Nicolás Kreplak, vice ministro de Salud de provincia de Buenos AiresNicolás Kreplak, viceministro de Salud Bonaerense. 

El viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, remarcó hoy que no es posible "volver de un día para el otro a una fase anterior", en tanto que explicó que "la recuperación de actividades tiene que ser muy de a poco".

 

"Si se termina de establecer la tendencia que hemos llegado a una meseta, uno podría pensar en retomar de a poco algunas actividades. No podemos volver de un día para el otro a una fase anterior. La recuperación de actividades tiene que ser muy de a poco", sostuvo el funcionario bonaerense.

 

En declaraciones radiales, Kreplak adelantó: "Todavía no tenemos datos concluyentes de los resultados de la nueva cuarentena". Sin embargo, consideró: "Se redujo notablemente la velocidad de contagios. Creemos que ahora estamos achatando la curva. No podemos decir si estos números son el pico o aún falta".

 

Noticias relacionadas

"Con el cambio a una fase más estricta, estábamos buscando reducir la velocidad del crecimiento en los contagios. No dejó de haber más casos pero se redujo la velocidad de crecimiento", explicó. "Estamos haciendo 5.200 tests por día en la Provincia. Cuando empezó la pandemia hacíamos 200. Hay muchos más casos que la semana pasada. Entendemos que haya gente que necesite abrir pero hay que poner más trabajo en la prevención", sostuvo.

 

"La atención está en pequeños detalles, como que cosas se van a poder abrir. Hay que hacer un foco más fuerte en la comunicación.Los encuentros sociales son los espacios donde más contagios se producen", agregó.

 

Por su parte, el jefe de Gabinete de Asesores del Ministerio de Salud provincial, Enio García, señaló que "pareciera que el parate del 1 de julio desaceleró los contagios y la curva empieza a aplanarse un poco".

 

"Los resultados que analizamos ahora son precoces porque tenemos los casos de las semanas anteriores al endurecimiento de la cuarentena. Por análisis estadísticos que estuvimos haciendo, vimos que a partir del 1 de julio se bajó la movilidad, no se esperaba que fuera igual a marzo, pero fue importante", subrayó el funcionario. En declaraciones radiales, García señaló que "el freno en la velocidad de casos es un resultado del AMBA, después hay que analizar si fue suficiente como para ir abriendo las actividades".