Mariana Gómez y su esposa Rocío Girat, postergación de veredicto, juicio, pareja(Mariana Gómez y su esposa Rocío Girat. Foto: Guillermo Rodríguez Adami)

Hace 20 meses Mariana Gómez fue detenida en la estación de trenes de Constitución, cuando besaba a su esposa, Rocío Girat, y fumaba en un lugar donde no estaba permitido. El 2 de octubre de 2017 fue iniciada una causa por resistencia a la autoridad y lesiones graves contra la joven. Fue a juicio.

 

Hoy tuvieron se dio lectura a los alegatos finales, y la Fiscal Diana Goral pidió dos años de prisión. De todos modos, la jueza Marta Yungaro, del Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional 26 de la Capital Federal, debió posponer la lectura del veredicto para el próximo viernes, con el argumento de que había mucho ruido en la sala debido a la manifestación que, bajo la consigna "todo beso es político", diversas organizaciones y partidos de izquierda convocaron en la puerta de la sede judicial en el barrio porteño de Recoleta para dar su apoyo a la joven imputada y a su pareja.

 

La magistrada no tuvo en cuenta que justamente el viernes se celebrará la marcha del Orgullo Gay, por lo cual es muy posible que vuelvan a manifestarse en la puerta del juzgado tal como lo hicieron este martes.

 

Noticias relacionadas

"Mejor me voy, porque ahí la cosa se va a poner caliente", dijo Mariana cuando salió del despacho de la jueza.

 

"Hija, que esta cuestión política no te arruine a vos. Que este quilombo no vaya en contra tuyo", le aconsejó su padre, además de pedirle que no se enoje porque el veredicto fue pospuesto.

 

"Se escuchaba algo de ruido, pero no para tanto. No para no dar sentencia", dijo la acusada; mientras afuera se manifestaban una 50 personas. "¡Absolución! ¡Absolución!" reclamaban.

 

"Lo de las lesiones leves me parecía que no lo iba a pedir la fiscal. Lo pidió igual. Pero eso se tendría que dar de baja porque la policía que habría quedado con lesiones, nunca lo denunció. En la segunda audiencia de hecho ella dice que en el forcejeo perdió ese mechón de pelo, no que yo se lo arranqué", comentó Mariana.