Boeing 737-800MAX - Tragedia aérea Indonesia

Un piloto de la empresa estadounidense Boeing reveló en 2016 que el avión 737 Max tenía problemas.

 

Mark Forkner, a través de mensajes de texto, le confió a un compañero que el avión era difícil de manejar.

 

Fue dos años antes de los fatales accidentes en Indonesia y Etiopía en los que murieron 367 personas.

 

Noticias relacionadas

"Descarrila en el simulador", habría advertido el piloto, y calificó esa experiencia como "atroz", según detalló el diario The New York Times.

 

De acuerdo a esa publicación, en las pruebas de Forkner falló el sistema MCAS, el mismo que desencadenó las tragedias aéreas posteriores.

 

En ese marco, la Agencia Federal de Aviación (FAA) accedió a esos mensajes y por acusó este viernes a Boeing de ocultar información sobre los 737 Max.

 

Según consideran, Boeing descubrió hace meses los mensajes intercambiados por los empleados de la compañía pero no reveló su existencia hasta el jueves pasado.

 

"La última noche (del jueves), revisé un documento preocupante que Boeing proporcionó ayer (jueves) a última hora al Departamento de Transporte", dijo Steve Dickson, administrador de la FAA.

 

"Entiendo que Boeing descubrió el documento en sus archivos hace meses. Espero su inmediata explicación sobre el contenido de este documento y la demora de Boeing en informar de su existencia a los reguladores de seguridad", añadió.

 

El 737 Max está inhabilitado para volar desde hace siete meses, debido a los accidentes en Indonesia y Etiopía, que se produjeron con apenas cinco meses de diferencia.