Alberto Fernández, presidente de Argentina, Quinta de Olivos, NAAlberto Fernández en Quinta de Olivos. NA.

El presidente Alberto Fernández Fernández participa este jueves de la 56ta. Cumbre de Jefes de Estado del Mercosur, que se celebrará desde Paraguay en forma virtual, por teleconferencia, debido a la pandemia de coronavirus, durante la cual ese país traspasará a Uruguay la presidencia pro témpore del bloque regional.

 

La apertura está prevista para las 9 hora local -10 de la Argentina- con un informe de la presidencia pro témpore de Paraguay, a cargo del presidente Mario Abdo Benítez y a las 9.20 -10.20 de la Argentina- se iniciará la ronda de intervenciones de los mandatarios de Paraguay, Argentina; Brasil, Jair Bolsonaro; y Uruguay, Luis Lacalle.

 

Una hora más tarde está agendada la participación de los presidentes de los Estados asociados: Sebastián Piñera, de Chile; Iván Duque, de Colombia; y Jeanine Áñez, interina de Bolivia.

 

Noticias relacionadas

En tanto, hablarán también Josep Birrel; el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo, Luis Alberto Moreno; y el titular de la Confederación Sudamericana de Fútbol, Alfredo Domínguez.

 

Para las 11.10 -12.10 de Argentina- se prevé aprobar el comunicado conjunto de los Jefes de Estado y luego se procederá a la ceremonia de traspaso de la presidencia pro témpore de Paraguay a Uruguay, con discursos de ambos mandatarios.

 

Ayer, en la cumbre de cancilleres, Felipe Solá dijo que el Mercosur para Argentina "es el proyecto político externo más importante de los últimos 30 años, que ha perdurado más allá de los gobiernos".

 

"A nivel global la identidad Mercosur tiene prestigio”, resaltó el canciller Solá durante su exposición por teleconferencia en la LVI Reunión Ordinaria del Consejo del Mercado Común (CMC) del Mercosur, llevada a cabo hoy en forma previa a la Cumbre de Jefes de Estado prevista para hoy.

 

En su mensaje, Solá ratificó la vocación integracionista de la Argentina en el Mercosur, aseguró que el afianzamiento del bloque regional es para el Gobierno una "política de Estado" y remarcó que la "tragedia" de la pandemia de coronavirus "ha unido" más a los países socios.