SE TRATA DE FERNANDO VÁSQUEZ

Gobierno de Bolivia destituyó a Ministro de Minería por sus declaraciones racistas

El titular de Minería apeló a sus rasgos físicos para desvincularse del partido del expresidente Evo Morales: “tengo ojos verdes y soy blanco”.
Lunes 1 de junio de 2020

Fernando Vásquez, ministro destituído en BoliviaFernando Vásquez, ministro destituído.

Un ministro del Gabinete interino de Bolivia quiso librarse de su vinculación con el Gobierno de Evo Morales con una expresión racista que le costó el cargo. La presidenta transitoria, Jeanine Áñez, despidió por medio de un tuit a su ministro de Minería, Fernando Vásquez. Este se había convertido en el blanco de una ola de críticas de la mayoría de los políticos bolivianos, inclusive del oficialismo, y de las redes sociales. Vásquez había respondido al cuestionamiento de un periodista sobre el hecho de haber ocupado altos cargos burocráticos en el Gobierno del Movimiento al Socialismo (MAS), partido del expresidente Evo Morales, de la siguiente manera: “Con respecto a mi vinculación con el MAS, creo que no tengo ni los requisitos, porque para ser masista hay algunas especificaciones, inclusive de identidad; tengo ojos verdes, soy un poco crespo (de cabello rizado), eso no me permite; soy blanco, no quiero discriminar, pero creo que mis condiciones no hacen que yo sea compatible con el resto de las personas del MAS”.

 

A raíz del escándalo que esta declaración causó, se revelaron otras publicaciones racistas del ministro de Minería en las redes sociales. En una ocasión, por ejemplo, después de haber dejado de trabajar para él, escribió que Morales “está detrás del mono en la escala animal”; en otra, comparó a una mujer indígena con un personaje de la película El planeta de los simios. Esto llevó al popular periodista José Pomacusi a cuestionar: “¿No averiguan sus antecedentes, no miran sus redes, no investigan un poquito a quién van a poner como ministro?”. El problema con Vásquez ha ocurrido poco después de que la presidenta Áñez tuviera que echar de su Gabinete al ministro de Salud, acusado de comprar con sobreprecio un lote de respiradores para enfrentar la pandemia.

 

El candidato del MAS en las elecciones que han quedado en suspenso por la crisis sanitaria, Luis Arce, afirmó que “las declaraciones racistas de las autoridades son una muestra del carácter colonial, elitista y antinacional de este Gobierno”. El compañero de fórmula de la presidenta, Samuel Doria Medina, y otras figuras del oficialismo exigieron que el ministro Vásquez renunciara. Al final, Áñez lo echó. “Como presidenta he decidido la destitución del ministro Vázquez por sus expresiones racistas. En este Gobierno no acepto corrupción ni discriminación alguna. Bolivia es una familia donde todos somos iguales”, manifestó la presidenta.

 

Noticias relacionadas

En pleno debate en torno a este caso, otra autoridad fue denunciada por sus expresiones discriminatorias en contra de los indígenas. El viceministro de Educación, Christian Tejada, tuvo que borrar y disculparse por una publicación en la que decía que era un “milagro” que los “ponchos rojos” (indígenas de la provincia Omasuyos de La Paz) quisieran estudiar. Poco antes, este grupo social había exigido al Gobierno la reanudación de las clases escolares en la zona rural. Tejada explicó que había hecho una “sátira” y rechazó que ahora el MAS “quiera victimizarse”.

 

Bolivia no se reconoce como una sociedad racista, pero las descalificaciones y los insultos que se basan en prejuicios raciales son moneda corriente. “El uso peyorativo del adjetivo masista para referirse a los indígenas bolivianos se ha vuelto común entre las clases medias que respaldan el nuevo orden de cosas”, declaró a este diario el analista Jorge Richter. “Los medios califican constantemente a los indígenas y campesinos que protestan contra el Gobierno como afines al MAS’”, añadió. El intelectual indianista Carlos Macusaya escribió que “la asociación entre rasgos físicos y militancia política es un aspecto del racismo: se supone la posición política de una persona a partir de sus rasgos somáticos. En este caso, el de Vásquez: mírenme, no tengo cara de masista; no me parezco, afortunadamente, a la mayoría de los bolivianos’”.

Racismo
Bolivia
Destitución
PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Coronavirus en Bolivia: la presidenta interina Jeanine Áñez tiene Covid-19

La mandataria lo informó a través de su cuenta de Twitter. "Me siento bien, me siento fuerte", expresó Jeanine Áñez tras confirmarse su caso positivo de Covid-19.
Jueves 9 de julio de 2020

Jeanine Áñez, presidenta interina de Bolivia, NAJeanine Áñez, presidenta interina de Bolivia. Reuters.

La presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, anunció este jueves que dio positivo por coronavirus, aunque dijo que se siente "bien" y "fuerte", por lo que continuará trabajando de manera virtual.

 


"Voy a estar en cuarentena durante unos 14 días", sostuvo Áñez en un mensaje difundido en redes sociales, en el que aseguró: "Juntos vamos a salir adelante".

 

La funcionaria, que reemplazó a Evo Morales en el cargo en noviembre del año pasado en medio de una crisis institucional en el vecino país, publicó un video en la red social Twitter en el que anunció su resultado positivo y dijo que continuará trabajando "de manera virtual" desde su aislamiento.

 

"Junto con todo mi equipo hemos estado trabajando por las familias bolivianas durante todo este tiempo y dado que en la última semana muchos de ellos dieron positivo al coronavirus, me hice la prueba y también he dado positivo", dijo Áñez.

 

"Voy a estar en cuarentena durante unos 14 días hasta que me haga una nueva prueba para ver cómo estoy; me siento bien, me siento fuerte, voy a seguir trabajando de manera virtual desde mi aislamiento", agregó la funcionaria.

 

También expresó: "Quiero agradecer a todos los bolivianos y las bolivianas que trabajan por ayudar en esta crisis sanitaria que tenemos. Juntos vamos a salir adelante, que Dios los bendiga".

 

De acuerdo con cifras oficiales, Bolivia acumula más 40 mil casos de coronavirus hasta el momento, con 1.577 víctimas fatales a causa de la enfermedad, según datos compilados por la universidad estadounidense Johns Hopkins.

 

Añez prometió dirigir el Gobierno solo de manera temporal hasta convocar a nuevas elecciones, pero con la pandemia por el Covid-19 la fecha electoral se postergó hasta septiembre próximo, aunque la ex senadora critica ese llamado a las urnas por considerar que la posibilidad de contagio de esta enfermedad es muy alto.

Jeanine Añez
Bolivia
Coronavirus
Pandemia
DENUNCIAS DE ESTADO

Los detalles de la acusación contra Evo Morales por terrorismo

La fiscalía acusa al exmandatario de Bolivia de "mandar a morir a su gente". Los seguidores de Morales ven un cálculo político del gobierno de cara a las elecciones del 06 de septiembre.
Martes 7 de julio de 2020

Evo Morales, BoliviaEvo Morales, ex presidente de Bolivia.

La Fiscalía General de Bolivia imputó este lunes al exmandatario (2006-2019) por supuestos delitos de terrorismo y su financiamiento, y solicitó nuevamente su detención preventiva.

 

El exjefe de Estado es investigado en el denominado "Caso Audio", por una grabación telefónica en la que una voz que se atribuye a Morales insta a bloquear ciudades durante el conflicto político y social que atravesó Bolivia entre octubre y noviembre de 2019.

 

La imputación formal es por "los delitos de Terrorismo y Financiamiento al Terrorismo, por presuntamente haber coordinado" con el dirigente cocalero Faustino Yucra, por teléfono, "el bloqueo de alimentos y cerco a las ciudades capitales (cabeceras de regiones bolivianas) durante los conflictos de 2019", informó la Fiscalía en un comunicado.

 

Presunta incitación a delinquir

"De acuerdo con las investigaciones, se evidenció que el exjefe de Estado y el coimputado Faustino Y.Y. mantuvieron comunicación mediante llamadas telefónicas el 14 de noviembre de 2019, desde la ciudad de México", donde entonces estaba Morales, hasta El Torno, en Bolivia, según un comunicado de la Fiscalía.

 

Según la acusación, en esa conversación Morales habría instruido a Yucra a cometer actos ilícitos durante los hechos violentos registrados en el país a partir del 10 de noviembre de 2019, cuando el entonces mandatario anunció su renuncia denunciando que era forzado por un golpe de Estado.

 

Yucra fue enviado bajo prisión preventiva a un penal de la ciudad boliviana de Santa Cruz tras ser detenido en abril por acusaciones de terrorismo y sedición dentro de este mismo proceso judicial.

 

Morales, que solicitó refugio en Argentina, enfrenta varios procesos por distintas acusaciones en Bolivia, tras denuncias entre otros del propio gobierno interino boliviano por las que la Fiscalía ya emitió pedidos a Interpol para detenerle.



Evo Morales
Acto de terrorismo
Bolivia