Miguel Ángel Pichetto - Agencia NA

Tras una extensa carrera dentro del Partido Justicialista (PJ), Miguel Ángel Pichetto se convirtió en el candidato a vicepresidente de Mauricio Macri por Cambiemos para las próximas elecciones y llegó así a la meta de un camino que empezó a transitar en 2015, tras la salida del kirchnerismo del poder.


Pichetto tiene 68 años y pasó 26 dentro del Congreso de la Nación: tuvo dos mandatos como diputado nacional, desde 1993 hasta 2001 y ese año, días antes de la crisis que derrumbó al gobierno de Fernando de la Rúa, asumió como senador.

 

Macri, pasadas las 16:00 y cuando los rumores sobre esa fórmula no hacían más que multiplicarse, confirmó a Pichetto como su candidato a Vicepresidente y aseguró que "es un hombre de Estado", a quien respeta "por su compromiso con la Patria y las instituciones".



"Es un hombre de Estado, que con el correr de las difíciles años de gobierno supe conocer y respetar por su compromiso con la Patria y las instituciones", expresó Macri en un mensaje que subió en las redes sociales.



El mandatario nacional agregó: "Los argentinos nos enfrentamos a una oportunidad histórica de consolidad nuestra democracia. En las próximas elecciones decidiremos si queremos vivir en una república o volver a un autoritarismo populista".

Noticias relacionadas

Miguel Ángel Pichetto y Mauricio Macri

Se trató de un anuncio adelantado y sorpresivo, ya que fuentes del propio Gobierno en los días previos consideraban que la decisión se tomaría la semana próxima y que las mayores chances para ocupar la candidatura a Vicepresidente estaban en algún dirigente de la UCR, principal socio del PRO en la alianza oficialista, e incluso no descartaban que permaneciera Gabriela Michetti.

 

Con esta decisión el Presidente atendió el principal reclamo del radicalismo: la ampliación del frente oficialista Cambiemos, como lo planteó el partido en el documento final de la Convención partidaria realizada a fines del mes pasado.

 

Pichetto fue además un hombre clave para el Gobierno en el Senado, ya que ayudó al oficialismo -que tiene mayoría en las dos cámaras legislativas- a avanzar en leyes como las reformas previsional y tributaria, además del Presupuesto de este año.



Varias legisladoras del radicalismo estaban en la lista de potenciales compañeras de fórmula del líder del PRO, aunque finalmente el binomio oficialista estará integrado por dos hombres.



La semana pasada, en una entrevista televisiva Pichetto había sugerido que un posible balotaje entre Macri y Alberto Fernández se inclinaría por el actual mandatario.

Miguel Ángel Pichetto y Mauricio Macri

De esta forma, como antes lo hiciera Cristina Kirchner cediendo su candidatura presidencial a Alberto Fernández y negociando con Massa, Cambiemos amplió su espacio con la incorporación de un peronista histórico y que desde su función como jefe del bloque Justicialista en la Cámara alta trabajó junto a los ex presidentes de ese partido Carlos Menem y Néstor y Cristina Kirchner.



Varios dirigentes de la UCR venían reclamando al Gobierno ampliar su base de sustentación de cara a las elecciones, negociando la llegada de dirigentes de otras expresiones políticas más allá de los actuales socios de Cambiemos.



En tanto, el Gobierno reconoció que tras la incorporación del senador peronista, Cambiemos podría modificar su nombre y ese será uno de los temas que se tratarán en una reunión que se hará este miércoles en la Casa Rosada con referentes de la UCR.



"Macri me ha honrado, inmediatamente le dije que sí, no hubo dudas", dijo Pichetto, en una conferencia de prensa en el Senado y señaló que la decisión de aceptar la candidatura a la Vicepresidencia fue "personal" y basada en que comparte con el Gobierno "una visión capitalista" y que "nunca es bueno que vuelva el pasado".



Por su parte, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, sostuvo que en el Gobierno estaban "muy contentos de que el senador Pichetto haya aceptado la propuesta de acompañar al Presidente" y dijo que están abiertas las puertas del oficialismo para todos aquellos que "compartan nuestra agenda, nuestros valores, de una democracia republicana, con libertades y abierta al mundo, y no regresar al autoritarismo populista que gobernó en años anteriores".

Ernesto Sanz y Miguel Ángel Pichetto

Además, el funcionario remarcó que el Presidente previamente a tomar la decisión "escuchó a todos los que sugirieron nombres y perfiles" para el cargo y que fue consultada con el radicalismo y la titular de la Coalición Cívia, Elisa Carrió.



La iniciativa a su vez terminó de enterrar la posibilidad del denominado "Plan V", de que Macri cediera la candidatura presidencial a la gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, quien en Twitter felicitó al senador peronista.


"Celebro la decisión de que Miguel Pichetto sea quien acompañe a Mauricio Macri. Estoy convencida de que la apertura y la búsqueda de consensos es la mejor forma de seguir construyendo la Argentina que nos merecemos", sostuvo la mandataria provincial.

 

Otra de las decisiones que llevó a Macri a elegir a Pichetto fue la recomendación que le hizo el extitular de la UCR Ernesto Sanz. El mendocino, que fuera además uno de los "arquitectos" de Cambiemos, le pidió al Presidente que sumara al legislador peronista.



Ahora, el frente oficialista se prepara para la discusión por las listas de candidatos, luego de que la UCR resignara la vicepresidencia, a partir de mañana en la Casa Rosada.