Donald Trump y comandante de IránTRUMP Y EL GENERAL IRANÍ. REUTERS.

Hussein Salamí, comandante de los Cuerpos de la Guardia Revolucionaria de Irán, hizo aumentar la tensión existente entre su país y los Estados Unidos y lanzó una dura advertencia al presidente estadounidense, Donald Trump, dado que éste ha amenazado prevoamente con imponer más sanciones al país persa, y que esta semana dijo que su país respondería a un ataque de Teherán con otro "1.000 veces mayor".

 

"Si un pelo cae de la cabeza de un iraní, le volaremos la pelusa", manifestó airadamente el comandante iraní.

 

Trump había publicado el martes varios tuits en los que sostuvo que cualquier ataque de Irán contra EE.UU. "será recibido con un ataque contra Irán que será 1.000 veces mayor en magnitud".

 

Noticias relacionadas

"Según los reportes de la prensa, Irán puede estar planificando un asesinato u otro ataque contra Estados Unidos en represalia por el asesinato del líder terrorista Soleimani", dijo Trump.

 

En especial Trump hablaba sobre informaciones, de acuerdo a las cuales funcionarios gubernamentales estadounidenses habrían informado que Teherán, supuestamente, podría asesinar a la embajadora de EE.UU. en Sudáfrica, Lana Marks, en represalia por la muerte del general Qassem Soleimani, fallecido durante un ataque estadounidense en Irak a comienzos de año.

 

Por su lado, Salamí calificó de "seria" la eventual respuesta de Irán a una posible acción estadounidense. "Vamos a demostrar todo en la práctica", ha añadido el comandante iraní.

 

También destacó, que no hay ningún motivo para que Irán ataque a la embajadora Lana Marks.

 

De acuerdo a lo expresado por Salamí, Teherán solo actuará en contra de personas que estaban detrás del ataque de misiles que el 2 de enero mató a al mayor general iraní Qassem Soleimani que lideró durante más de dos décadas las Fuerzas Quds, la unidad de la Guardia Revolucionaria Islámica responsable de las operaciones especiales de Teherán en el extranjero, y que gozaba de gran popularidad entre los iraníes.

 

"Golpearemos a las personas que, directamente e indirectamente, jugaron un papel en el martirio de este gran hombre", dijo Salamí.