Conmebol - Reunión

La Conmebol oficializó esta tarde la postergación por una hora, al menos, de la revancha de la final de la Copa Libertadores entre River y Boca, por las agresiones que recibieron algunos jugadores "xeneizes" en la llegada al estadio "Monumental".
  

"A efectos de cumplir con el cronograma de la final, el partido empezará a las 19:15 horas.", anunció Conmebol a través de una publicación en su cuenta oficial de Twitter.
  

Noticias relacionadas

En la llegada del micro de Boca al estadio "Monumental", una lluvia de piedras, botellas y gases lacrimógenos impactó sobre el ómnibus, en el cruce de las avenidas Libertador y Lidoro Quinteros.
  

Esto provocó que varios jugadores del plantel se vieran afectados con cortes y problemas respiratorios, que fueron evidenciados en la transmisión oficial en el ingreso al vestuario visitante del estadio "Monumental".
  

Pablo Pérez, capitán y uno de los futbolistas titulares de Boca, y el juvenil Gonzalo Lamardo fueron trasladados a una clínica privada, por cortes.