El gobernador de Córdoba, José Manuel de la Sota anunció este mediodía que se alcanzó un "acuerdo" con las esposas de los policías autoacuartelados, luego de los violentos saqueos ocurridos en la capital provincial.

El mandatario provincial dijo que a partir del acuerdo alcanzado, "la Policía va a salir a perseguir a los delincuentes" que protagonizaron los saqueos en distintos puntos de la ciudad.

También confirmó que son tres los fallecidos en el marco de los violentos hechos, mientras que advirtió que "quedó en claro en las imágenes televisivas que no hubo un estallido social, sino delincuentes organizados que aprovecharon la ausencia policial".

"Nuestra fuerza policial saldrá por pedido de nuestro Poder Judicial judicial, de este gobernador, a perseguir a todos los delincuentes y saqueadores", bramó De la Sota, al inicio de la conferencia de prensa que dio este mediodía para anunciar el acuerdo con los policías, durante la cual fue aplaudido y ovacionado.

Una vez concretado el anuncio del gobernador, los miles de agentes que se habían autoacuartelado, en medio de un clima festivo, comenzaron a salir a las calles con decenas de móviles, desde el lugar en el que se encontraban apostados con el acompañamiento de sus familias, en el barrio Cervecero.

De la Sota también aprovechó la ocasión para agradecer a mandatarios y legisladores opositores que se solidarizaron y reclamaron la intervención de fuerzas federales al Gobierno nacional y aludió con especial dureza a las declaraciones que esta mañana formuló el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich.

El gobernador expresó su agradecimiento a "Graciela Ocaña, Sergio Massa, Julio Cobos, Mauricio Macri, Daniel Scioli, Antonio Bonfatti" y lanzó el dardo para el gobierno de Cristina Kirchner:

"La respuesta que recibimos hoy es como si los cordobeses tuviéramos que quemar nuestro DNI, porque algunos no nos consideran parte de la República Argentina".

Capitanich había dicho en la mañana del miércoles que el "conflicto salarial compete excluyentemente a la provincia" y que no había recibido ningún llamado de De la Sota, en procura de ayuda.

"Quiero adelantarles también que el próximo martes a las 9 de la mañana voy a estar puntualmente en la Casa Rosada para exigirle al Gobierno nacional que nos pague lo que nos debe", lanzó también De la Sota.

También agradeció a "los medios de comunicación" y anunció que les pedirá las "filmaciones de todos los saqueos y destrozos" para que "la Justicia pueda instruir causas en contra de todos ellos".

Tras la conferencia de prensa, el jefe de Gabinete provincial, Oscar González, explicó que el acuerdo establece que el sueldo básico de bolsillo de un agente sera de 8.000 pesos y, si está en la calle, de 9.000 pesos, de modo que "con los adicionales se superan los 10.000 pesos con comodidad".