LUEGO DE UN ASALTO

Vecinos de Ciudad Evita lincharon a delincuente hasta matarlo durante Vía Crucis

La Justicia reclamó el análisis de las cámaras de seguridad privadas para reconstruir el hecho.
Domingo 21 de abril de 2019

Ciudad Evita, provincia de Buenos Aires

(Lugar del linchamiento)

 

La justicia dispuso requisar imágenes de cámaras de seguridad privadas para tratar de reconstruir los violentos hechos que concluyeron con la muerte de un asaltante a manos de vecinos que participaban de un Vía Crucis de Semana Santa por las calles de la localidad bonaerense de Ciudad Evita.


A falta de cámaras policiales o comunales, las autoridades judiciales intentan conseguir imágenes que hayan sido captadas por cámaras de seguridad de las viviendas de la zona para tratar de establecer cómo sucedieron los hechos que culminaron con la muerte de una persona el viernes último.


De acuerdo con diferentes versiones, ese hombre, junto a un cómplice, había asaltado poco antes en forma violenta a una mujer y su hija en una vivienda de Ciudad Evita.


Cuando escapaban del lugar del robo, ambos sujetos fueron interceptados por vecinos que, según versiones coincidentes, participaban en ese momento de una recreación callejera del Vía Crucis por el Viernes Santo.

Noticias relacionadas


El episodio se inició con un asalto en la calle El Jumel al 200, donde madre e hija fueron sorprendidas en su casa por delincuentes que entraron a la vivienda, las amenazaron con un cuchillo y las golpearon.


La más joven de las víctimas logró zafar de los asaltantes y pedir ayuda a los gritos, indicaron fuentes policiales.


Los delincuentes decidieron escapar a la carrera, pero a raíz de los gritos de alerta fueron perseguidos por los vecinos.


Uno de los sujetos, más obeso que su cómplice, fue alcanzado en la intersección de las calles El Tala y La Peperina, donde fue retenido y atado en las muñecas a la espalda con los cordones de sus zapatillas, con el fin de esperar la llegada de la Policía.


No obstante, al llegar los efectivos de la fuerza se encontraron con el hombre fallecido, con signos de haber sido golpeado.


De acuerdo con los resultados de la autopsia, el hombre murió por asfixia.


En principio no se registraron detenciones ya que no se pudo identificar a las personas que participaron del linchamiento, por lo que imágenes que hayan sido captadas por cámaras de seguridad de casas particulares del barrio serían claves para localizar a los responsables.
En tanto, el cómplice del asaltante fallecido continuaba prófugo.

Linchamiento
Vecinos
Muerte
Ciudad Evita
INVESTIGAN EL FEMICIDIO

Horror en Ostende: fue a una cena con amigos y la atropellaron con dos autos, detuvieron a su pareja y al cuñado

La pareja, que tenía tres hijos, violó la cuarentena obligatoria y participó de un encuentro con amigos que terminó mal. Ella se fue caminando. El salió después y la embistió. El hombre está detenido y acusado de homicidio agravado por el vínculo y por el género, lo que le podría valer la pena de prisión perpetua.
Martes 2 de junio de 2020

Femicidio en OstendeLugar del hecho.

 Una mujer de 39 años de nacionalidad boliviana fue encontrada muerta, aparentemente atropellada por dos vehículos, y por el hecho fueron detenidos el esposo y el hermano del hombre, en la localidad balnearia de Ostende, cerca de Pinamar.
  

El crimen tuvo como víctima a María Teresa Mamani, quien fue encontrada muerta en las últimas horas en plena vía pública, en la calle Praga al 800, de esa localidad del litoral atlántico bonaerense.
  

Luego de la intervención de la Policía local, se procedió a la detención del esposo de la mujer, un hombre de 45 años, y el hermano del mismo, de 42, informaron fuentes policiales y medios locales.
  

Además, en los procedimientos, se secuestraron dos vehículos: una camioneta Chevrolet Santana y un auto Renault Sendero, con los que se sospecha que fue atropellada Mamani. .
  

Según se supo, la víctima del crimen habría radicado en el pasado denuncias por violencias de género en las que involucró a su esposo.

Femicidio
Ostende
Muerte
MURIÓ A LOS 83 AÑOS

Masacre de La Plata: los aberrantes detalles de los femicidios de Ricardo Barreda

El escenario fue una casona de la calle 48 entre 11 y 12 de La Plata, donde Barreda convivía con su esposa Gladys Margarita Mc Donald (57), su suegra Elena Arreche (86) y sus hijas Celina (26) y Adriana (24).
Martes 26 de mayo de 2020

Masacre de La Plata, crimen de Ricardo BarredaRicardo Barreda.

El odontólogo Ricardo Barreda, quien murió a los 83 años, conmocionó a la opinión pública en 1992 cuando mató a sus dos hijas, su esposa y su suegra en una casa de La Plata, señaló alguna vez que se arrepintió de lo que había hecho, pero aclaró que "volvería a actuar de la misma manera", porque, siempre dijo: "eran ellas o yo".

 

"Estoy arrepentido. Pero en el momento que fue, y en las circunstancias como fueron y como se fueron dando escalonadamente, creo que actuaría de la misma manera. Sentí liberación", aseguró Barreda en una entrevista televisiva en 1995 sobre lo que había sentido tras el cuádruple crimen, antes de que la Justicia condene a pisión perpetua.

 

El 15 de noviembre de 1992 en su casa de La Plata a sus hijas, Adriana, de 24 años y abogada, Cecilia, de 26 y odontóloga, a su esposa, Gladys McDonald, de 57, y a su suegra, Elena Arreche, de 86, en la casa que compartían en la ciudad de La Plata.

 

"Fue una cosa que se me fue haciendo carne. Porque estaba la cosa dada que era, o ellas o yo. Solo viviendo ahí se podía entender", había dicho Barreda sobre lo que, para él, era estar conviviendo con sus hijas, su esposa y su suegra.

Masacre de La Plata, crimen de Ricardo Barreda 

Incluso, en varias ocasiones dijo que las mujeres lo trataban de "conchita" (sic) cada vez que le hablaban y que tenía que hacer tareas en la casa.

 

"Lo ignoraba, directamente", comentó Barreda sobre lo que hacía cada vez que lo llamaban así, y en también aseguró sentir "toda la presencia satánica a mi alrededor".

 

Barreda afirmó que "siempre creí en Dios" e incluso en otra entrevista había dicho que era "una cosa que parece irreal, todo lo que estoy viviendo. Es una cosa que es como que uno está inmerso en algo que nunca pensó que le podía llegar a pasar".

 

Tras concretar el cuádruple femicidio, Barreda contó que arrojó todos los cartuchos de la escopeta con la que mató a sus familiares en una boca de tormenta.

 

Luego, según quedó acreditado en el marco de la causa, el odontólogo se deshizo de la escopeta tirándola en un canal en las afueras de la ciudad de La Plata.

Masacre de La Plata, crimen de Ricardo Barreda 

Barreda se sentó en un banco y miró a los elefantes como si contemplara una obra de arte. Luego se quedó fascinado con la jirafa. Cuando salió del zoológico de La Plata, dejó flores en las tumbas de sus padres y se encontró con su amante en una pizzería.

 

Comieron, bebieron y tuvieron sexo en un hotel alojamiento. Cuando volvió a su casa, Ricardo Barreda se encontró con los cadáveres de su esposa, su suegra y sus dos hijas. Mucho antes del zoológico, el cementerio, la pizzería y el hotel, el odontólogo había matado a escopetazos a toda su familia. Pero esa noche pareció olvidarlo. Llamó a la policía con el mismo tono con el que hubiera llamado para pedir un turno con el médico.

 

En 1995 Barreda fue condenado a reclusión perpetua por triple homicidio calificado y un homicidio simple y en mayo de 2008 abandonó la Unidad Penal 9 de La Plata, beneficiado con un arresto domiciliario.

 

En diciembre de ese mismo año, y luego de varias idas y vueltas judiciales, Barreda recibió la libertad condicional, mientras que en mayo de 2016 se declaró "extinguida la pena impuesta" y se hicieron "cesar las accesorias legales impuestas".

Ricardo Barreda
Muerte
Femicidio
La Plata