CORRUPCIÓN K

El testigo que Cristina Kirchner pidió que declare y se le volvió en contra

La ex presidente pidió que un empresario declare en el juicio de la obra pública que no hubo cartelización. Pero en la causa de los cuadernos dijo como arrepentido que sí la hubo.
Sábado 25 de agosto de 2018

Cristina Kirchner en el Senado (Reuters)

La defensa de la ex presidente Cristina Kirchner pidió que el empresario Carlos Wagner declarara como testigo en el juicio oral por la obra pública en el que la ex mandataria será juzgada. Pero dos meses después, el empresario dijo que hubo cartelización y que para eso se pagaban coimas. Fue cuando declaró como arrepentido en la causa de los cuadernos de la corrupción de funcionarios del gobierno anterior y empresarios, lo que le permitió quedar en libertad.


Wagner era el presidente de la Cámara de la Construcción y titular de la empresa ESUCO.

 

Cuando la defensa de Cristina Kichner pidió la prueba para el juicio oral sostuvo que la acusación central fue que las empresas del Grupo Báez se quedaron con el 80 por ciento de la obra pública vial en Santa Cruz de 2003 a 20015 para lo cual se hacía "una puesta en escena tendiente a disimular en los papeles una competencia entre oferentes que en realidad no existía".


La defensa de Cristina Kirchner, afirma: "Ahora bien, si los demás titulares de las empresas participantes en dichas licitaciones no fueron llamados a prestar declaración indagatoria en la presente causa debe entenderse que a criterio de los acusadores los mismos se encuentran libres de toda sospecha".

 

Noticias relacionadas

El empresario declaró como arrepentido a principios de agosto. Dijo que en 2004 el entonces ministro de Planificación Federal Julio De Vido le dijo que a pedido del entonces presidente Néstor Kichner "la obra pública iba a ser uno de los métodos de recaudación de dinero para los gastos políticos". Para eso cuando se llamaba a una licitación pública las empresas se reunían y entre ellas determinaban quién era el ganador.


"Una vez adjudicada la obra, el compromiso era abonar para gastos políticos, para necesidades políticas, el anticipo que estaba establecido los pliegos. El porcentaje del anticipo financiero era entre el 10 y 20 por ciento del total de la obra, y deducidos los impuestos el compromiso era entregar la totalidad restante del anticipo financiero a modo de retorno", dijo Wagner.


El juicio oral por la obra pública está a cargo del Tribunal Oral Federal 2. Los jueces Jorge Gorini, Rodrigo Giménez Uriburu y Jorge Tassara todavía no decidieron si aceptan a Wagner y a Calcaterra como testigos. Tampoco fijaron la fecha de inicio de juicio, que podría ser para principios del año que viene.

 

El fiscal del juicio, Diego Luciani, pidió copia de la causa de los cuadernos y podría pedir la declaración de otros empresarios que declararon como arrepentidos y que aceptaron que pagaron coimas para obtener negocios de la obra pública, como Aldo Roggio, Gabriel Romero y Juan Chediack.

 

 

Cristina Fernández de Kirchner
Carlos Wagner
Megacausa de coimas
Política (Gubernamental)
FIRMARON UN DOCUMENTO

Vicentin: oposición exige a Cristina Kirchner anular media sanción del proyecto para investigar empresa

Se envió una nota a la titular de la Cámara alta para reclamarle que “rechace” la aprobación que logró el miércoles.
Jueves 25 de junio de 2020

Sesión Senado, Cristina Kickner, Agencia NASesión Senado, Cristina Kirchner, Agencia NA.

La oposición en el Senado le exigió a la presidenta de la Cámara alta, Cristina Fernández de Kirchner, que no gire a Diputados el proyecto de ley para crear la Bicameral de Investigación sobre las deudas de la cerealera Vicentin porque la norma no obtuvo los dos tercios de los votos "requeridos por el Reglamento de la Cámara" para su sanción.

 

La misiva presentada esta tarde también acusa a la vicepresidenta de la Nación de haber "cercenado" la palabra a los senadores de Juntos por el Cambio y del Interbloque Parlamentario Federal cuando se estaba terminando la sesión de ayer y querían consignar que el proyecto no había reunido la mayoría agravada de los votos.

 

El expediente que crea la Bicameral de Vicentin obtuvo 41 votos a favor y 29 en contra.

 

Mientras el oficialismo argumenta que la iniciativa presentada por el peronista neuquino Oscar Parrilli podía ser aprobada por mayoría simple por tratarse de un proyecto de ley, la oposición considera que, de acuerdo con el Reglamento de la Cámara, se necesitaban dos tercios de los votos, cifra que no se alcanzó.

 

"El proyecto de ley que crea la Comisión Bicameral Investigadora de las Relaciones Crediticias entre el Banco de la Nación Argentina y la empresa Vicentin S.A.I.C., de autoría del senador Parrilli, ha sido rechazada por la Cámara que usted preside, toda vez que en la votación realizada no se han alcanzado los dos tercios de los votos que requiere el Reglamento de esta Honorable Cámara de Senadores en su artículo 88", afirma la misiva.

 

Esa normativa establece que "para la creación de comisiones especiales, especiales mixtas, bicamerales, bicamerales mixtas e investigadoras se requiere el voto de las dos terceras partes de los miembros integrantes de la Cámara."

 

"Habiendo sido el resultado de la votación de 41 votos afirmativos, 29 votos negativos y 2 ausentes, es evidente que el proyecto ha sido rechazado toda vez que no ha alcanzado la mayoría requerida por el Reglamento que regula nuestro funcionamiento", señala la carta.

 

El documento firmado por los jefes del bloque radical, Luis Naidenoff; del PRO, Humberto Schiavoni, y del Interbloque Parlamentario Federal, Juan Carlos Romero, también acusa a Fernández de Kirchner de haberse negado a darle la palabra al representante de la UCR que iba a reclamar que el proyecto había sido rechazado por no obtener la mayoría agravada de los votos.

 

"Usted hizo caso omiso del pedido de palabra del senador (Naidenoff) y dispuso clausurar la sesión apagando el sistema, todo sin que la sesión hubiera terminado. Este grave hecho, equivale a cercenar las facultades más elementales de los integrantes de la Cámara y pone en evidencia las enormes limitaciones de este modo de funcionamiento, especialmente con el sistema que se ha adoptado, que no está diseñado para cumplir con el procedimiento normal establecido por el reglamento de la Cámara", se afirma en la nota.

 

Los representantes de la oposición, quienes además se volvieron a quejar de que se había roto el acuerdo consignado en el Decreto Parlamentario 8/20 para sesionar de manera virtual sólo con temas vinculados con la pandemia de coronavirus, solicitaron que "se consigne correctamente el rechazo" del proyecto de Vicentin "ya que no reunió los dos tercios de los miembros integrantes de la Cámara" y que "se abstenga de remitir el proyecto rechazado a la Cámara de Diputados".

Vicentin
Senado
Cristina Fernández de Kirchner
INVESTIGACIÓN

Cristina Fernández de Kirchner denunció que la AFI de Macri contrató narcotraficantes para hacer atentados

La vicepresidenta se refirió así a la denuncia por escuchas ilegales por parte de la AFI durante el período macrista, en el cual se habrían espiado a cientos de periodistas, dirigentes de la oposición y del propio gobierno de ese entonces, además de religiosos y personalidades de la sociedad civil.
Lunes 8 de junio de 2020

Cristina Kirchner en declaraciones sobre espionaje ilegal, AGENCIA NACristina Fernández de Kirchner en Tribunales de Lomas de Zamora, AGENCIA NA

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner aseguró que durante el gobierno de Mauricio Macri la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) "utilizó narcotraficantes para realizar atentados a funcionarios de su propio gobierno", y cargó contra la Corte Suprema por no sancionar a quienes difundieron escuchas ilegales de sus conversaciones.

 

"La AFI, que dependía en forma directa de Mauricio Macri utilizó narcotraficantes para realizar atentados a funcionarios de su propio gobierno, y seguimiento y espionaje político tanto a opositores como a sus propios dirigentes", aseguró la vicepresidenta en un video que publicó en sus redes sociales mientras se dirigía desde su domicilio al juzgado de Lomas de Zamora, donde hoy se presentó ante el juez Federico Villena como damnificada y, probablemente, para aceptar ser querellante.

 

Además, cuestionó a la Corte Suprema de Justicia por no intervenir cuando se difundieron "en radio y en televisión, durante meses, anunciadas con bombos y platillos" las "ya célebres escuchas" de sus conversaciones con Oscar Parrilli.

 

"Si hubiesen sancionado responsables, es probable que esta causa no hubiese existido", dijo en un audio que se escucha mientras desde adentro del auto se ven las calles que recorrió al salir de su domicilio.

La vicepresidenta se refirió así a la denuncia por escuchas ilegales por parte de la AFI durante el período macrista, en el cual se habrían espiado a cientos de periodistas, dirigentes de la oposición y del propio gobierno de ese entonces, además de religiosos y personalidades de la sociedad civil.

 

En el video que subió a sus redes sociales, la ex presidenta indicó: "Estoy yendo al Juzgado Federal de Lomas de Zamora. A diferencia de otras veces, cuando el que me citaba era (el fallecido juez Claudio) Bonadio en Comodoro Py, en causas armadas, no me sigue en esta oportunidad ninguna moto".

 

"¿Qué cosa, no? En aquellas oportunidades llegaron a ser dos motos con cámaras transmitiendo en vivo y en directo mi desplazamiento por la ciudad. Es raro que no me sigan, porque la causa judicial por la que estoy convocada es un verdadero y auténtico escándalo", sostuvo.

 

"Inédito escándalo diría yo. ¿Por qué lo digo? Escuchá bien: la AFI que dependía en forma directa de Mauricio Macri utilizó narcotraficantes para realizar atentados a funcionarios de su propio gobierno y seguimiento y espionaje político tanto a opositores como a sus propios dirigentes", aseveró la vicepresidenta.

 

"Increíble. El Estado argentino contratando narcotraficantes. Y pensar que ese gobierno, el de Macri, le vendió a todos los argentinos y argentinas que venían a combatir el narcotráfico. ¡Dios mío! ¡Cuánta mentira y cuánto pero cuánto cinismo, por Dios!", agregó.

 Cristina Kirchner en declaraciones sobre espionaje ilegal, AGENCIA NA

"Leo y escucho trascendidos acerca del seguimiento y espionaje que me habrían hecho desde la AFI macrista y no puedo evitar recordar otros episodios que denuncié incansablemente durante aquellos años sin que nadie hiciera nada", indicó la vicepresidenta.

 

Y recordó: "Me acuerdo por ejemplo cuando, en marzo de 2017 se difundieron las ya célebres escuchas de mis conversaciones telefónicas con Oscar Parrilli. Conversaciones que habían sido grabadas por la oficina de escuchas que Macri hizo depender de la Corte Suprema de Justicia de la Nación".

 

"Debo confesar que cuando sucedió aquel episodio de difundir por radio y por televisión conversaciones privadas, la verdad es que en ese momento pensé que la Corte iba a intervenir", expresó.

 

Pero "sin embargo, nada de eso ocurrió, al contrario. Se anunciaba su transmisión con bombos y platillos cual estreno cinematográfico y nadie hacía nada para impedirlo", cuestionó la dirigente.

 

"Y no sucedió una vez, lo hicieron durante meses. Durante meses difundieron ilegalmente conversaciones privadas. Siempre me pregunto qué hubiera pasado si la Corte hubiese tomado medidas y sancionado a los responsables", dijo.

 

"Es probable que esta causa no hubiera existido, y un montón de ciudadanos y ciudadanas no hubieran sido ni espiados, ni escuchados, ni sufrido atentados. En fin: de aquellos lodos, estos barros", finalizó Cristina.

Cristina Fernández de Kirchner
Espionaje
AFI