Mauricio Macri en Osaka, Japón (Reuters)

El presidente Mauricio Macri llegó a la ciudad japonesa de Osaka para participar de la Cumbre del G20, donde mantendrá reuniones con jefes de Estado de distintos países que integran ese foro.

Noticias relacionadas

 

Además, en Japón "ratificará el compromiso de la Argentina con la agenda multilateral para un crecimiento económico con desarrollo equitativo y sostenible" señaló el Gobierno en un comunicado.

 

Acompañado por la primera dama, Juliana Awada, el mandatario llegó a Osaka alrededor de las 8 hora local del jueves en un vuelo procedente de Jakarta luego de la visita que realizó a Indonesia.

 

El Presidente inicia sus actividades oficiales en Japón el jueves a las 14.25 hora local (2.25 hora argentina) durante una reunión que mantendrá con el primer ministro Shinzo Abe, en el hotel Hyat Regency.

 

El encuentro marca una continuidad de la relación de cercanía que Macri y su par japonés han construido, luego de verse por última vez en diciembre en Buenos Aires, en la Cumbre del G20 que tuvo a la Argentina como anfitrión.

 

En aquella oportunidad encabezaron un acto en el Centro Cultural Kirchner para celebrar los 120 años del inicio de las relaciones diplomáticas entre los dos países y firmaron un Acuerdo para la Promoción y Protección de Inversiones.

 

Luego de la reunión con Abe, Macri asistirá a la apertura de la Semana Argentina, un evento organizado por la popular cadena de supermercados ITO Yokado, que desde el lunes comenzó a ofrecer por primera vez a los consumidores japoneses carne vacuna procedente de la Argentina.

 

En esta muestra, que será recorrida por el Presidente, también se hará la presentación de otras mercancías argentinas que ingresan al mercado japonés, como langostinos, merluza, miel, vino, indumentaria y productos de diseño.

 

El primer mandatario está acompañado por una comitiva que integran que el jefe de Gabinete, Marcos Peña; el canciller Jorge Faurie; el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne; el secretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo, y el vocero presidencial, Iván Pavlovsky.