Industria automotriz, economía argentina, coronavirusCrisis en la industria por pandemia. NA.

La mitad de las industrias consultadas siguió teniendo problemas para operar durante mayo, aunque menores a los de abril gracias a la flexibilización de la cuarentena, según una encuesta difundida hoy por el INDEC.

 

En mayo, el 11,1% de las industrias dijo que ni siquiera pudo poner en marcha las máquinas.
Otro 38,6% pudo abrir, pero informó numerosas dificultades que en muchos casos hasta le impidieron concretar entregas y facturar.

 

Los rubros más perjudicados por la cuarentena obligatoria fueron automotores y otros equipos de transporte, y textil y prendas de vestir, en los que "aproximadamente un 90% de los locales no pudieron operar con normalidad".

 

Noticias relacionadas

Solo el 50,3% de los 1.700 establecimientos fabriles incluidos en el sondeo dijeron haber podido operar "normalmente".

 

Otro 38,6% informó que, si bien logró abrir, tuvo numerosos obstáculos originados en diferentes causas vinculadas con la pandemia, que en algunos casos le impidieron facturar.

 

Así, entre los establecimientos que operaron parcialmente, cuatro de cada diez dijeron que finalmente estuvieron "sin actividad o cerrados parcialmente".

 

El 27% explicó que no pudo contar con el personal necesario, y otro 25,4% no recibió pedidos, mientras que el 4% restante invocó otras dificultades.

 

Si bien la encuesta cualitativa del INDEC registró una "menor proporción de locales manufactureros sin actividad con relación a abril", los problemas derivados de la pandemia siguen en niveles altos para la actividad industrial.

 

El informe señala que el sector de alimentos, bebidas y tabaco operó en un 78%; el de refinación del petróleo, químicos, productos de caucho y plástico en 45%; y el de madera, papel, edición e impresión en 40%.

 

Entre los locales manufactureros que operaron normal o parcialmente durante mayo, los principales problemas manifestados fueron la disminución de la demanda interna derivada del aislamiento y los problemas financieros.

 

Automotores, prendas de vestir, cuero y calzado adjudicaron el principal problema para operar a la alta disminución de la demanda interna.

 

El 50% de los sectores de textiles, cuero y calzado que operaron normal o parcialmente durante mayo, indicaron como principal problema la "falta de apoyo financiero".

 

Entre los locales manufactureros que operaron normal o parcialmente, señalaron que los problemas financieros enfrentados fueron la extensión de los plazos de pago de los clientes y los cheques rechazados.

 

Las empresas encuestadas señalaron que en un 57% se financiaron con recursos propios, 19% recurrió al financiamiento bancario, 8% al de los proveedores y 7% a los programas públicos.
Estas cuatro fuentes de financiamiento fueron consideradas las principales para el 90% de las empresas encuestadas.