Thatcher saluda la "gran victoria" contra Argentina en las Islas Malvinas

"La agresión fue derrotada y se revirtió", remarcó al ex primera ministra británica Margaret Thatcher en vísperas del 25 aniversario del fin del conflicto bélico. Y recordó que en ese momento mucha gente le dijo que enviar tropas para recuperar las islas "sería un desastre".
Miércoles 13 de junio de 2007
La ex primera ministra británica Margaret Thatcher saludó la recuperación en 1982 de las islas Malvinas, tras el inicio de la guerra en abril de ese año, como una "gran victoria en una causa noble", en vísperas del 25 aniversario del fin del conflicto bélico.

"Hace 25 años las fuerzas británicas garantizaron una gran victoria, en una causa noble. La nación entera se llenó de júbilo, y debemos seguir llenos de alegría. La agresión fue derrotada, y se revirtió", declaró la baronesa de 81 años a la emisora British Forces Broadcasting Service (BFBS).

"Enviar tropas a una batalla es la más grave decisión que puede tomar un primer ministro", declaró Thatcher, quien consolidó, durante esa contienda, su mote de "Dama de Hierro", al no dudar en enviar tropas para recuperar las islas.

"Pelear 8.000 millas lejos de casa, en condiciones peligrosas, contra un enemigo bien armado, aunque mal dirigido, fue un reto enorme", subrayó Thatcher, que recordó que en ese momento mucha gente, en Londres y en el extranjero, vaticinó que enviar tropas para recuperar las islas sería un "desastre".

La ex premier conservadora envió además un saludo a los habitantes de las islas del Atlántico Sur, ocupadas por los británicos en 1833 y cuya soberanía reclama Argentina desde entonces.

La "intensa experiencia" vivida en esa guerra -que duró 74 días y dejó 649 muertos argentinos y 255 británicos- "nos une en espíritu", afirmó.

"Ustedes están en mis pensamientos y en mis oraciones", declaró Thatcher, en vísperas del vigésimo quinto aniversario de la ceremonia de rendición de las tropas argentinas, el 14 de junio de 1982, en la capital de las islas, Port Stanley.

"Los deseos de los habitantes de las islas fueron respetados y defendidos. El honor y los intereses de Gran Bretaña prevalecieron", subrayó Thatcher.

Veinticinco años tras el fin del conflicto bélico, la disputa que mantienen Buenos Aires y Londres por el remoto Archipiélago sigue intensa.

Argentina volvió a reiterar esta semana su reivindicación de la soberanía sobre las Malvinas y calificó de "incomprensible" la posición del Reino Unido, que mantiene su negativa de iniciar una negociación para resolver la disputa.

Naciones Unidas votó hace 42 años una resolución que invita a ambos países a negociar una fórmula de acuerdo, pero Londres sostiene el derecho a la autodeterminación de los kelpers, como se denomina a los 3.000 habitantes de origen británico que viven en el archipiélago.

El triunfo en la guerra del Atlántico Sur está siendo conmemorado en una serie de actos -misas, desfiles militares, exposiciones reuniones de veteraranos- en todo el país.

El 17 de junio, se desarrollará en Londres un gran desfile de la Guardia Real y los veteranos de guerra, al que asistirán la reina Isabel II, el príncipe Carlos de Inglaterra, el primer ministro Tony Blair y Margaret Thatcher, así como la cúpula militar.

Habrá también actos en las islas, para conmemorar su regreso a bandera británica, entre los cuales una misa el jueves en la catedral de Port Stanley, a la que asistirá el ministro de las Fuerzas Armadas británicas, Adam Ingram, y que será retransmitida por la televisión británica.