Lucía Celasco, Foto InstagramLucía Celasco. Foto: Instagram.

La cuarentena le ha cambiado la vida a la gente. Muchos, pese a llevar más de 100 días en absoluto aislamiento, ya no resisten el encierro. Otros, en cambio, optan por pasar por alto las medidas obligatorias dispuestas por el Gobierno para evitar la propagación del COVID-19 y esos "rebeldes" son a los que los sigue de cerca la lupa. Fue el caso de Lucía Celasco quien fue denunciada por supuestamente violar la cuarentena estricta desde el primer día que comenzó a correr esta nueva etapa.

 

Según informa la cuenta Susana Show, usuario especializado en la vida de la familia de Susana Giménez, la nieta de la diva se hartó de todo y salió a pasear en auto por Belgrano con su perro.

 

"Recordemos que Lucía no pudo haber sacado el permiso de trabajadora esencial ya que directamente no trabaja y es mantenida por su abuela", posteó el usuario de la red social Twitter.

 

Noticias relacionadas

Con el objetivo de sostener la acusación contra la modelo, el usuario acompañó su mensaje con una foto que la misma Celasco subió a su cuenta de Instagram, en la que se la puede ver manejando con su mascota al lado. Al respecto de ese posteo, quien maneja la cuenta escribió: "La foto corresponde a Av. del Libertador al 6065. Lucía se dirigió de su casa en Palermo hasta Núñez para visitar amigas y disfrutar una tarde invernal junto a su perrito".

 

De acuerdo a lo quie indica la persona que siguió el paso a paso de Lucía, los detalles de la investigación virtual la constató Google Maps.

 

Lucía Celasco, cuarentena por coronavirus, TwitterLa foto de la polémica en Twitter.

 

De todos modos, el accionar de esta persona que sigue de cerca a la familia Giménez, en esta oportunidad a la nieta de la diva, causó malestar a muchas personas en la red social, por lo que algunos miembros de la comunidad de Twitter critaron la "vigilancia selectiva" aplicada a la modelo de 26 años. Por este motivo, la cuenta de este usuario pasó automáticamente de ser pública a privada, aunque cabe destacar que no es la primera vez que denuncia a la nieta de la conductora. A mediados de mayo la acusó por la misma razón indicando que Celasco se había mudado sola, visitó a su papá y se junto con amigas a tomar vino y cenar.

 

Vale mencionar que Lucía Celasco no se defendió aún de las acusaciones y se limitó a "responder" con una foto de su perro en las historias de su cuenta de Instagram. ¿Saldrá a desmentir todo?

 

Lucía Celasco, cuarentena por coronavirus, Twitter