Dióxido de cloro, alerta por consumo, saludDióxido de cloro, alerta por consumo, salud.

En los últimos días se armó un fuerte debate sobre si el consumo del dióxido de cloro es apto para consumo humano y si verdaderamente ayuda a combatir el coronavirus luego de que famosos como Viviana Canosa, tomara en vivo un sorbo del mismo.

 

En la última semana también circuló por redes sociales una nota realizada a un supuesto biólogo molecular español, Isidro Fuentes quien afirmó en diálogo con la radio Facundo Quiroga que el consumo era más que óptimo ya que podía “curar” el cáncer, el COVID-19 y hasta podría generar que en el futuro “el 80% de los medicamentos no hagan falta”.

 

Durante la entrevista Fuentes contó que este producto compuesto de clorito de sodio, vinagre o limón y agua, “actúa como un gas dentro del organismo” y hace, supuestamente, que ese gas se libere destruyendo “cualquier enfermedad”.

 

Noticias relacionadas

Fuentes agregó: “La enfermedad puede ser un cáncer, una infección o múltiples problemas”, indicó. “Es un medicamento universal que sirve prácticamente para todo. Al COVID lo cura muy fácil, en pocas horas. Cura cosas más graves que el COVID”.

 

No solo aún no hay evidencia científica de que este producto realmente sea eficaz, sino que varias autoridades de la salud en nuestro país alertaron sobre su consumo.

 

La secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, afirmó que la ingestión de dióxido de cloro, "no tiene ningún beneficio" contra el coronavirus y dijo que por el contrario "puede ser tóxico".

 

La funcionaria rechazó de esta forma la acción de la conductora de televisión Viviana Canosa, que anoche frente a las cámaras, bebió de una botella plástica líquido que ella describió como dióxido de cloro sobre el que dijo que es antídoto contra el coronavirus.

 

En tal sentido Vizzotti, expresó su preocupación por el hecho de que algunos "comunicadores generen situaciones que pueden ser peligrosas".

 

"El ANMAT sacó un aviso o comunicado en relación a que no es un producto aprobado y que no solamente no existe evidencia de beneficio sino que puede ser tóxico".

 

La funcionaria advirtió que acciones como las de Canosa "pueden impactar en la conducta de algunas personas, que por temor o por confianza, puede adoptar una actitud que le genere perjuicios".

 

"No está demostrado que el dióxido de cloro tenga ningún beneficio y generar más dudas e incertidumbre sobre curas mágicas no es bueno", apuntó Vizzotti.

 

El ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, se refirió también sobre el tema. "Argentina tiene una entidad regulatoria de medicamentos e insumos médicos que es la ANMAT y todos tenemos que ser respetuosos de la normativa que nos indican los expertos de la ANMAT”, comentó.

 

“Les recomiendo severamente a los comunicadores que intenten no comunicar diferente a la normativa vigente en Argentina, porque genera confusión y puede haber algún daño”, sostuvo.