Bisordi renunció a la presidencia de Casación

El juez dejó el máximo cargo en la Cámara Nacional de Casación Penal, pero allegados ratificaron que continuará en el organismo. El polémico magistrado está acusado de demorar causas por violaciones a los derechos humanos.
Jueves 6 de septiembre de 2007

El juez Alfredo Bisordi presentó su renuncia a la Presidencia de la Cámara Nacional de Casación Penal, aunque confirmó que continuará como vocal de ese cuerpo.

En medio de la polémcia que lo envuelve con el Gobierno nacional por el presunto "cajoneo" de causas vinculadas con la dictadura militar, Bisordi presentó la renuncia a la titularidad del máximo tribunal en lo Penal de la Nación aunque seguirá integrando el cuerpo como camarista.

Voceros judiciales indicaron que Bisordi "por el momento no va a formular declaraciones a la prensa" y que la dimisión es "solamente a la Presidencia del cuerpo".

En más de una oportunidad, el magistrado fue criticado duramente por el presidente Néstor Kirchner a raíz del retraso en el trámite de las causas contra ex represores de la dictadura y, a la vez, sobrelleva un juicio político en el Consejo de la Magistratura.

El pasado 26 de abril, durante su exposición ante ese cuerpo, Bisordi atribuyó el juicio político en su contra a "una maniobra del Gobierno" y se calificó como "política e ideológicamente enemigo" de la administración de Kirchner.

Los cruces públicos entre Bisordi y el Gobierno nacional se repiten desde que el Presidente lanzó fuertes críticas a la Cámara de Casación Penal, durante el acto recordatorio de las víctimas del terrorismo de Estado, el pasado 24 de marzo, en Córdoba.

El Gobierno nacional lo cuestionó por un supuesto retraso en el tratamiento de las causas contra represores y el magistrado respondió que el oficialismo y expresó que sus dirigentes tienen "simpatía" con "algunas agrupaciones que actuaron en el pasado".

Además, el titular de Casación había denunciado a la gestión de Kirchner por querer "sacar a los jueces que no le son afines ni le ofrecen garantías".