Delta combustible aviónAvión de Delta derramando combustible en el aterrizaje de emergencia.

Por una falla en una de las turbinas, el avión con destino a Shangai tenía que liberar peso para realizar un aterrizaje de emergencia en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, de donde despegó minutos antes California. Al menos 60 personas resultaron intoxicadas luego de que un avión bañó con combustible una zona escolar de la ciudad de Los Ángeles.

 

La mayoría de los afectados estaban repartidos en seis escuelas cercanas al Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, a unas 15 millas de distancia, en el surponiente de la ciudad. La aerolínea Delta refirió a través de un comunicado que minutos después del despegue, el vuelo 89 de Los Ángeles a Shanghai reportó un problema en una de sus turbinas, lo que exigió que retornara al aeropuerto de inmediato.

 

Para realizar el aterrizaje de emergencia el avión tenía que reducir su peso y procedió a realizar una maniobra de desalojo de combustible al abrir sus válvulas mientras descendía. A su paso rumbo al aeropuerto, la aeronave dio un “baño” de combustible a un área de aproximadamente 10 millas, donde se ubican varios centros escolares, habitacionales y comerciales.

 

Noticias relacionadas

Al menos seis escuelas llamaron a los números de emergencias reportando alumnos con intoxicaciones en los ojos, mareos, malestar en la garganta e irritaciones en la piel. Una mujer de origen hispano identificada como Sujey Hernández compartió en su cuenta de Twitter una grabación donde se observa al avión de Delta Airlines rociar el combustible.Vecinos en la zona reportaron que podían sentir el combustible con sus dedos rociado sobre sus vehículos, reportó el canal KTLA 5 de Los Ángeles.

 

 

De inmediato varias cuadrillas del Departamento de Bomberos del Condado de Los Ángeles y paramédicos acudieron al rescate. En total alrededor de 70 elementos. El primer incidente fue atendido en la Escuela Primaria Park Avenue en la cuadra 8000 de Park Avenue, en la zona de Cudahy.

 

De acuerdo con su reporte, en ese punto los bomberos y paramédicos atendieron a 20 niños y 11 adultos, 31 pacientes en total, quienes al momento de que el avión pasó por la zona se encontraban en los patios del centro educativo. Los afectados presentaban irritación en los ojos y en la piel, náuseas, mareos y dolor de garganta.

 

Otras seis personas fueron atendidas en la escuela primaria Tweedy, también en South Gate; y un paciente fue reportado en la Escuela Primaria Graham, en la zona de Florence-Graham. Casi al mismo tiempo fueron reportados 16 lesionados en las escuelas Jordan High School, en Florence-Firestone, y en la Elementary School de la calle 93, en Green Meadows.

 

Para las 2 de la tarde los bomberos y paramédicos habían atendido a casi cinco docenas de intoxicados, pero ninguno requirió traslado a un hospital.