GUERRA COMERCIAL

Los beneficios de Huawei tras tregua de Donald Trump y Xi Jinping

La compañía china estaba imposibiltada desde mayo para negociar con sus socios estratégicos en el mercado de los dispositivos móviles.
Domingo 30 de junio de 2019

Huawei - ReutersREUTERS

Estados Unidos y China acordaron reanudar negociaciones comerciales y Washington se convino en no imponer más aranceles a las exportaciones chinas, lo que apuntó a una tregua en la guerra comercial entre las dos mayores economías del mundo.

 

Al comentar la disputa sobre los negocios de la empresa china Huawei, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que las firmas estadounidenses podrán vender componentes al mayor fabricante de equipos de redes de telecomunicaciones del mundo porque no suponía un problema de seguridad nacional.

 

La tregua ofreció un respiro en una disputa comercial de casi un año, en la que ambos países han impuesto aranceles el uno al otro con un costo de miles de millones de dólares por la interrupción de líneas mundiales de fabricación y suministro y la tensión en los mercados globales.

 

Noticias relacionadas

"Retomaremos y veremos qué sucede", dijo Trump a periodistas después de una reunión de 80 minutos con el presidente chino Xi Jinping durante la cumbre de líderes del Grupo de las 20 (G20) principales economías, en Osaka en Japón.

 

"Las empresas estadounidenses pueden vender su equipamiento a Huawei", dijo Donald Trump en una rueda de prensa al final de la cumbre del G20 en Osaka.

 

"Estamos hablando de equipamiento que no suponga un gran problema para la seguridad nacional", indicó.

 

Se trata de un desbloqueo supeditado a un futuro acuerdo. Una prórroga hasta el 19 de agosto, fecha a partir de la cual sí se haría efectivo el bloqueo comercial que finalmente acaba de levantar Trump con sus palabras. Pese a que el negocio de Huawei vuelve a la normalidad, sus ventas se erosionaron en las primeras semanas tras el anuncio del bloqueo estadounidense.

 

Estados Unidos amenaza a la compañía china de poner a Huawei en una "lista negra" de empresas a las que está prohibido venderles tecnología estadounidense, excepto en caso de autorización especial, por razones de seguridad nacional.

 

Esta amenaza que lanzó en mayo la administración Trump -que acusa a Huawei de espiar a favor de Pekín, lo que el grupo desmiente- ha sido de momento suspendida tres meses, hasta mediados de agosto.

 

Un portavoz de Huawei contactado por la AFP no quiso comentar las declaraciones de Trump.

 

El presidente estadounidense y su homólogo Xi Jinping acordaron este sábado una tregua en su conflicto comercial y tecnológico y Washington se comprometió a suspender su amenaza de imponer nuevos aranceles a las importaciones chinas.

 

Las dos partes acordaron retomar las negociaciones para llegar a un gran acuerdo comercial, pero sin dar un calendario ni los detalles de las eventuales concesiones que permitieron retomar el diálogo.

 

Las grandes ambiciones tecnológicas de China deberían ser una parte importante de las futuras negociaciones.

 

Huawei
Guerra comercial
ECO DE LA GUERRA COMERCIAL

China bloquea más medios: ahora The Guardian y The Washington Post

La lista de medios censurados también incluye a CNN, The New York Times, Bloomberg, Reuters y The Wall Street Journal, entre otros. No se permite acceso a redes sociales y aplicaciones.
Domingo 9 de junio de 2019

China bloquea más medios internacionales - Guerra comercial

Hasta este domingo, los periódicos The Guardian y The Washington Post estaban entre los últimos medios de comunicación en inglés a los que aún se accedía normalmente desde China continental sin el uso de software de redes privadas virtuales (VPN), de acuerdo al rastreador de censura Greatfire.org.

 

Ahora, el Gobierno chino aumentó la censura en las últimas semanas porque se cumplió el 30º aniversario de la masacre de la plaza de Tiananmén, y prohibió que se usen palabras e incluso imágenes relacionadas al hecho a través de WeChat, el popular servicio de mensajería de texto móvil. Todo, en el marco de una dura guerra comercial entre China y los Estados Unidos.

 

También, los usuarios se quejaron de que los textos, información, imágenes y cualquier tipo de referencia al evento que tuvo lugar el 4 de junio de 1989 fueron borrados y muchos usuarios dijeron que sus cuentas fueron bloqueadas.

 

The Guardian y The Washington Post son los últimos medios agregados a la larga lista de censuras de sitios web, medios de comunicación y aplicaciones que se encuentran bloqueadas a través del "Great Firewall" ("Gran Muralla de Fuego", en inglés), el sistema de censura y monitoreo de Internet controlado por el gobierno chino.

 

Otros grandes medios de comunicación como CNN, The New York Times, Bloomberg, Reuters y The Wall Street Journal, entre otros, ya se encontraban también restringidos en toda China.

 

Así mismo están bloqueados el uso de redes sociales como Facebook, Twitter, Instagram y Reddit; y aplicaciones como WhatsApp, Dropbox y Slack. Todos los servicios de Google, incluso YouTube, también se encuentran prohibidos por el gobierno chino.

 

La lista es solo una muestra de los 10.000 dominios web bloqueados en China por algoritmos de inteligencia artificial, que también pueden encontrar soluciones VPN.

 

China bloquea a Facebook(Censura a Facebook en China)

 

Los censores del Internet en China casi no dan una razones o comentarios sobre los bloqueos e interrupciones. Desde 2013 que se agregan irrevocablemente más y más sitios web extranjeros a la lista negra de China, ya que el país busca la "soberanía de Internet", según The Washington Post. Esto podría servir como ejemplo para otras dictaduras que buscan censurar la libertad de prensa y la disponibilidad de información para sus ciudadanos.

 

Algunos de estos sitos web pueden ser visitados utilizando VPNs, una tecnología de red de computadoras que permite una extensión segura de la red de área local (LAN) sobre una red pública o no controlada como Internet. Simplemente, los VPNs dan una vía privada y segura para conectarse al Internet sin monitoreo externo. Estas son usadas en lugares como Venezuela, donde el régimen de Nicolás Maduro controla y censura sitios web.

 

De todos modos, China ha intimidado a sus proveedores de Internet estatales como China Unicom, China Mobile y China Telecom para que utilicen todos sus recursos para eliminar cualquier tipo de uso de VPNs.

 

Con este marco, muchos recomiendan utilizar sitios web que "repliquen" sitios web prohibidos, ya que el uso de las VPNs no siempre da resultado. GreatFire.org es una compañía que "monitorea y desafía la censura de Internet en China" y ha ofrecido sitios web "espejo" a los censurados para permitir que los usuarios en China accedan a la información dentro del Gran Firewall sin el uso de redes privadas virtuales.

Guerra comercial
China
Estados Unidos
Donald Trump
TRAS ARANCELES A PRODUCTOS DE EE.UU.

Guerra comercial: China acusa a EE.UU. por caída de comercio bilateral

Un día después de la entrada en vigor de la última tanda de aranceles chinos a productos estadounidenses.
Domingo 2 de junio de 2019

Guerra comercial - Estados Unidos y China

Un día después de la entrada en vigor de la última tanda de aranceles chinos a productos estadounidenses, Beijing publicó  un documento en el que analiza la guerra económica con Washington y concluye que la potencia occidental boicoteó las negociaciones y es el único responsable de la caída del comercio bilateral.

 

"Cuanto más se ofrece el gobierno de los Estados Unidos, más quiere", sostuvo el gobierno chino en el documento, citado por la agencia de noticias EFE, y explicó que los negociadores de Donald Trump "recurriendo a la intimidación y la coerción, persistieron con demandas exorbitantes".

 

Según el gobierno de Estados Unidos, el responsable de que las negociaciones comerciales bilaterales fracasaran y Trump diera por terminada la tregua acordada en Buenos Aires en diciembre pasado fue China.

 

"Fue una versión totalmente infundada e irresponsable", sentenció Beijing y responsabilizó al gobierno de Trump por la reducción interanual del 9,7% de las exportaciones chinas a Estados Unidos.

 

China no es el único preocupado por la caída del comercio internacional que está provocando la guerra comercial que inició el gobierno de Trump a mediados del año pasado.

 

El comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, advirtió hoy que si la escalada arancelaria entre China y Estados Unidos continúa, ambas potencias perderán entre cinco y seis décimas de sus PBI este año, según calculó la Comisión Europea.


"El proteccionismo es la principal amenaza para el crecimiento mundial", destacó Moscovici en una entrevista con la radio France Inter y, al igual que China, responsabilizó a Estados Unidos y a la "política del bombero pirómano", en referencia al presidente Trump.

 

Mientras tanto, el gobierno estadounidense continúa presionando a sus aliados para que tomen su lado en esta guerra comercial.

 

Desde Suiza, donde realiza una visita oficial, el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, le pidió a ese gobierno europeo que "sopese los riesgos asociados a muchas actividades de China" y tome distancia, pese a que tiene un acuerdo de libre comercio con la potencia asiática desde 2013.

 

La pulseada entre China y Estados Unidos impregna por estos días todas las discusiones comerciales, económicas y estratégicas en el mundo.

 

En Singapur, el tema llegó incluso a dominar el foro de seguridad anual del Diálogo de Shangri-la, que terminó hoy.

 

"Ningún país debería esperar jam ás que China permita que se infrinjan su soberanía, seguridad e intereses. En cuanto a la fricción comercial reciente iniciada por Estados Unidos, si Estados Unidos quiere dialogar mantendremos la puerta abierta, si quieren combatir, combatiremos hasta el final", aseguró el general Wei Fanghe, ministro de Defensa Nacional chino.

 

Ayer, el secretario de Defensa estadounidense, Patrick Shanahan, había acusado a China de "desestabilizar la región, al tratar de reordenar sus vibrantes y diversas comunidades en aras de su beneficio exclusivo".

Guerra comercial
Estados Unidos
China