ESTADOS UNIDOS

California, en llamas: asciende a 600 el número de desaparecidos

El presidente Donald Trump tiene previsto visitar California para encontrarse con las víctimas de los incendios. Es el incendio forestal más mortal registrado en este estado del oeste de Estados Unidos.
Viernes 16 de noviembre de 2018

Incendios en California (Reuters)

El número de desaparecidos en el incendio que ha devastado el norte de California, en Estados Unidos, se multiplicó dramáticamente para situarse en más de 600 personas, mientras los rescatistas ubican en el terreno nuevas víctimas mortales.

 

Las autoridades informaron que la lista de personas reportadas como desaparecidas saltó de 300 a 631 durante el día, luego de que investigadores se dedicaran a revisar las llamadas de emergencia hechas cuando el llamado "Camp Fire" se desató el pasado 8 de noviembre.

 

"Quiero que entiendan que el caos con el que lidiamos fue extraordinario" cuando el fuego empezó, explicó a periodistas el sheriff del condado de Butte, Kory Honea, al intentar justificar la impresionante nueva cifra de desaparecidos.

 

Noticias relacionadas

La cifra de muertos en el "Camp Fire", que ya era el incendio forestal más mortal registrado en este estado del oeste de Estados Unidos, también ascendió a 63 después de que durante la jornada se descubrieran siete cuerpos más, declaró Honea.

Incendios en California (Reuters)

Al menos otras tres personas murieron en el sur de Californa en otro incendio bautizado como "Woolsey Fire", que desoló partes de Malibú, destruyendo las casas de varias celebridades.

 

El presidente Donald Trump tiene previsto visitar California el sábado para encontrarse con las víctimas de los incendios.

 

Muchas de las víctimas y de los desaparecidos en el "Camp Fire" eran personas ancianas que vivían en la ciudad de Paradise, ubicada en el condado de Butte, a los pies de las montañas de la Sierra Nevada. Y se cree que no pudieron huir a las llamas -que avanzaron con violencia- o que fueron alcanzadas por el fuego mientras huían en sus vehículos.

 

Según había explicado más temprano Honea, es posible que algunas de las personas en la lista de desaparecidos estén refugiadas con familiares o amigos pero muchas otras pudieron haber muerto en el incendio. Por lo que se espera que el número siga fluctuando.

Incendios en California (Reuters)

"Si usted ve la lista y encuentra su nombre, o el nombre de un amigo o familiar, por favor llame para avisarnos", dijo.

 

Investigadores tomaron el jueves muestras de ADN de familiares para ayudar a identificar víctimas, mientras cientos de efectivos y perros rastreadores trabajaban para localizar más restos humanos.

 

Las autoridades informaron que un delincuente prófugo murió en la zona de evacuación el jueves, tras una persecución a alta velocidad con la policía. El hombre era requerido por un doble homicidio en 2014 y había sido visto acampando en su auto por tres días.

 

Prácticamente cada una de las casas en Paradise quedó destruida por el incendio, que fue alimentado por fuertes vientos.

Incendios en California (Reuters)

Los equipos de recuperación de cuerpos están realizando una minuciosa búsqueda en las casas calcinadas en busca de cualquier tipo de resto humano, a la vez que examinan detalladamente los autos incendiados que quedaron esparcidos por las carreteras.

 

El departamento de bomberos de California (Cal Fire) dijo el jueves que el "Camp Fire", también el incendio más destructivo registrado en el estado, acabó con 56.655 hectáreas y ha sido contenido en un 40%.

 

Añadió que cerca de 5.500 bomberos están luchando contra las llamas y que no esperan que esté totalmente controlado por otras dos semanas.

 

El "Camp Fire" ha destruido 8.650 casas familiares y 260 locales comerciales, según Cal Fire.

 

En tanto, el "Woolsey Fire" ha hecho arder 39.660 hectáreas y está contenido en un 62%. Se espera que sea extinguido antes del lunes.

Incendios en California (Reuters)

Las autoridades aseguraron que las temperaturas más frescas y los vientos más suaves han traído un poco de consuelo a los bomberos.

 

Varias celebridades perdieron sus residencias en Malibú como resultado de ese incendio, incluidos Pierce Brosnan, Miley Cyrus, Neil Young, Robin Thicke, Shannen Doherty y Gerard Butler.

 

El gobernador de California, Jerry Brown, el secretario de Interior Ryan Zinke y el jefe de la agencia federal de manejo de emergencias (FEMA), Brock Long, recorrieron el miércoles Paradise.

 

"Esto es tan devastador que no tengo palabras para describirlo", dijo Brown en conferencia de prensa. "Parece una zona de guerra".

 

Aún no está claro cuándo podrán retornar a la ciudad los residentes.

 

El origen de los incendios está aún en investigación pero muchas víctimas han lanzado una querella colectiva en San Francisco contra la compañía local de electricidad Pacific Gas & Electricity (PG&E).

 

Según la denuncia del abogado Mike Danko, que representa a 20 víctimas del "Camp Fire", el incendio pudo haber sido causado por las "chispas de soldadura" sobre una línea de alta tensión de esa compañía.

 

Una portavoz de PG&E desmintió toda responsabilidad de la empresa. La compañía fue encontrada culpable de otros devastadores incendios que dejaron 15 muertos en California en el pasado otoño boreal.

California
Incendios
Estados Unidos
Desaparecido
Internacionales (Mundo)
Incendios en California
AVANCE DE LA PANDEMIA

Coronavirus en EE.UU.: casi 25.000 nuevos contagios, casos positivos cerca de los 2 millones

La pandemia global de covid-19 sigue golpeando duramente a Estados Unidos, que sigue siendo el epicentro del virus en el mundo con cifras de víctimas mortales e infectados en permamente aumento.
Miércoles 10 de junio de 2020

Coronavirus, Estados Unidos, ReutersCovid-19 en los Estados Unidos. Reuters.

Se reportaron 24.773 nuevos casos de covid-19 en todo Estados Unidos este martes, de acuerdo a los datos presentados por la Universidad Johns Hopkins. También se reportaron al menos 1.299 muertes relacionadas con el coronavirus.

 

Desde que comenzó la pandemia, al menos 1 millón 985.670 casos de coronavirus han sido identificados en el país, con al menos 112.289 fallecimientos.

 

El país norteamericano sufrió 819 muertes en 24 horas, lo que llevó el total a 111.751, según el último recuento.

 

La cifra prácticamente que duplica a los 450 decesos del lunes. Pero la diferencia entre estos días de la semana ya ha tenido lugar en repetidas ocasiones, considerando que los reportes de los fines de semana suelen demorarse, lo que genera que la información de los lunes sea más baja que el promedio, y la de los martes más alta.

 

La cantidad de casos positivos, en tanto, creció en más de 25.000, por lo que la cifra ya roza los 2 millones. En concreto, asciende a 1.973.803.

 

La curva en el país se ha mantenido con una tendencia decreciente. La velocidad del descenso, no obstante, es significativamente más lenta que la registrada en países europeos como Italia o España, que hace semanas registran cifras de decesos que se encuentran por debajo de los tres -y hasta dos- dígitos.

Estados Unidos
Coronavirus
Pandemia
SU MUERTE INICIÓ UNA OLA DE MARCHAS

El mundo despide a George Floyd: será enterrado en Houston tras seis días de funerales

Floyd, que tenía 46 años cuando murió a manos de la policía, será sepultado junto a su madre, quien fue nombrada por la víctima cuando agonizaba bajo la rodilla de un oficial.
Martes 9 de junio de 2020

Velorio de George Floyd, afroamericano asesinado, REUTERSÚltimo adiós a Floyd, REUTERS.

George Floyd, el afroamericano cuya muerte a manos de un policía desató protestas en cinco continentes y puso al mundo a reflexionar sobre la injusticia racial, será enterrado hoy en Houston, en el sur de Estados Unidos, donde creció.

 

Los restos de Floyd, quien tenía 46 años cuando murió, serán llevados en un carruaje tirado por caballos y sepultados junto a los de sus madre en un funeral privado, un día después de que unas 6.000 personas se congregaran para rendirle un último homenaje en Houston.

 

Floyd murió el 25 de mayo pasado en Minneapolis, estado de Minnesota, durante una brutal detención, llamando a gritos a su madre mientras el policía blanco que lo mató de asfixia clavaba su rodilla sobre su cuello.

 

En el último de tres homenajes en una semana, miles de personas esperaron horas ayer para ver los restos de Floyd dentro de un féretro, muchos vestidos con remeras con la inscripción "No Puedo Respirar", la frase que repitió la víctima mientras el policía lo ahogaba hasta la muerte.

Velorio de George Floyd, afroamericano asesinado, REUTERS

El cuerpo de Floyd, ataviado con un traje marrón, yacía dentro de un féretro dorado.

 

Al finalizar el memorial, el cajón con los restos de Floyd fue puesto sobre un carruaje y escoltado por la policía hasta una funeraria.

 

Luego de una ceremonia en una iglesia que será la única parte pública del evento, el entierro de está previsto en el cementerio de Pearland, cerca de Houston, sólo para los familiares y algunos invitados, informó CNN.

 

La muerte de Floyd desató protestas en Estados Unidos y en ciudades de todo el mundo que pusieron el foco de atención sobre el tratamiento que reciben los afroamericanos de parte de la policía y del sistema de justicia del país.

Velorio de George Floyd, afroamericano asesinado, REUTERS

Consecuencias sin precedentes siguieron a su muerte en dos semanas, como el derribo de estatuas de líderes del Sur esclavista durante la Guerra Civil estadounidense y una profunda reconsideración en comisarías de todo el país sobre la forma en que se trata a los afroamericanos.

 

Legislaturas estatales han debatido el uso de la fuerza e incluso prohibido técnicas, como la del estrangulamiento, que eran moneda corriente de la policía, y el debate sobre el racismo se coló casi en cada casa de un país que se precia de garantizar las mismas oportunidades para todos.

 

De las protestas de Floyd han surgido llamados a reformar la policía y el sistema judicial del país para hacerlo más justo, y cientos de miles de personas tomaron las calles en otros países para expresar su solidaridad y urgir a sus autoridades a lidiar con sus propios problemas de racismo.

 

Su muerte también alteró el año electoral en Estados Unidos.

Velorio de George Floyd, afroamericano asesinado, REUTERS

Para ser reelecto de noviembre, el presidente Donald Trump, quien criticó las marchas por Floyd y a quien muchos atribuyen un clima de profunda división en el país, deberá superar uno de los puntos más bajos de su Presidencia.

 

Sondeos recientes mostraron que ocho de cada diez estadounidenses cree que el país va en la dirección incorrecta y que las cosas se están descontrolando.

 

Mientras tanto, su rival demócrata en noviembre, el ex vicepresidente Joe Biden, se reunió ayer con la familia de Floyd, y hoy hablará en el funeral público a través de un video.

 

El afroamericano ya fue homenajeado la semana pasada en Minneapolis y el fin de semana en Carolina del Norte, cerca del lugar donde nació.

Velorio de George Floyd, afroamericano asesinado, REUTERS

Durante 14 noches, cientos de miles de personas protestaron en Estados Unidos por su muerte y contra la iniquidad racial y la brutalidad policial.

 

Algunos manifestantes cometieron incendios y saqueos y se enfrentaron con la policía, y muchas ciudades tuvieron que decretar toques de queda y movilizar a la Guardia Nacional.

 

La violencia de las protestas ha amainado, pero los manifestantes han prometido continuar el pulso en las calles y las presiones a los políticos hasta que las autoridades lidien con el racismo.

George Floyd
Velorio
Último adiós
Estados Unidos
Reuters