La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) incorporó perros entrenados para buscar dólares a su sector de pasos fronterizos y aduanas internacionales. El motivo de la medida es evitar la fuga de divisas.

Son 300 los canes de razas Labrador y Golden Retriever que el organismo recaudador puso a trabajar en la terminal portuaria de Buquebus, el Aeroparque metropolitano Jorge Newbery, el puerto de Buenos Aires y pasos fronterizos terrestres con Uruguay, como el de la localidad entrerriana de Gualeguaychú.

El lunes pasado estos canes detectaron US$ 30 mil debajo de la rueda de auxilio de un BMW último modelo que se aprestaba a viajar en Buquebus. “El perro olfateó y marcó con la mirada el lugar, en donde había tres fajos de US$ 10 mil ocultos, por lo que se sospecha fue contrabando”, relataron las autoridades. Su dueño fue demorado, mientras que el auto permanecía secuestrado.

“En 2004 sólo había dos perros en la AFIP, por lo que se inició un plan estratégico para sumar tecnología e infraestructura. Ahora tenemos 300, de los cuales cincuenta detectan divisas extranjeras, tanto dólares como euros”, explicó a Perfil la directora general de Aduanas, Siomara Ayerán.En el último semestre, solamente en la terminal de Buquebus, se secuestraron US$ 1,5 millón en seis procedimientos, y US$ 1,2 millón en otras fronteras.

Durante el verano los fuertes serán Buquebus, el Puerto de Buenos Aires y los pasos terrestres a Uruguay, en especial el de Gualeguaychú, pero también habrá canes en las fronteras con Bolivia y Paraguay, añadió Ayerán.