Crisis y violencia en Ecuador, REUTERSCrisis en Ecuador, REUTERS

Miles de ciudadanos de Quito, la capital de Ecuador, hicieron sonar sus cacerolas exigiendo paz, e incluso en algunos barrios pequeños grupos se han animado a salir a la calles formando improvisadas brigadas de vigilancia, para exigir su deseo de paz en medio del toque de queda ordenado por el presidente Lenín Moreno.

 

Los militares junto con policías patrullan las calles de la capital y las imágenes de fuego armaron un escenario impactante sobre las calles de la capital ecuatoriana.

“¡Paz, paz!”, gritaban algunos participantes para remarcar la finalidad de los repetidos golpes a cacerolas desde sus balcones y terrazas.

 

Noticias relacionadas

Fue el último episodio de una jornada muy complicada para la capital ecuatoriana, que amaneció con el centro histórico prácticamente sitiado por los manifestantes y siguió con nuevos enfrentamientos entre manifestantes y policías que dieron continuidad a los registrados en la víspera.