Crimen en Rosario


Una mujer se quejó con dos motociclistas que circulaban a alta velocidad por las calles de Rosario y la asesinaron de un balazo en la cabeza.

 

Soledad Sotelo, de 32 años, se encontraba de visita en la casa de sus padres en la calle Alsina al 2800 del barrio San Francisquito junto su marido y sus dos hijos de 5 y 7 años.

 

Mientras pintaban la casa de sus padres aprovechando el día libre, dos motociclistas pasaron a alta velocidad delante suyo y cerca de sus hijos por lo que la víctima increpó: "¡Eh loco, casi me chocás!".

 

Noticias relacionadas

Al mismo tiempo, el marido de Soledad le gritó a uno que se detuvo: "Si me tocás un hijo, te mato".

 

Tras la discusión, los motociclistas se fueron pero más tarde, uno de ellos regresó armado y disparó. Una de las balas dio en la cabeza de la mujer, que si bien fue trasladada al Hospital de Emergencias Clemente Alvarez (HECA), donde quedó internada en estado reservado, finalmente falleció.

 

La investigación quedó a cargo de la Fiscalía de Homicidios Dolosos de Rosario, con intervención del Gabinete de Criminalística de la Policía de Investigaciones (PDI).