PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Coronavirus: Uruguay deja la cuarentena en busca de equilibrar la salud y la economía

Los comercios del centro de Montevideo abrieron sus puertas en un 85% y la gente empezó a incorporarse a la vida urbana con todas las medidas de prevención.
Martes 5 de mayo de 2020

Coronavirus en Uruguay, pandemiaMontevideo, Uruguay.

Uruguay busca lentamente dejar atrás la cuarentena y activar los sectores de la economía en medio de la pandemia por coronavirus.

 

Entre las claves que permitieron esta reapertura se encuentran el recorte de sueldos a funcionarios, dinero que se utilizó para cubrir gastos provocados por la pandemia, los test aleatorios y el uso generalizado de mascarillas.

 

Con un desarrollo programado y organizado, los comercios comenzaron a funcionar de manera diferente. Los propietarios armaron su propio protocolo sanitario pero todos con el común denominador de obligar a utilizar el tapabocas tal como lo recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS), sobre todo por los casos asintomáticos. Además, la mayoría ofrece guantes de latex y alcohol en el gel para el público durante la jornada.

 

Noticias relacionadas

El último relevamiento de la Cámara reflejó la dura realidad que atraviesan las empresas con una caída en las ventas del 75% o más tras la aparición del coronavirus. Además, el 60% de las empresas consideran que las medidas de apoyo son “insuficientes”.

 

Cabe destacar que las escuelas rurales, de localidades alejadas de los grandes centros urbanos, fueran las primeras en ser retomadas, ya que esto no significaba una sobrecarga del transporte público ni una obstáculo para el distanciamiento social.

 

En plena cuarentena, el gobierno anunció un plan de estímulo para ayudar al sector privado a recomponerse y volver a la senda del crecimiento. Actualmente existe un programa de fomento a las grandes inversiones, que incluye importantes exenciones impositivas. Esto se ha diferenciado de otros gobiernos en la región que optan por subir los impuestos para aumentar la recaudación.

 

El Ministerio de Desarrollo Social otorgará un subsidio de 6.800 pesos uruguayos (160 dólares) por dos meses a unos 10.000 monotributistas. Además, se concederá créditos de 12.000 pesos (282 dólares) para trabajadores independientes, al que podrían acceder hasta 67.000 personas. Por otro lado, para las 118.000 familias de menores ingresos, beneficiarias del Plan Equidad, se repartirán canastas de alimentos.

 

Lacalle Pou anunció a fines de marzo una rebaja de jubilaciones y salarios de funcionarios públicos durante dos meses. El dinero será destinado a la creación de un fondo dirigido a cubrir los gastos provocados por la pandemia.

Lacalle Pou, presidente de UruguayLacalle Pou, presidente de Uruguay. 

Por último, el Ministerio de Turismo de Uruguay comenzó a elaborar un protocolo con medidas de seguridad e higiene para avanzar en la reactivación de la actividad turística tras la pandemia de coronavirus, informó ese organismo oficial.

 

El protocolo comprenderá disposiciones de higiene y bioseguridad para hoteles y otro tipo de alojamientos y para la actividad gastronómica.

 

Se desarrollará en tres etapas bien definidas que serán el turismo interno, las inversiones para ayudar a los prestadores y las promociones de cara a la temporada de verano.

 

La actividad turística aporta el 8% del PBI de Uruguay y ocupa al 11% del total de los trabajadores registrados de ese país.

 

Uruguay recibió en 2019 unos 3.500.000 turistas, de los cuales 1.800.000 fueron argentinos y 400.000 brasileños, lo que provocó un impacto económico del orden de los 2.300 millones de dólares.

 

Además, recibió en enero de este año a 288.604 turistas procedentes de Argentina, lo que marca un crecimiento de sólo el 1% en relación al mismo mes de 2019, cuando ingresaron 286.624 visitantes.

 

El arribo de visitantes argentinos representa el 56% del total de ingresos del turismo extranjero en todo el año y el 70% en los meses de verano.

 

Uruguay es uno de los países de Sudamérica menos castigados por el coronavirus, con 652 casos confirmados, de los cuales 195 personas permanecían infectadas, diez de ellas internadas en terapia intensiva, 17 fallecieron y 440 se repusieron tras contraer la enfermedad.

Coronavirus
Uruguay
Cuarentena
PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Coronavirus en Colombia: reportó 4.586 nuevos casos y 194 fallecidos

Bogotá, que ha detectado 2.485 nuevas infecciones en la última jornada, sigue siendo la ciudad más afectada por la pandemia, con un total de 47.524 casos de contagio, seguida de Atlántico (32.635), Valle del Cauca (14.207) y Bolívar (11.913).
Domingo 12 de julio de 2020

Colombia, coronavirus, REUTERSCoronavirus en Colombia.

Las cifras ascendentes de casos confirmados de coronavirus y de muertos comenzaron a preocupar a las autoridades colombianas debido al fuerte crecimiento de ocupación de unidades de terapia intensiva y también del número de profesionales adecuados para manipularlas, reveló hoy la prensa local.



De las 7.415 camas de cuidados intensivos instaladas a nivel nacional se encuentran disponibles 2.547 (el 34,34%), y departamentos como Nariño -que ya declaró la alerta roja hospitalaria-, así como Norte de Santander, Valle del Cauca y Bogotá ya están con niveles de ocupación por encima del 80%, publicó hoy el diario bogotano El Tiempo.



Si bien en este proceso de adaptación el país emprendió una carrera para la compra de respiradores automáticos con una meta puesta en 10.000 camas de UCI (unidades de cuidados intensivos), el tema del personal sanitario para manejar estas unidades empieza a preocupar, bajo la premisa de que estos profesionales requieren una elevada capacitación.



José Luis Accini, presidente de la Asociación Colombiana de Medicina Crítica y de Cuidado Intensivo (Amci), afirmó que "Colombia hoy tiene cerca de 1.200 intensivistas, de los cuales mil se dedican a los adultos y el resto, al manejo pediátrico. Este total de profesionales antes de la pandemia estaba distribuido en 5.346 camas de 380 UCI".



A juicio del especialista, "con el crecimiento a 7.415 camas es claro que esta ecuación empieza a tener desequilibrios significativos".



Pero el asunto va más allá -agrega El Tiempo-, porque los médicos intensivistas no son el único talento humano que empieza a escasear, porque las UCI requieren de profesionales de varias disciplinas también especializados.



Por ejemplo, un hospital que recibió 14 camas nuevas de UCI tuvo que ampliar este personal en dos médicos intensivistas, cuatro jefes de enfermería, cuatro auxiliares de enfermería, dos terapeutas y un auxiliar administrativo, más el personal de servicios generales.



"Si quiere hacerse una inferencia sobre este ejemplo, queda claro que algunas UCI se quedarían sin intensivistas o se tendría que alterar de manera preocupante la proporción de 10 camas por médico intensivista por jornada, aclarando que es una de las áreas hospitalarias que requieren atención las 24 horas", argumenta Accini.



En el cálculo más austero, de acuerdo con Pedro Cifuentes, administrador de sistemas de salud, en un hospital con 10 camas UCI y con turno de 12 horas, que ya es pesado, se necesitarían dos intensivistas. Y en el objetivo de tener 10.000 de estas unidades tendría que al menos duplicarse el recurso actual de intensivistas, para ponerlo por encima de 2.000.



El secretario de Salud de Bogotá, Alejandro Gómez, explicó que desde el 1 de abril la ciudad ha logrado ampliar en más de un 40% el número de camas de UCI, al pasar de 451 a 1.112.



En esa línea, se abrió una convocatoria en la página de la Secretaría a fin de conformar un banco de hojas de vida de profesionales, entre médicos y enfermeras, con experiencia en medicina crítica y cuidados intensivos, medicina interna, anestesiología, cirugía, en terapia física o respiratoria, técnicos en auxiliar de enfermería.



A nivel nacional, Colombia lleva contabilizados oficialmente 145.362 casos, con 4.586 nuevos, y 5.199 muertos, de los cuales 194 se registraron en las últimas 24 horas.

Coronavirus
Colombia
Pandemia
PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Ante falta de un plan de rescate, caen los bonos corporativos de México

Por el coronavirus, Aerolíneas, hoteles, tiendas y empresas de energía han sido las más afectadas en el mercado de renta fija.
Domingo 12 de julio de 2020

Wall Street, coronavirus, pandemiaWall Street.

El minorista mexicano Grupo Famsa dijo el viernes que canceló un plan de reestructura de una emisión de títulos con vencimiento en 2020 que presentó ante una corte de bancarrotas en Estados Unidos a fines de junio.

 

Si el Gobierno mexicano sigue con su estrategia actual, aseguran los expertos, 8.900 millones de dólares en bonos corporativos que hoy cotizan en el mercado internacional están en riesgo.

 

Es posible que México pierda el grado de inversión de su deuda soberana denominada en dólares, la cual cotiza en los mercados financieros. La calificación crediticia tiene varios escalones, los cuales varían dependiendo de la agencia que la emite.

 

La mayoría de los vencimientos a lo largo de la curva de rendimientos del local de México tuvieron pocos cambios, mientras que los rendimientos a 20 años bajaron en las operaciones del viernes en la tarde.

 

El rendimiento a 1 año bajó 1.5pbs a 4.685%

El rendimiento a 10 años bajó 4.9pbs a 5.912%

El rendimiento a 30 años bajó 6.9pbs a 7.067%

El diferencial de rendimiento entre 2 años y 10 años fue de 126.4pbs, en comparación con el cierre anterior de 127.9pbs

Las acciones S&P/BMV IPC bajaron 0.8%

Los CDS de México a 5 años se ampliaron 4.8pbs a 163.8pbs

El índice de bonos del gobierno de México de Bloomberg Barclays subió 17.1% durante el último año. El S&P/BMV IPC bajó 14.5% en el mismo período.

Coronavirus
México
Bono