Fernándo Báez Sosa y su noviaFernando Báez Sosa y su novia

Julieta, la novia del joven asesinado a la salida de un boliche en Villa Gesell, habló este lunes y entre lágrimas declaró: "Era el amor de mi vida y me lo mataron".

 

Además, pidió que la Justicia "sea dura" con quienes lo asesinaron y expresó: "No me interesa la plata que tengan, tienen que pagar".

 

Tras despedir los restos de Fernando, la joven solicitó que la Justicia caiga con todo su peso sobre los rugbiers que lo mataron y describió a su pareja como una persona "amorosa y solidaria".

 

Noticias relacionadas

"Era el amor de mi vida, mi mejor amigo, mi novio, mi compañero. Y no está más, me lo mataron", aseguró en diálogo con el programa Crónicas de la Tarde.

 

"Necesitamos que compartan lo que pasó, porque me enteré de que toda esta gente tiene plata y van a hacer lo imposible para que salgan", solicitó frente a las cámaras.

 

"Yo qué hago ahora, con quién ando en bici, con quién meriendo en el patio y voy a comer. Nunca más lo voy a poder abrazar ni darle un beso. Ni siquiera pude acompañarlo en el hospital ni darle la mano", expresó.

 

"Yo había ido a Gesell con mis amigas y él con los suyos. Yo estaba con él en el boliche. Nos íbamos a ir juntos, pero nunca volvió a buscarme. Antes lo mataron a golpes", agregó.

 

"Tenía 18 años y no se merecía esto. Era la mejor persona que conocí y que voy a conocer en toda mi vida. Era lo mejor que yo tenía", subrayó.

 

"No me interesa la plata que tengan, tienen que pagar. Yo, mi familia y sus amigos nos vamos a ocupar de que así sea. Espero que la Justicia sea dura", finalizó.