Una mujer de 20 años fue detenida acusada de asesinar a golpes a su hijo de un año y ocho meses, quien murió el 24 de mayo último, en el Hospital de Vicente López, adonde lo había llevado su madre, con la excusa de que se había caído porque era muy travieso, informaron fuentes judiciales y policiales.

Noticias relacionadas



Los médicos forenses constataron que el bebé falleció porque tenía un severo hematoma en el cráneo y desgarros de pulmón, hígado y bazo, todo ocasionado por golpes.

Según las fuentes, el chico de 19 meses ingresó al hospital el 24 de mayo, en estado crítico, y su madre le contó a los médicos que estaba preocupada porque tenía muchos vómitos.

Los médicos constataron las lesiones y la mujer dijo que el chico "se caía y golpeaba frecuentemente porque era muy travieso", según confió una fuente judicial.

A pocos minutos de ingresar en el hospital, el bebé falleció, por lo que los médicos realizaron la inmediata denuncia a la policía.

El caso quedó en manos del fiscal de Vicente López Germán Saint Martín, quien con los resultados de la autopsia ordenó el miércoles último la aprehensión de la madre del pequeño.

La mujer, de 20 años y cuya identidad se mantiene en reserva para no identificar a la pequeña víctima, vive en la localidad de Villa Martelli, en un hogar de bajos recursos.

Los investigadores determinaron que el bebé sólo estaba al cuidado de la madre, pues estaba separada y el padre sólo lo visitaba esporádicamente.

Con las pruebas colectadas por el fiscal, el juez de Garantías de San Isidro Orlando Díaz convirtió ayer la aprehensión de la mujer en detención.

La madre está imputada de "homicidio calificado por el vínculo", un delito que se castiga con prisión o reclusión perpetua.

La mujer fue trasladada a la fiscalía a cargo de Saint Martin para ser indagada pero, asistida por un defensor oficial, hizo uso de su derecho de negarse a declarar.