Doctora Luciana Borio - CoronavirusLuciana Borio

La doctora Luciana Borio trabajaba como asesora de la Casa Blanca en mayo de 2018 cuando definió que una pandemia de gripe era la principal amenaza de seguridad sanitaria de Estados Unidos.

 

"¿Estamos preparados para responder a una pandemia? Me temo que la respuesta es no", dijo en un simposio Borio, quien nació en Brasil y en aquel momento dirigía la política de preparación médica y biodefensa del Consejo de Seguridad Nacional de la presidencia de Donald Trump.

 

Aquellas palabras de Borio han cobrado un valor especial ahora, en medio de una pandemia de coronavirus que se expande por EE.UU. y el mundo y amenaza con desbordar de pacientes el sistema hospitalario global.

 

Noticias relacionadas

La advertencia de Borio ha sido evocada por algunos sobre todo después que el propio Trump dijera este mes que "nadie sabía que habría una pandemia o epidemia de esta proporción".

 

También le han recordado a Trump que su Casa Blanca desmanteló la oficina de seguridad sanitaria global del Consejo de Seguridad Nacional donde Borio trabajaba con otros expertos.

 

Borio renunció a la Casa Blanca en marzo de 2019, pero niega haberlo hecho por los cambios internos y dice que la tentó una oportunidad de trabajar para In-Q-Tel, una empresa de inversión estratégica en tecnología de punta para defensa y seguridad nacional.

 

En una entrevista con el medio BBC Mundo, esta médica especializada en enfermedades infecciosas y atención crítica sostiene que EE.UU. y América Latina deben ahora evitar que los enfermos de covid-19 colmen la capacidad de sus hospitales.

 

"Si están desbordados, no podrán cuidarlos y las personas morirán innecesariamente", señala Borio.

 

“Necesitamos desarrollar un sistema en el que podamos integrar información sobre los tests, por lo que debemos encontrar el modo de facilitar que se realicen las pruebas a los pacientes y que los resultados se difundan entre quienes necesitan conocerlos”, explicó.

 

“Creo que es muy importante proteger la salud pública, la vida de nuestros ciudadanos.  Y es importante que tengamos una estrategia para controlar la epidemia, que nos aseguremos que nuestros hospitales estén bien equipados en términos de personas y recursos para poder manejar el aumento de pacientes. Sabemos muy bien que cuando volvamos a la vida normal, el número de casos volverá a subir. Entonces tenemos que prepararnos para eso”, cerró.