EXCLUSIVO CANAL 26

Pandemia de femicidios en la Argentina: hubo 55 crímenes desde el inicio de la cuarentena

Además, 135 mujeres fueron asesinadas por violencia machista en lo que va del año. Mirá el completo informe de Andrés Klipphan en la nota.
Miércoles 3 de junio de 2020

Marcha de Ni una menosMarcha de Ni una menos

Durante estos días de cuarentena en el país se desató una verdadera pandemia de género.

 

Durante la cuarentena obligatoria ocurrieron 55, y en lo que va del año, 135 mujeres fueron asesinadas por violencia machista.

 

Según una investigación realizada por la ONG La Casa del Encuentro, el 71% de los crímenes se realizaron en la casa de la víctima. Por esa razón el organismo sostiene que “la violencia de género aumenta en la convivencia obligada, siendo la vivienda el lugar más inseguro”.

 

Noticias relacionadas

Ellas fueron apuñaladas, quemadas, golpeadas, desmembradas, degolladas. y en muchos casos, sus pequeños hijos fueron, o víctimas, o testigos aterrados de la masacre. Algunos ejemplos bastan para comprender la situación.

 

Jésica Minaglia fue asesinada en su hogar el 14 de abril pasado. El criminal fue su ex pareja Pablo Núñez, un cabo de la policía de Santa Cruz. La golpeó en la cabeza con un martillo hasta quitarle la vida, según entendió la Justicia. Después simuló que la había encontrado tirada y por eso dio aviso a la Policía.

María Esperanza Fernández también fue asesinada en su casa de San Pedro. Su hija la encontró muerta envuelta en una frazada sobre la cama. El femicida fue detenido luego de pasar seis días prófugo.

 

Natalia Coronel es otro de los casos. La mujer fue atacada en Tucumán por su pareja que la dejó agonizando en el fondo de la vivienda.

 

Julieta Riera tenía 24 años, cuando su pareja, Jorge Julián Christe, de 31 años, la lanzó desde un octavo piso del departamento que compartían en la ciudad de Paraná.

 

Patricia Frete, una psicóloga de 47 años fue degollada en su propia casa por su ex pareja, Miguel Massolo, quien intentó suicidarse después de herir a la hija de la mujer, que también fue herida y ya está fuera de peligro. El presunto asesino está detenido.

 

Sandra Benítez, de 52 años, que vivía en la localidad bonaerense de Campana, fue apuñalada y falleció en el hospital. El principal sospechoso es su esposo Gustavo Di Matteo, de 50 años, quien tras el ataque escapó en un auto, pero fue detenido.

 

Romina Roda, de 23 años, y madre de 3 hijos fue asesinada en Entre Ríos. El femicida, Jonathan Eduardo Rivero, se presentó en el hogar de Romina alrededor de las 8:30 horas de la mañana y la apuñaló delante de su hija de dos años. Después escapó del lugar, fue a la casa de un sargento de la policía y se entregó.

 

En Catamarca, Brenda Gordillo, de 24 años fue golpeada y arrojada por una escalera. el asesino fue su novio Naim Vera, de 19. Después de morir por el impacto de la caída, quemó su cuerpo en una parrilla y lo descuartizó. finalmente, lo descartó, como si fuese basura, en un contenedor ubicado a metros de su vivienda y a la vera de la ruta provincial 4, a la altura de la quebrada del río "El Tala". Luego, contó a un amigo y a sus padres lo que había hecho. Fueron sus padres quienes resolvieron llevarlo a la brigada de investigaciones de Catamarca, acompañado de un abogado. allí, confesó y quedó detenido.

 

Sabrina Vanesa Ovalle fue asesinada a puñaladas por su ex pareja, César Díaz, quien, tras la agresión, se autolesionó, fue reducido por vecinos y terminó detenido e internado. Ocurrió en la casa donde vivía la mujer, en Cuyo 835, de Ituzaingó. Sobre el femicida pesaba una orden de restricción de acercamiento, que en los hechos no se cumplía.

 

Florencia Coria fue rociada y prendida fuego por su ex pareja, Cristian Cabrera con quien tenían una hija de 3 años. El ataque se produjo en su casa de villa constitución. la joven quedó internada con el 90% del cuerpo quemado, hasta que falleció, después de una dolorosa agonía. El femicida había sido puesto en prisión domiciliaria. cuando fueron a su casa a notificarle del deceso y del correspondiente cambio de carátula de la causa, Cabrera abrió la puerta y se escapó. fue recapturado al día siguiente.

 

“Es responsabilidad del estado garantizar que las políticas públicas implementadas en este contexto de excepción cuenten con perspectiva de género y atiendan la problemática de la violencia y las desigualdades que azotan a las mujeres”, destacaron en un comunicado desde la Casa del Encuentro. También advirtieron que en este período de cuarentena “la violencia de género está recrudecida”.

 

El breve repaso, de tan solo quince casos, hablan por si solo.

Femicidios
Cuarentena
#NiUnaMenos
Canal 26 (categoria)
INTENTO DE FEMICIDIO

La insólita defensa de un acusado de intento de femicidio en Salta: "Ella se prendió fuego sola haciendo brujerías"

La víctima declaró que él la roció con alcohol y le tiró un encendedor encima. El ataque fue en un cementerio.
Miércoles 8 de julio de 2020

Acusado por intento de femicidio dio otra versión de los hechosAcusado por intento de femicidio dio otra versión de los hechos, Foto La Gaceta.

Pablo Gabriel Yáñez llegó a juicio en Salta acusado de rociar con alcohol y prenderle fuego a una mujer en el Cementerio de la Santa Cruz. Este lunes fue su turno de declarar, sostuvo que se trató de un accidente y dio detalles escabrosos de la noche en la que ocurrieron los hechos.

 

El ataque sucedió el 25 de enero del año pasado. Un llamado al 911 alertó a la policía sobre una pareja que había ingresado al cementerio discutiendo de forma violenta. Al llegar, los efectivos encontraron a Rocío Noelia Sarapura adentro de una fuente intentando apagar el fuego que la quemaba entera. Yáñez fue detenido y acusado por intento de femicidio.

 

Días atrás, la víctima declaró ante la jueza Carolina Sanguedolce a pesar de tener las cuerdas vocales dañadas por la agresión. La joven mantenía una relación con el acusado que había comenzado seis meses antes del intento de asesinato. Según su versión, los golpes empezaron poco después de conocerlo. Pero ese día, tras una discusión en el cementerio, el hombre sacó una botella de alcohol que tenía entre sus pertenencias, la roció y la prendió fuego con un encendedor.

 

Este lunes, Yáñez ensayó su defensa en el juicio. Desmintió que fueran novios y afirmó que solo eran amigos. De acuerdo a su relato, los dos habían pasado la noche tomando bebidas alcohólicas y en un momento la mujer le pidió que la acompañara al cementerio porque quería visitar la tumba de su primo. Él aceptó, pero una vez que estuvieron en el lugar, la chica le dijo que quería mostrarle algo que habían hecho con su mamá.

 

El hombre manifestó que creyó que se refería a algo relacionado con "esa tontera de la brujería" y la siguió, y que cuando encontraron el nicho de su pariente, Rocío levantó una tapa y sacó tres muñecos con agujas clavadas. "Uno tenía forma fetal", precisó Yáñez, según replicó el diario La Gaceta. Después, dijo, la mujer metió los muñecos dentro de una bolsa y los prendió fuego, quemándose ella misma por accidente.

 

El acusado aseguró que corrió a buscar ayuda y mientras un empleado del cementerio llamaba a una ambulancia fue él quien empezó a tirarle agua de una pileta para apagar el fuego. También desmintió haberle pegado alguna vez. “Nunca tuvimos problemas. Éramos amigos”, concluyó.

 

El fiscal penal Ramiro Ramos Ossorio pidió que Yáñez sea condenado a 15 años de prisión efectiva. La defensora para Víctimas de Violencia Familiar y de Género Número 2, Liza Medrano, en calidad de querellante, coincidió con el pedido de pena.

 

Por su parte, el abogado defensor solicitó que se le aplique la pena de un año y seis meses de prisión como autor del delito de lesiones culposas. La jueza Carolina Sanguedolce dictó un cuarto intermedio hasta este miércoles a las 9. El acusado tendrá derecho a la última palabra y luego se dará a conocer el veredicto.

 

Sí sufrís de violencia de género comunicate a la línea gratuita 144 las 24 hs.

Femicidios
Salta
Violencia de género
PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Cuarentena: personas en situación de violencia de género podrán circular sin permiso

Así lo indicaron en forma conjunta los ministerios de Transporte y de las Mujeres, Géneros y Diversidad.
Lunes 6 de julio de 2020

Violencia de género, cuarentenaViolencia de género.

Las personas en situación de violencia de género pueden circular en transporte público en las áreas que atraviesan una nueva etapa del aislamiento preventivo y obligatorio por la pandemia del coronavirus, a pesar de no contar con el permiso requerido.

 

Así lo indicaron en forma conjunta los ministerios de Transporte y de las Mujeres, Géneros y Diversidad.

 

Se consignó que "más allá de las restricciones y la necesidad de permisos para circular, las personas que se encuentren en una situación de violencia por motivos de género pueden pedir autorización por 24 horas y, aunque no lo tengan, utilizar el transporte público para denunciar, solicitar asistencia a dispositivos de abordaje de las violencias o a familiares y círculo de confianza".

 

La medida busca brindar "las herramientas necesarias de accesibilidad para las personas en situaciones de violencia de género", en un contexto de aislamiento social por la pandemia del coronavirus.

 

Por otro lado, se indicó que se coordinó con el Ministerio de Seguridad de la Nación que policías acompañen, asistan y asesoren a personas en situación de violencia por razones de género que se encuentren en circulación.

 

Además se recordó que ante cualquier emergencia, las personas que atraviesen ese contexto pueden pedir ayuda a la línea 144, dispuesta por el Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad para ese fin.

Coronavirus en Argentina
Violencia de género
Cuarentena