Selección Argentina, Mundial de básquet, NA

El seleccionado argentino masculino de básquet se clasificó a la tercera final de la historia de los mundiales, al superar a su par de Francia por 80-66 en Beijing, China.

 

Los antecedentes de los equipos nacionales son en el Mundial de Buenos Aires 1950 e Indianápolis 2002, Estados Unidos, en los que salió campeón y subcampeón, respectivamente.

 

En el primer caso, Argentina superó a Estados Unidos por 64-50 en un estadio Luna Park repleto, en el primer certamen mundialista de la historia. Aquella noche, Hugo Del Vecchio aportó 14 puntos y fue el goleador del partido.

 

Noticias relacionadas

El recorrido del seleccionado se inició con un triunfo sobre Francia (56-40) y continuó en la zona de clasificación contra Brasil (40-35), Chile (62-41), Francia (66-41) y Egipto (68-33). El sistema de competencia constó de 10 representativos, con Fase Preliminar y Repechaje para luego ir por el título.


Por su parte, Indianápolis 2002 marcó el punto de partida de la Generación Dorada, con un subcampeonato polémico ante Yugoslavia (84-77) en tiempo suplementario tras una falta no cobrada en favor de Argentina en el final del tiempo regular.

 

El interno cordobés Fabricio Oberto (20 puntos y 10 rebotes) sobresalió en un plantel que contaba con Luis Scola, Emanuel Ginóbili y Andrés Nocioni, entre otros.


En este caso, el camino dejó en la memoria emotiva la victoria contra Estados Unidos, formado por jugadores de la NBA, y que marcó la primera caída de la historia en mundiales.

 

Argentina derrotó a Venezuela (107-72), Rusia (100-81) y Nueva Zelanda (112-85) en la primera ronda; a China (95-71), Alemania (86-77) y a Estados Unidos (87-80) en la segunda fase; a Brasil (78-67) en los cuartos y a Alemania (86-80) en la semifinal.