GUERRA COMERCIAL

Los beneficios de Huawei tras tregua de Donald Trump y Xi Jinping

La compañía china estaba imposibiltada desde mayo para negociar con sus socios estratégicos en el mercado de los dispositivos móviles.
Domingo 30 de junio de 2019

Huawei - ReutersREUTERS

Estados Unidos y China acordaron reanudar negociaciones comerciales y Washington se convino en no imponer más aranceles a las exportaciones chinas, lo que apuntó a una tregua en la guerra comercial entre las dos mayores economías del mundo.

 

Al comentar la disputa sobre los negocios de la empresa china Huawei, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que las firmas estadounidenses podrán vender componentes al mayor fabricante de equipos de redes de telecomunicaciones del mundo porque no suponía un problema de seguridad nacional.

 

La tregua ofreció un respiro en una disputa comercial de casi un año, en la que ambos países han impuesto aranceles el uno al otro con un costo de miles de millones de dólares por la interrupción de líneas mundiales de fabricación y suministro y la tensión en los mercados globales.

 

Noticias relacionadas

"Retomaremos y veremos qué sucede", dijo Trump a periodistas después de una reunión de 80 minutos con el presidente chino Xi Jinping durante la cumbre de líderes del Grupo de las 20 (G20) principales economías, en Osaka en Japón.

 

"Las empresas estadounidenses pueden vender su equipamiento a Huawei", dijo Donald Trump en una rueda de prensa al final de la cumbre del G20 en Osaka.

 

"Estamos hablando de equipamiento que no suponga un gran problema para la seguridad nacional", indicó.

 

Se trata de un desbloqueo supeditado a un futuro acuerdo. Una prórroga hasta el 19 de agosto, fecha a partir de la cual sí se haría efectivo el bloqueo comercial que finalmente acaba de levantar Trump con sus palabras. Pese a que el negocio de Huawei vuelve a la normalidad, sus ventas se erosionaron en las primeras semanas tras el anuncio del bloqueo estadounidense.

 

Estados Unidos amenaza a la compañía china de poner a Huawei en una "lista negra" de empresas a las que está prohibido venderles tecnología estadounidense, excepto en caso de autorización especial, por razones de seguridad nacional.

 

Esta amenaza que lanzó en mayo la administración Trump -que acusa a Huawei de espiar a favor de Pekín, lo que el grupo desmiente- ha sido de momento suspendida tres meses, hasta mediados de agosto.

 

Un portavoz de Huawei contactado por la AFP no quiso comentar las declaraciones de Trump.

 

El presidente estadounidense y su homólogo Xi Jinping acordaron este sábado una tregua en su conflicto comercial y tecnológico y Washington se comprometió a suspender su amenaza de imponer nuevos aranceles a las importaciones chinas.

 

Las dos partes acordaron retomar las negociaciones para llegar a un gran acuerdo comercial, pero sin dar un calendario ni los detalles de las eventuales concesiones que permitieron retomar el diálogo.

 

Las grandes ambiciones tecnológicas de China deberían ser una parte importante de las futuras negociaciones.

 

Huawei
Guerra comercial
EXPECTATIVA CON EL DÓLAR

China frena la devaluación de su moneda y hay alivio en el mercado

El gobierno chino fijó la paridad en 6,9683 yuanes por dólar y dijo que no utilizará la manipulación de su moneda en la pelea comercial con EE.UU. Los futuros de Wall Street suben 1%.
Martes 6 de agosto de 2019

Yuan, moneda china, mercados internacionales, REUTERSREUTERS

La liquidación de los mercados globales se moderó el martes, después de que China tomó medidas de contención ante la caída del yuan bajo el umbral de 7 unidades por dólar que llevó a Washington a designar a Pekín como manipulador de divisas.

 

La guerra comercial entre las dos mayores economías del mundo sigue su curso, pero la tensión pareció reducirse cuando el Banco Popular de China (central) fijó un punto medio más firme en el rango de cotización del yuan, lo que ayudaba a calmar los nervios de los inversores.

 

Los activos de refugio, como los bonos, el yen y el franco suizo, se estabilizaron porque los mercados se movían tentativamente hacia el euro, la libra y algunas divisas de mercados emergentes que fueron duramente golpeadas en los últimos días. La atmósfera, de todas maneras, lucía frágil.

 

"Yo creo que el punto de inflexión para una racha negativa más prolongada (para los activos de riesgo) está muy cerca", dijo Hans Peterson, estratega de colocación de activos de SEB Investment Management, en referencia a la guerra arancelaria y a otras amenazas, como el Brexit.

 

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, dijo el lunes que el Gobierno resolvió que China está manipulando su moneda, por lo que trabajará con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para eliminar la competencia desleal de Pekín.

 

"Designar a China oficialmente como un manipulador cambiario da a Estados Unidos una razón legítima para tomar incluso más acciones", dijo Norihiro Fujito, estratega de inversiones de Mitsubishi UFJ Morgan Stanley Securities.

 

"Ahora los mercados están evaluando la posibilidad de que Estados Unidos imponga un arancel adicional no sólo de 10% a las importaciones chinas, sino que esa cifra suba a 25%", comentó.

 

En el mercado bursátil, el índice MSCI del Asia Pacífico - que no incluye las acciones de Japón- cayó un 0,75% luego de haber cedido previamente hasta su menor nivel desde enero. Ha perdido un 3,7% en lo que va de la semana.

 

El índice compuesto de Shanghái también sufrió fuertes caídas, mientras que el referencial Nikkei de la bolsa de Tokio descendió un 0,7%.

 

El yuan frenó su caída luego de que las autoridades tomaron acciones para contener a la moneda. En el mercado internacional, la divisa china cotizaba estable en cerca de 7,0710 unidades por dólar, tras haber tocado previamente un mínimo de 7,1382 unidades por el anuncio de Mnuchin.

 

En tanto, el yen, conocido por ser un activo de refugio en momentos de turbulencias y tensiones políticas, alcanzó un máximo de siete meses de 105,520 unidades por dólar antes de recortar alzas para negociarse en 106,700 yenes por dólar, aunque la jornada seguía siendo volátil.

Guerra comercial
China
Estados Unidos
Monedas
TRAS ANUNCIOS DE TRUMP

Guerra comercial: China devalúa el yuan y caen bolsas en Asia y en Europa

La moneda de la principal economía asiática se depreciaba a su nivel más bajo en una década y provocaba un tembladeral en los mercados. La noticia tendrá impacto en la cotización local del dólar.
Lunes 5 de agosto de 2019

Moneda china, guerra comercial, REUTERSREUTERS

Más de siete yuanes por un dólar. El valor de la divisa china se hundió este lunes respecto al dólar, lo que alimenta las especulaciones de una medida premeditada por Pekín para favorecer sus exportaciones en plena guerra comercial con Estados Unidos.



Este umbral simbólico de siete yuanes por un dólar no se había alcanzado desde hacía nueve años. El diferencial se sitúa en niveles tan dispares solo cuatro días después de las últimas amenazas de sanciones estadounidenses contra productos chinos.



Poco antes de las 15H30 locales (07H30 GMT), el valor del yuan en el mercado offshore (paralelo) era de 7,0282 por un dólar, tras haber disminuido un 1,26% respecto al viernes pasado. Esto representa su nivel más bajo desde 2010.



El yuan no es totalmente convertible y el Banco Central Chino establece cada día un tipo de cambio de referencia que este lunes era de 6,9225 por un dólar, después de haber disminuido un 0,33% desde el viernes.


Pero los mercados presionaron para que bajara el valor de la divisa china, que cayó hasta 7,11 por un dólar después de la apertura de los mercados, pero después aumentó ligeramente tras una posible intervención del Banco Central Chino.



Esta institución aseguró en un comunicado tener "la experiencia, la confianza y la capacidad de mantener el tipo de cambio del yuan en un nivel razonable y equilibrado".



El presidente estadounidense, Donald Trump, ha acusado en repetidas ocasiones a Pekín de devaluar de forma artificial su moneda para favorecer sus exportaciones. Pero la Reserva Federal, tras haber investigado esta cuestión, ha desistido de acusar a China de manipular su divisa.

Guerra comercial
China
Estados Unidos