UNA MARAVILLA EN ESPAÑA

Mallorca, el paraíso terrenal que los alemanes buscan para sus vacaciones

Mallorca sigue consolidándose como uno de los principales destinos turísticos de Europa incluso en tiempos de coronavirus. Los alemanes aman este lugar paradisíaco. ¿Por qué será?
Lunes 29 de junio de 2020

Mallorca, España, turismo, Foto: ReutersLas maravillas de Mallorca. Foto: Reuters.

Hay lugares en el mundo que, simplemente, son irresistibles y, en muchos casos, difíciles de describir. Son sitios "tocados por la mano de Dios" que generan una atracción muy especial, sobre todo a la hora de vacacionar.

 

Existen muchos lugares con estas características alrededor del planeta, sin embargo este que nos ocupa, tiene un efecto cautivador que se destaca del resto.

 

Se trata de la localidad de Mallorca, en España. Y no es un sitio más. 

 

Noticias relacionadas

Mallorca es, hoy en día, y desde hace largo tiempo, el lugar en el mundo que sigue consolidándose como uno de los principales destinos turísticos de Europa. Y lo más curioso es que esto es así,  incluso en tiempos de coronavirus.

 

Los alemanes aman este lugar paradisíaco. ¿Por qué será? Mirá las fotos para entenderlo.

 

Aseguran que no hay mejores vacaciones que éstas.
Quinientos kilómetros de costa, bahías apacibles como Cala Formentor (en la foto) y temperaturas cálidas incluso en otoño, hacen de la mayor de las Baleares un lugar ideal para pasar las vacaciones. Viajeros solitarios, grupales o celebridades, para todos hay espacio en Mallorca. Y está al alcance de la mano a buen precio: desde Frankfurt se llega a esta isla en solo dos horas y media.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

Así empezó todo.
En 1833, se estableció un servicio regular de ferry entre Barcelona y Mallorca. Pero fueron unos amantes los que hicieron de la isla un destino apetecido. La escritora George Sand y el pianista Frédéric Chopin pasaron el invierno de 1838/1839 en un monasterio de Valldemossa (en la foto). La novela "Spiridión" fue escrita allí y su descripción de la isla desencadenó el primer boom turístico.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

En busca de sol, arena y naturaleza.
Los primeros turistas de comienzos del siglo XX llegaban principalmente de España y Reino Unido, buscando naturaleza y romance. La mayoría de las playas de Mallorca siguen sin ser explotadas a cabalidad, como estas de Calvià y Alcúdia (en la foto). En 1935, el clima templado atrajo a 50.000 turistas, en 1950, ya eran 100.000 y, en 1960, llegaron al millón.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

Pasión por unas vacaciones junto al mar.
En la década de 1960, el turismo empezó a crecer velozmente. A lo largo de la costa aparecieron hoteles y pioneros de la venta de viajes, como Neckermann y Dr. Tigges, que invirtieron con prontitud. Los alemanes querían vacaciones asequibles y tranquilas, que es lo que obtuvieron en Mallorca. El pequeño pueblo de El Arenal, a 20 kilómetros de la capital, Palma, pronto se volvió irreconocible.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

La zona de fiestas y celebración.
A comienzos de los 80, El Arenal era el centro de reunión de los veraneantes. Además de alemanes, británicos y escandinavos llegaban al lugar a celebrar fiestas. El "Ballermann 6" rápidamente se volvió un punto de encuentro para las orgías alcohólicas. La palabra es una alteración alemana de "Balnearia", nombre de los puestos de playa, que se instalan cada 500 metros y están numerados del 1 al 15.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

Palma de Mallorca: cultura local y playas inigualables.
La catedral es uno de los puntos de referencia de la capital de la isla, Palma, y también uno de sus lugares más visitados. Hasta la crisis del coronavirus, los 400.000 habitantes de la ciudad luchaban contra el exceso de turistas. Esto, por los cruceros que atracan y llenan las calles del casco antiguo con miles de visitantes. En 2019, más de 7 millones de personas pasaron una noche en Mallorca.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

El atractivo de los almendros en flor.
La primavera y la temporada baja comienza en Mallorca con el florecimiento de los almendros. Los primeros turistas disfrutan de una atmósfera aún plácida en la isla, donde pueden gozar a sus anchas de pintorescas localidades y villas del interior, además de variada naturaleza. Más de un tercio de la isla son zonas naturales protegidas.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

Aventuras en la montaña.
Aquellos que aman los desafíos deportivos se dirigen sin titubear a las montañas Tramuntana, donde las alturas -que suelen superar 1.000 metros- cubren amplias zonas del norte y este de la isla. Los ciclistas de montaña pueden encontrar senderos impresionantes, como el de Cap Formentor. Los excursionistas pueden tomar el tramo GR 221 y los ciclistas de carrera, los serpenteantes pasos montañosos.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

Un paraíso ideal para los deportes náuticos.
En el agua se pueden vivir grandes experiencias. Al menos en Mallorca. Aquellos que no se pueden permitir el lujo de un yate, al menos podrán disfrutar de la belleza de puertos pesqueros como Cala Figuera, Porto Colom o Port Sollér. Antiguamente, a través del puerto de Sóller, las naranjas cultivadas en las montañas mallorquinas eran enviadas a Francia.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

 

Las fincas, una alternativa frente a los hoteles completos de gente.
Los que deseen escapar del ajetreo y el bullicio de las playas pueden encontrar espacio en una finca, que suelen contar con todas las comodidades del caso. Acá, la relajación está garantizada. No importa si eres amante del sol, de las fiestas, buscador de paz o un vacaconista hiperactivo. En Mallorca hay espacio para todos. Cuatro millones de alemanes al año no pueden estar tan equivocados.

Mallorca, España, turismo, Foto: DW

Fotos de Mallorca, gentileza de DW.

Mallorca
Turismo
España
Vacaciones
CRISIS EN EL MUNDO

España aprobó fondo especial: 16.000 millones de euros para paliar el efecto coronavirus

El llamado fondo Covid-19 será para invertir en sanidad (9.000 millones de euros) y en educación (2.000 millones de euros). El resto del dinero servirá para compensar a las Comunidades Autónomas.
Miércoles 17 de junio de 2020

Coronavirus en España, REUTERSCoronavirus en España, REUTERS

España aprobó un fondo especial, el llamado fondo Covid-19, dotado con 16.000 millones de euros para paliar los efectos del coronavirus que gestionarán las regiones, sin necesidad de reembolso, para invertir en sanidad (9.000 millones de euros) y en educación (2.000 millones de euros).

 

El resto del dinero servirá para compensar a las Comunidades Autónomas, encargadas de la gestión de múltiples servicios, por la caída de ingresos causada por las medidas de confinamiento decretadas para evitar la propagación del virus.

 

Por otra parte, ultima medidas para relanzar el turismo, el sector de mayor peso en la economía del país.

"Recuperación con la calidad van de la mano, y por tanto, el sello de seguridad, es la mejor garantía de futuro para el sector, todo el mundo que venga que sepa que se va a sentir protegido en nuestro país, de la misma manera que las personas que convivimos actualmente en España, tenemos que tener la seguridad de que aquellos que vengan procedentes de otras zonas, también contarán con las medidas de seguridad oportunas", explicó la ministra portavoz del Gobierno español, María Jesús Montero.

 

España notificó este martes 76 nuevos contagios en las últimas 24 horas (respecto a los 40 del lunes), con 25 fallecidos más en las última semana.

 

Además, el Consejo de Ministros dio luz verde al plan para reimpulsar el sector del automóvil que está sumido en una profunda crisis.

España
Crisis económica
Coronavirus
PANDEMIA DE CORONAVIRUS

Un cardenal español afirmó: "Una vacuna se fabrica con fetos abortados"

Lo aseguró el arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares durante la misa por el Corpus Christi. Además, advirtió que “el demonio existe en plena pandemia” en alusión a las investigaciones.
Lunes 15 de junio de 2020

El cardenal arzobispo de Valencia, Antonio CañizaresEl cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares

El cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, advirtió que “el diablo existe en plena pandemia” en su homilía con motivo de la misa del Corpus Christi, celebrada en la catedral de Valencia.

 

Haciéndose eco de algunas informaciones y bulos que circulan por las redes sociales y se expanden sobre todo por foros ultracatólicos, afirmó: “El diablo existe en plena pandemia, intentando llevar a cabo investigaciones para vacunas y para curaciones. Nos encontramos con la dolorosísima noticia de que una de las vacunas se fabrica a base de células de fetos abortados. Así de claro. Y eso es inhumano, eso es cruel, y ante eso no podemos alabarlo ni bendecirlo, todo lo contrario. Estamos a favor del hombre, no contra el hombre. Primero se le mata con el aborto y después se le manipula. ¡Ay bueno, qué bien! No. Tenemos una desgracia más, obra del diablo”.

 

Cañizares, representante del sector más conservador de la iglesia católica española, pidió también que la vuelta a la normalidad tras el estado de alarma “no sea como volver a antes de la pandemia, en absoluto, sino para recuperar lo que más necesitamos, el sentido de Dios que lo hemos perdido, el de la adoración, el de ser hermanos”.

 

La misa se celebró “ante autoridades municipales y en una catedral llena (al 50% permitido) y con feligreses a las puertas”, según señala la nota de prensa del arzobispado de Valencia.

El cardenal de Utiel, de 74 años, explicó que “la Iglesia es eucaristía, es amor, no es una ONG como a veces la presentamos desde la Iglesia, las obras de caridad no es una obra más, es la Iglesia misma, presencia de Dios amor, porque si no la convertimos en una ONG, la secularizamos, como los poderes de esta sociedad quieren que sea”. Y añadió: “No podemos permitir que se nos impida celebrar la eucaristía, que es el compromiso del que brota la caridad en favor de los pobres, de los necesitados, de los últimos y también de los desempleados”. “Tenemos ahí un grandísimo problema, el de los desempleados”, añadió.

 

Ante la polémica suscitada por sus palabras, el arzobispado ha emitido un comunicado en el que asegura que el cardenal aludió, sin citarlo, a un artículo de la revista científica Science que plantea dudas éticas sobre la utilización de embriones humanos en la búsqueda de una vacuna contra la covid-19. “Desde el inicio de la pandemia rezo para que se encuentre una vacuna que ayude a curar, e incluso a prevenir el COVID-19, como así lo he manifestado reiteradamente”, ha señalado el cardenal arzobispo.

 

Según el comunicado del Arzobispado, Cañizares “se expresó así ante las informaciones internacionales publicadas acerca de varias líneas de investigación que plantean problemas bioéticos en la producción y uso de vacunas contra la covid-19, en las que, según se afirma, se han utilizado para su fabricación células humanas de abortos, como señaló el pasado 12 de junio la revista Science en el artículo ‘Las vacunas que usan células fetales humanas, fuertemente criticadas".

 

“De las 130 líneas que se están desarrollando para obtener vacunas contra la covid-19, solamente en 6 se han utilizado células fetales humanas, por lo que sí que existen otras alternativas para la producción y uso de dichas vacunas”, añade la nota de prensa. Y concluye: “Según estas informaciones, las primeras vacunas que estarían disponibles para uso clínico serían las que precisamente se han desarrollado a partir de líneas celulares obtenidas de abortos provocados, por lo que el uso de estos seis proyectos de vacunas está suscitando una amplia polémica bioética”.

Coronavirus
Vacuna
Cardenal
España