LO ANUNCIÓ CON UN VIDEO

Cristina Kirchner anunció que será candidata a vice de una fórmula con Alberto Fernández

La exmandataria compartió un video en las redes y afirmó: "Le he pedido que encabece la fórmula que integraremos juntos".
Sábado 18 de mayo de 2019

 Primer Foro Mundial del Pensamiento Crítico de CLACSO en Ferro, Cristina Kirchner, NA

La ex presidenta Cristina Kirchner anunció hoy que el ex jefe de Gabinete Alberto Fernández será precandidato a presidente y ella lo acompañará en la fórmula como postulante a vicepresidente.
  

"Le he pedido a Alberto Fernández que encabece la fórmula que integraremos juntos, él como candidato a presidente y yo como candidata a vice para participar en las próximas elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias", afirmó Cristina Kirchner a través de un mensaje que difundió en redes sociales.
  

La ex mandataria explicó: "Alberto, a quien conozco ya desde hace más de 20 años y es cierto con quien tuvimos también diferencias.

  

Tan cierto como que fue jefe de gabinete de Néstor durante toda su Presidencia y lo vi junto a él decidir, organizar, acordar y buscar siempre la mayor amplitud posible del gobierno".

 

Noticias relacionadas

"Los cargos también son herramientas para llevar adelante los ideales, las convicciones y las utopías", explicó y agregó: "Sigo más convencida que nunca que la expectativa o la ambición personal deben estar subordinadas al interés general".

Cristina Fernández de Kirchner
Elecciones 2019
Alberto Fernández
CORONAVIRUS EN ARGENTINA

Quinta etapa de la cuarentena: ¿llega la “nueva normalidad”, "vuelta atrás" o sigue todo igual?

La Ciudad debate sobre una posible vuelta atrás tras salidas recreativas para chicos y la apertura de nuevos comercios. Por su parte, Kicillof también analiza con su equipo sanitario los pasos a seguir. Alberto Fernández anunciaría la nueva fase antes del sábado.
Martes 19 de mayo de 2020

Kicillof, Alberto Fernández y Larreta, coronavirus en ArgentinaHoracio Rodríguez Larreta, Alberto Fernández y Axel Kicillof, AGENCIA NA

El domingo 24 de mayo finaliza el plazo de la cuarta fase del aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto por Alberto Fernández para controlar la pandemia de coronavirus en la Argentina.

 

Mientras gran parte del país pasó a la cuarta fase, el AMBA se mantuvo en fase 3 por ser la zona del país en la que mayor cantidad de contagios se producen.

 

Cuando parecía que iba a ser un nueva paso, los últimos sucesos de contagios en Ciudad y Provincia de Buenos Aires, Córdoba y en la localidad rionegrina de Jacobacci (2 nuevos casos en la Patagonia) despertaron las alarmas del Gobierno nacional.

 

Desde este martes, comienza a definirse la quinta etapa de la cuarentena, donde distritos como Jujuy y Mendoza comienzan a adquirir una envidiada normalidad y donde los principales centros urbanos deberán definir si mantienen sus últimas flexibilizaciones o si dan un paso para atrás.

 

Pero este lunes fue noticia una provincia que había flexibilizado. Córdoba, más precisamente su capital, volvió para atrás en su fase de cuarentena, tras conocerse una veintena de casos registrados en el Mercado Norte, un área de comercios muy popular de la capital mediterránea.

 

Allí fue clave la indicación del COE (el comité de expertos armado por la gestión de Juan Schiaretti​) que señaló que, quizás, la flexibilización allí puede haberse desarrollado de forma desordenada o sin respetar las medidas indicadas como la de distanciamiento social y el adecuado uso del barbijo.

 

En tanto, en la Ciudad de Buenos Aires, el jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta, junto a su vice Diego Santilli​, mantendrán este martes una reunión con las autoridades sanitarias para evaluar el comportamiento de la cuarentena porteña, que permitió la semana pasada el reinicio de actividades en gran parte de los comercios y que el último fin de semana permitió las salidas recreativas con niños, de acuerdo al número de DNI de sus padres.

 

Por su parte, este lunes, la gobernación bonaerense autorizó actividades manufactureras y de construcción privada, siempre y cuando se presenten estrictos protocolos sanitarios y de funcionamiento y las empresas garanticen el traslado de los trabajadores y trabajadoras, sin la utilización del servicio público de transporte de pasajeros. Y las actividades comerciales de cercanía, operadas por sus propios dueños o con empleados y empleadas locales. Y, preferentemente, que la atención y entrega de los productos se realice en la vereda de los comercios, para evitar los ingresos a los locales.

 

También será clave para la definición de cómo sigue la cuarentena el encuentro que este martes mantendrán el jefe de Gabinete nacional Santiago Cafiero​ -acompañado por los ministros Ginés González García y Eduardo “Wado” De Pedro con el gobernador Kicillof y los intendentes bonaerenses para poner foco en los barrios populares de la Provincia, que llegan al número de 1.800. Las necesidades de un control fuerte en esos asentamientos es clave, frente a un número mucho menor de testeo respecto del que se realiza en los mismos barrios de CABA.

 

Luego de todo esto, se asoma para el jueves el día donde las autoridades porteñas y bonaerenses viajen hasta la Residencia de Olivos y analicen junto a Alberto Fernández y su ministro Ginés, cómo se sigue desde el lunes próximo, cuando se hayan cumplido 66 días de cuarentena.

Cuarentena
Coronavirus en Argentina
Alberto Fernández
Ciudad de Buenos Aires
Provincia de Buenos Aires
PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Alberto Fernández junto a Kicillof: "La normalidad que conocimos no existe más"

El Presidente visitó, junto al gobernador bonaerense, Axel Kicillof, el centro industrial de General Pacheco de la empresa automotriz Volkswagen, en el partido de Tigre.
Martes 19 de mayo de 2020

Alberto Fernández y Kicillof en fábrica de PachecoAlberto Fernández y Kicillof.

El presidente Alberto Fernández adelantó hoy que se mantendrá la cuarentena general "porque está visto que es lo que hay que hacer" para evitar la propagación descontrolada del coronavirus, a la vez que aseguró cuestionó a los "tontos" que afirman que el Gobierno se "enamoró" del aislamiento social.

 

"Fue un trabajo social, conjunto, magnífico que hasta acá nos dio buenos resultados. Vamos a seguir cuidando a la gente.

 

No porque, como algún tonto repite, `nos enamoramos de la cuarentena´: vamos a seguir haciendo eso porque está visto que es lo que tenemos que hacer", remarcó el mandatario.

 

El jefe de Estado se expresó de esta manera al recorrer una planta de la automotriz alemana Volkswagen, ubicada en la localidad bonaerense de Pacheco y que el pasado lunes retomó su actividad con protocolos sanitarios para evitar contagios de COVID-19 entre los trabajadores.

 

La defensa de Alberto Fernández a la estrategia epidemiológica se da en el marco de los últimos días de la cuarentena general, ya que concluye el próximo domingo.

 

Sin embargo, con sus palabras el Presidente adelantó que volvería a extenderse el aislamiento social, preventivo y obligatorio.

 

"El país tuvo en cada gobernador al líder necesario para afrontar esto e impulsar a la gente a quedarse en sus casas; en cada dirigente gremial al dirigente exacto que le explique a sus trabajadores el por qué de la necesidad de resguardarse; y en cada intendente la persona indicada para cuidar que la gente respete todo esto", remarcó.

 

Durante la recorrida por la automotriz, el jefe de Estado se mostró con el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y afirmó: "Estamos ante un escenario desconocido. La normalidad que conocimos no existe más: va a haber otra normalidad, una normalidad que nos obliga a no abrazarnos, a no estrechar las manos, a tener distancia y a andar con barbijos hasta que la vacuna aparezca y se supere este mal momento".

 

"Estoy encantando de estar reabriendo una empresa de la talla de Volkswagen que cuida a su gente como me cuenta el sindicato, como me cuenta el presidente de la empresa, en una provincia que cuida a la gente como la cuida el gobernador y como la cuida el intendente", cerró Alberto Fernández.

 

Previamente, Kicillof había señalado que "volver a la normalidad es un sueño, un suicidio colectivo, porque el coronavirus está circulando".

 

"Muchos piden volver a la normalidad. La normalidad no existe más, es un sueño, una fantasía, un suicidio colectivo", consideró el gobernador bonaerense.

 

En tanto, el intendente de Tigre, Julio Zamora, señaló que la recorrida también sirvió "para monitorear el cumplimiento de los protocolos sanitarios" y celebró que "la reapertura de la industria automotriz permitirá reactivar la economía del distrito".

 

La planta de Volkswagen, en la que habitualmente trabajan 3.000 personas, reabrió con la mitad de su personal usual con un estricto protocolo sanitario que fue importado de Alemania y modificado de acuerdo a necesidades locales que los sindicatos plantearon a los empresarios.

Coronavirus en Argentina
Alberto Fernández
Axel Kicillof
Pandemia