Thalía en los Latin Grammy, música, Reuters

(Reuters)

 

Thalía quedó en medio de una de las perlitas de la noche de los Grammy Latino cuando Luis Miguel ganó su segundo premio, luego de 13 años. Feliz por ser la encargada del momento, la cantante mexicana anunció el nombre del ganador, pero se llevó lo peor del público: abucheos.

 

¿Por qué? El Sol ganó al favorito de la noche, el colombiano J Balvin, pero no estaba presente en el recinto: "Nuestro Sol no se encuentra con nosotros, pero… Yo me voy a encargar de entregárselo personalmente".

Luis Miguel emocionado 

Noticias relacionadas

Con esas palabras, la intérprete de "No me acuerdo" y "Amor a la mexicana", esquivó con su cintura (de costillas disminuidas) el difícil del momento en el teatro de Las Vegas.

 

 

Así, la diosa de la música, le puso "onda" al momento donde el intérprete de "Por debajo de la mesa" y "Culpable o no" se quedó con el anhelado premio al álbum del año por ¡México por siempre!, dejando de lado a Vibras, de J Balvin, Salvavidas de hielo, de Jorge Drexler, y Soy yo, de Kany García, entre otros.

 

Anteriormente se había llevado el gramófono a Mejor álbum de música ranchera/mariachi gracias a su disco ¡México por siempre!, categoría en la que competía con Primero soy mexicana, de Ángela Aguilar, José Alfredo y yo, de Tania Libertad, Leyendas de mi pueblo, de Mariachi, Sol de México, de José Hernández y Me dejé llevar, de Christian Nodal.

 

Pasaron 13 años desde el último premio recibido por Luis Miguel. La última vez había sido en 2005 por México en la piel. Tras la ausencia en el Latin Grammy, Luismi agradeció la distinción a través de su cuenta personal de Instagram.

 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Gracias a ustedes y a @latingrammys por estos reconocimientos!

Una publicación compartida de Luis Miguel (@lmxlm) el