SEGÚN RELEVAMIENTO

Mejora el humor empresarial por estabilidad cambiaria y menor inflación

Un relevamiento privado detectó un punto de inflexión en las expectativas para los próximos meses. Dudas sobre si se trata de un cambio de tendencia.
Martes 11 de junio de 2019

Empresarios - economía argentina

Por segundo mes consecutivo, se ve una tendencia ascendente en lo que respecta el Índice General de Expectativas Económicas (IGEE) de Kantar, que mide percepción de la población sobre la situación económica y laboral en el país lo que muestra una mejora en los empresarios.

 

"Los indicadores que impulsan este índice son las perspectivas a futuro, tanto sobre la situación económica general como sobre la situación de empleo y la percepción de ingreso personal, aunque sobre la economía y el empleo actual se mantiene estable", explica el sondeo.

 

Julieta Dejean, directora comercial de Kantar, explicó: "Luego de un primer trimestre con variaciones negativas, abril y especialmente mayo muestran una recuperación del IGEE, que vuelve a posicionarse por encima de los 70 puntos. Si bien este valor sigue siendo bastante bajo, muestra un cambio en la tendencia que denota un mayor nivel de optimismo, anclado en la mejora de las expectativas a futuro".

 

Noticias relacionadas

Y agregó: "Las mejoras en las expectativas sobre la situación económica general y el empleo en los próximos 6 meses pueden estar relacionadas con un mes relativamente estable en relación con el dólar y con algunas noticias positivas, como el menor nivel de inflación y el anuncio de medidas tendientes a favorecer el consumo".

 

El Ahora 12 y el acuerdo del Gobierno con los industriales del sector automotor para bonificar la venta de autos, fueron factores decisivo del cambio de humor de los empresarios ya que hubo una reacción del lado de los consumidores en términos de consultas de compras y en operaciones en firme.

 

Otro indicador es la percepción del momento como apropiado para la compra de bienes durables. "Este dato es importante porque se trata de un indicador relacionado con el consumo interno. Va a ser clave darle seguimiento a su evolución en los próximos meses para comprender si las medidas tomadas para incentivar el consumo se traducen en una mejora del humor económico de los argentinos", explicó Dejean.

 

"Esta mejoría viene precedida de meses muy duros en los que el IGEE se retrajo de forma sostenida. El índice exhibe una tendencia negativa desde diciembre de 2017 y aún se encuentra en niveles históricos muy bajos, por lo cual es preciso ser prudentes antes de afirmar que hay un quiebre definitivo en la tendencia. Igualmente, lo destacable es que hacía más de 1 año y medio que no se registraban dos meses consecutivos con variaciones positivas", cerró Dejean.

 

Aún hay cautela para la segunda parte del año por incertidumbre electoral y la pendiente agenda de políticas económicas por parte del Gobierno, como también de las fuerzas de oposición que aparecen con mayores probabilidades de acceder a la presidencia a partir del próximo 10 de diciembre.

 

La expectativa que se va consolidando de desaceleración de la inflación, apuntalada en la virtual estabilidad del tipo de cambio, y la cautela del Banco Central en la reducción de la tasa de interés de referencia de política monetaria, junto a la recuperación de las cosechas y también de la ganadería, ha llevado a los economistas a mantener la perspectiva de leve repunte del PBI para el próximo año.

Empresarios
Cotización
Inflación
MERCADOS

Dólar hoy: el "Blue" se mantuvo a $127 y el "turista" arrancó la semana en alza a $97,48

El dólar mayorista, por su parte, sumó siete centavos y se ubicó en $71,24, lo que significó una suba de 30 centavos respecto del miércoles pasado, último día hábil.
Lunes 13 de julio de 2020

Emergencia Económica, dólar turistaDólar.

El dólar "turista" arrancó la semana en alza y cotizó hoy a $97,48, mientras el blue se mantuvo en $127 en las "cuevas" porteñas y crecieron las cotizaciones bursátiles. Según fuentes privadas, durante la jornada, el Banco Central adquirió alrededor de u$s 40 millones.
  

El dólar mayorista, por su parte, sumó siete centavos y se ubicó en $71,24, lo que significó una suba de 30 centavos respecto del miércoles pasado, último día hábil.
  

El volumen negociado en el segmento de contado volvió a ser limitado y llegó sólo a US$ 211,2 millones, con 56,1 millones en el mercado de futuros.
  

En la semana corta por los feriados del 9 de julio, los exportadores de cereales y oleaginosas totalizaron ingresos por u$s 341,8 millones.
  

El dólar en el circuito minoristas y según los promedios publicados por el BCRA cerró a $ 70,07 para la compra y $ 74,98 para la venta.
  

En cuanto a las cotizaciones bursátiles, el dólar Contado con Liquidación avanzó $1,60 (equivalente a 1,5% de suba) tras el fin de semana largo y cotizó a $110,72.
  

Así, el spread con el mayorista se ubicó por encima del 55% y se trata del mayor valor en un mes, considerando que el 11 de junio había cerrado a $112,24.
  

El dólar MEP o Bolsa -similar operación a la del CCL pero dentro del país-, aumentó 64 centavos a $109,62 y la brecha con el mayorista escaló a 54%, su mayor número en el último mes.

Dólar
Mercados
Cotización
EX MINISTRO DE ECONOMÍA

Domingo Cavallo: “Si no hay un plan de estabilización y el gobierno no recrea confianza, puede haber un descontrol inflacionario”

El ex ministro de Economía advirtió sobre el riesgo de la emisión monetaria que lleva adelante el Gobierno en plena pandemia. Destacó la necesidad de que haya un acuerdo por la deuda para generar confianza y acceso al crédito para el sector público y privado.
Viernes 3 de julio de 2020

Domingo Cavallo, economista, economía, NADomingo Cavallo. NA.

Durante una conferencia que ha sido organizada por el Foro Argentino de Reflexión y Orientación (FARO), Domingo Cavallo, ex ministro de Economía y gestor de la convertibilidad durante el primer gobierno de Carlos Menem, advirtió sobreel exceso de emisión monetaria que lleva a cabo el gobierno para paliar la crisis en medio de la pandemia de coronavirus y en ese sentido, remarcó: “Si después del sinceramiento de precios no hay un plan de estabilización y crecimiento, y el Gobierno no recrea la confianza, puede haber un descontrol inflacionario”.

 

En ese contexto, Cavallo planteó encarar un nuevo plan de convertibilidad y advirtió que si el Gobierno no encara una reforma bien diseñada el país seguirá en estado de estanflación, por al menos cuatro años más.

 

Al hablar sobre la fuerte inyección de pesos que aplicó la gestión del presidente Alberto Fernández con el objetivo de sostener la actividad económica que resultó paralizada por el aislamiento social, Cavallo sostuvo que “va a tener que haber ajuste de precios. Un sinceramiento que va a significar una devaluación y el ajuste de muchos precios que habrán quedado atrasados”.

 

El ex funcionario de Economía remarcó que dicha situación “va a poner de manifiesto en una inflación mucho más alta” y alertó que “el gran peligro de ese sinceramiento es lo que viene después”.

 

Según Domingo Cavallo podrían venir cuatro años más de una fuerte estanflación. Consultado sobre qué mecanismos podría implementar el Gobierno para absorber los pesos que inyectó en la economía, dijo que se tendrían que pagar tasas de interés atractivas para los plazos fijos y los bonos indexados por inflación. “Pero todo eso es incompatible con la idea de conseguir tasas de interés bajas. Eso significa dificultarle el acceso al crédito al sector privado. No hay una forma sencilla de absorber los pesos de la emisión monetaria”, dijo.

 

También, manifestó que la Argentina va a tener una moneda que “va a ser papel pintado y que no es convertible” y añadió que para tener un buen sistema monetario con una moneda sana hay que pensar en una definición de la organización de la economía. Y después anunciar un plan económico de estabilización, crear confianza y poner en marcha una reforma monetaria.

 

Sobre la negociación que lleva a cabo el ministro de Economía, Martín Guzmán, con los acreedores internacionales por la reestructuración de la deuda pública, indicó: “Aun llegando a una restructuración de la deuda, no creo que nos compren bonos con tasas de entre 4 y 5%. Por lo tanto no vamos a poder endeudarnos por más que haya inversores dispuestos a comprar bonos. Van a pedir tasas de 10% y así se acumula nuevamente una deuda impagable”.

 

Cavallo expresó así mismo su deseo de que la negociación llegue a buen puerto y se logre un acuerdo, aunque opinó que “el tiempo que se han tomado tiene que ver con un enfoque equivocado”.

 

Resolver la deuda tiene sentido para recrear el crédito y vuelvan a confiar en Argentina. Para que el país tenga acceso a financiamiento en condiciones normales como tienen los países del resto del mundo. Es importante para que haya crédito tanto en pesos como en dólares en Argentina también. Con tasas del 3 al 5%”, sostuvo.

 

De acuerdo al ex ministro de Economía, si la Argentina no es capaz de recrear el crédito externo e interno a tasas razonables de interés, es imposible que se produzca un aumento de la inversión.

 

No solo se necesita crédito sino también confianza para que haya capitales argentinos y extranjeros dispuestos a financiar actividades económicas en Argentina. Todo eso requiere confianza”, planteó en la videoconferencia organizada por FARO.

 

En tanto, se refirió a Guzmán como “una persona con credenciales académicas que lamentablemente considera adecuada la actitud que tiene (el premio Nobel de Economía) Joseph Stiglitz que obviamente no conduce a la creación de confianza”.

 

Ahora la negociación está trabada con una cuestión que tiene que ver con una clausula legal relacionada a futuras reestructuraciones de la deuda. Los tenedores de los primeros bonos reestructurados no quieren aceptar nuevas condiciones”, dijo Cavallo.

Domingo Cavallo
Economía argentina
Inflación
Crisis económica