Protestas en Chile, REUTERS	La CIDH habló del gran númeri de denuncias por violación a los DD. HH.


Según la Comisión Internacional de Derechos Humanos (CIDH), 26 personas han muerto desde que comenzaron las protestas en Chile, de estas al menos cinco habrían sido por acción directa de agentes del Estado.

 

La CIDH visitó Chile y se pronunció el viernes sobre la situación en el país, condenando un “uso excesivo de la fuerza” por parte del estado en las manifestaciones que comenzaron a mediados de octubre.

 

En un comunicado, la CIDH manifestó su “su grave preocupación por el elevado número de denuncias de violaciones a los derechos humanos” en el país. Así, el organismo se suma a la lista de entidades como Humans Right Watch y Amnistía Internacional que han condenado la actuación de las fuerzas de seguridad durante las manifestaciones en Chile.

 

Noticias relacionadas

La comisión también hace eco de las 2.670 denuncias de violaciones a los derechos humanos por arte de agentes del Estado chileno, las cuales incluyen 44 casos de tortura y 26 por violación o abuso sexual.

 

El presidente chileno, Sebastian Piñera, admitió el 17 de noviembre que “en algunos casos” hubo un uso excesivo de la fuerza hacia los manifestantes, gesto que fue mencionado por la CIDH en su comunicado. “La CIDH saluda el compromiso anunciado por el Presidente de la República para que estos casos sean debidamente investigados, juzgados y sancionados”, escribió el organismo.

 

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), cuyo mandato surge de la Carta de la OEA y de la Convención Americana sobre Derechos Humanos. La Comisión Interamericana tiene el mandato de promover la observancia y la defensa de los derechos humanos en la región y actúa como órgano consultivo de la OEA en la materia. La CIDH está integrada por siete miembros independientes que son elegidos por la Asamblea General de la OEA a título personal, y no representan sus países de origen o residencia.