Arroyo mentiroso" en el marco del conflicto que lleva adelante con varios sectores: trabajadores municipales, comerciantes y hasta docentes.


Arroyo incluso, le da la espalda a uno de los hitos turísticos del lugar, la rambla Bristol. Inaugurada el 19 de enero de 1913, cuando el progreso parecía no tener fin. Lo único que faltaba en Mar del Plata era un paseo a la altura de estas circunstancias y del prestigio que ya en ese entonces gozaba.

 


Las imágenes de época hablan de la trascendencia que tuvo, y que hasta hace muy poco mantuvo este lugar emblemático, ahora devenido en tierra arrasada.

 

Vidrios rotos, paredes vandalizadas, pasto crecido, basura, son las nuevas postales de un lugar histórico.