POR ANTONIO ARCURI

Evita y el "Renunciamiento Histórico"

Las reflexiones de Antonio Arcuri en un nuevo aniversario del acto en el que Evita dejaba en claro que no podía aceptar acompañar en la fórmula a Juan Domingo Perón. Repasalas en la nota.
Jueves 22 de agosto de 2019

Evita y Juan Domingo Perón - Antonio Arcuri

*Por Antonio Arcuri

 

El 22 de agosto es conocido como el día del Renunciamiento Histórico, aquel día la CGT frente a una multitud pedía que Evita formara parte de la fórmula junto a Perón, pero su mensaje sin negarse directamente dejaba en claro que no podía aceptar, su frase finalizaba así, “hoy digo que prefiero ser Evita porque, siendo Evita, sé que siempre me llevarán muy dentro de su corazón”.

 

El 31 de agosto de 1951 es el día que oficialmente la propia Evita se dirigía por mensaje radial al pueblo argentino, para emitir su renunciamiento a la fórmula Perón-Perón que todos aclamaban como “la fórmula de la Patria”.

 

Noticias relacionadas

Habían transcurrido 5 años de gobierno peronista, los derecho sociales, económicos y culturales habían sido consagrados en la Constitución Nacional y promovidos como política de estado, la ley de voto femenino era una realidad y en noviembre de 1951 se concretaría, esto permitiría la efectiva participación de la mujer en la vida política ocupando lugares en las listas de candidatos.

 

El Cabildo Abierto del 22 de agosto 1951 realizado en la Av. 9 de Julio, tuvo la activa participación de la CGT, el congreso del justicialismo contó con una alta adhesión de las delegaciones de todo el país. La multitud esperaba que la fórmula presidencial reflejara la comunión de esas dos figuras relevantes que transformaran la argentina de mitad de siglo veinte.

 

Evita había dado todo de si para acompañar a Perón y ampliar los derechos de los descamisados, seguramente se imaginaba parte activa de esa fórmula presidencial, pero las presiones eran fuertes y además era gravitante su estado de salud que meses mas tarde la llevara a emitir el voto desde su cama.

 

Dias mas tarde de aquel multitudinario acto, Evita mediante cadena radial anunciaba su declinación a ser parte de la fórmula diciendo “no tengo en estos momentos, más que una sola ambición… que de mí se diga… que hubo al lado de Perón una mujer que se dedicó a llevarle al presidente las esperanzas del pueblo, que Perón convertía en hermosas realidades y que a esta mujer el pueblo la llamaba cariñosamente Evita”.

 

El 22 de agosto se recuerda la actitud militante y de gran ser humano por parte de Evita, quién a pesar de su padecimiento, evito utilizar esto como excusa para aferrarse a una candidatura, si bien se lo tenia ganado por esfuerzo y entrega.

 

Su actitud digna de destacar deja un gesto ejemplificador entre otros que conocemos de igual calidad, que ha quedado resumido en una histórica frase, renuncio a los honores, pero no a la lucha. Evita siempre en el corazón del Pueblo.

 

(*) Ex secretario Legal y Técnico de la Presidencia de la Nación. Presidente de la Asociación Amigos del Museo Histórico 17 de Octubre “Quinta San Vicente”

Evita
Antonio Arcuri
DEL DÍA DE LA MUJER AL FEMICIDIO

La violencia contra la mujer, una epidemia que no podemos ignorar

Las reflexiones de Antonio Arcuri en el mes de la mujer, y en medio de la violencia, femicidios y reclamos bajo una misma causa: .
Miércoles 13 de marzo de 2019

Antonio Arcuri	sobre el Día de la Mujer, violencia de género, femicidios

Por Antonio Arcuri (*)

 

Probablemente al momento que el lector tenga en sus manos o pantalla esta nota la escalofriante cifra de la violencia contra la mujer haya quedado desactualizada ya que en el país se produce un femicidio cada día y medio.

 

Lo estadística fría indica que a lo largo de 2018, en el transcurso de 70 días, hasta el pasado lunes 11 de marzo, se habían registrado en territorio nacional 44 crímenes por violencia de género.

 

Los datos de la tragedia social que estamos viviendo son abundantes y elocuentes, y por eso mismo no dejan lugar a dudas: las mujeres son las víctimas principales en los hechos de violencia familiar y de género.

 

La Procuración General bonaerense acaba de informar que el 75% de las víctimas registradas durante 2018 en la provincia de Buenos Aires, por casos de violencia, son de sexo femenino, mientras que el 77,5% de los imputados o sindicados como autores de estos hechos son de sexo masculino.

 

Un dato que viene a completar la crisis a la que asistimos es que en el 98% de los casos la víctima conocía al victimario; en tanto el 58,8% tenía una relación de pareja, ex pareja o noviazgo con el femicida.

 

La tarea institucional que se viene desarrollando en torno a este flagelo, que atraviesa a todas las clases sociales por igual, es enorme y no es nueva.

 

Hace 27 años propiciamos en la Legislatura bonaerense la modificación del Código de Procedimiento Penal, para posibilitarle a los jueces separar preventivamente del hogar al familiar golpeador, para evitar nuevos hechos de violencia física, moral y/o psíquica que perjudican aún más la situación de conflicto.

 

Cuando nos tocó fundamentar la iniciativa decíamos el que “Se trata, fundamentalmente, de dar solución de forma urgente, al acucinante problema que se plantea con el caso cada vez más frecuente de la mujer golpeada que se hace extensivo también a la concubina, a los hijos y demás parientes que viviendo en un mismo techo con el victimario, son motivo de ataques que hacen peligrar su integridad física y moral”.

 

“Sin perjuicio de que, a no dudar, la corrección de deficiencias sociológicas y del comportamiento humano como las antes descriptas, se lograrán por diversos carriles en el cual la educación y la prevención han de cumplir roles trascendentes, no es menos cierto que ante la presencia de hechos semejantes, la judicatura debe contar con medios rápidos y eficaces para hacerlos cesar o, en su caso, evitar que vuelvan a producirse”, agregábamos.

 

Han pasado casi tres décadas y a todas luces la realidad se nos presenta más compleja. Lo que en aquellos años era un fenómeno que nos movilizaba hoy es una epidemia social que crece exponencialmente.

 

Las leyes deben adecuarse a esta realidad pero la letra de la norma no alcanza cuando necesitamos un Estado presente, no solo para proteger a las víctimas sino para trabajar en educación y prevención.

 

Está claro que no se pueden seguir esperando soluciones mágicas a problemas que tienen origen en condiciones culturales y relaciones de poder muy profundas, que hacen a nuestra constitución como personas en una sociedad atravesada por el machismo y la violencia.

 

(*) Ex senador provincial, ministro de Justicia de la Provincia y secretario Legal y Técnico de la Presidencia de la Nación.

 

Día de la Mujer
Antonio Arcuri
Violencia de género
Femicidio
POR ANTONIO ARCURI

Argentina estado miembro del G20

A pesar de las continuas crisis que atraviesa nuestro país, la Argentina es parte del G20 y este año es sede de la cumbre que la integran los países más poderosos, aquellos que en los 70 crearon el G7.
Viernes 30 de noviembre de 2018

Cumbre G20 - Columna Antonio Arcuri

La Argentina es parte del G20 y este año es sede de la cumbre que integran los países más poderosos, aquellos que en los 70 crearon el G7.

 

Esta cumbre la conforman 19 países entre ellos, las economías más importante del mundo - Alemania, Francia, Italia, Reino Unido, Estados Unidos, Canadá, Japón - y las denominadas emergentes - Argentina, Australia, Indonesia, Brasil, China, India, México, Corea, Rusia, Arabia Saudita, Sudáfrica, Turquía-; España asiste en calidad de invitado permanente. Además en cada encuentro concurre un país en calidad de invitado.

 

El G20 surge como respuestas a la crisis global financiera, los miembros del G7 luego de la crisis asiática y del rublo -97 y 98 respectivamente- deciden realizar este foro que hasta el año 2008 convocaba a los ministros de finanzas y los presidentes de bancos centrales de cada país.

 

A partir del año 2008 reúne a los presidentes de los países que lo conforman; producto de la crisis de las hipotecas de EE.UU, que puso en vilo al mercado financiero mundial, y al borde de una depresión como la del 30.

 

Argentina pertenece a este Foro Internacional, a partir de la relación que supo mantener el por entonces presidente Carlos Saúl Menem, con Bill Clinton presidente de la mayor economía del mundo.

 

Cuando comienza a gestarse la idea de un grupo que unificara los criterios económicos para enfrentar las crisis financieras que afectaban al mundo, los integrantes del G7 comienzan a observar a los países emergentes, para incluirlos en decisiones que permitan dar mayor legitimidad a las políticas monetarias.

 

En ese momento, a pesar de los vaivenes económicos de la argentina, pesó la estrecha relación de Menem con Clinton, para que nuestro país integrara como estado miembro el G20. Y acceder a este grupo dónde se discute las políticas globales.

 

La posición de los países emergentes se vincula a sentar posiciones que reclaman una mayor responsabilidad de las decisiones globales. Además que su participación es necesaria por su creciente participación en el PBI mundial.

 

Un largo camino hemos recorrido, y nuestro país nunca ha dejado de pertenecer a este foro mundial. En la actualidad se tratan temas relacionados a la geopolítica, y orienta las decisiones del FMI y del Banco Mundial.

 

(*) Ex Secretario Legal y Técnico de Presidencia de la Nación

Antonio Arcuri
Cumbre G-20
Argentina
Análisis