Hospital en estacionamientoUn hospital israelí tuvo que usar un estacionamiento como sala de internación.

Israel sufre la segunda ola de coronavirus y un hospital de Haifa transformó en "ala covid" el estacionamiento subterráneo, donde cientos de camas ocupan los rectángulos dibujados en el suelo para los coches.

 

El estacionamiento de este hospital en el norte de Israel fue construido en 2006, después de la guerra contra el Hezbolá libanés, para servir de refugio en caso de nuevas hostilidades. Pero con el regreso del coronavirus a Israel, que decretó un reconfinamiento nacional de "al menos" tres semanas (hasta el 11 de octubre), "hemos decidido utilizar esta estructura estratégica", explica Michael Halberthal, director del hospital Rambam.

 

Con máscaras sanitarias azules y guantes de látex, el personal se dedica a instalar el equipo y las camas medicalizadas en las plazas de estacionamiento, delimitadas por paneles de hormigón pintados de rosa, violeta o verde. Esta "ala covid" entrará en función a partir del jueves para poder acoger a 770 pacientes. "Hay que encontrar soluciones, porque tenemos la obligación de proporcionar cuidados", afirma Halberthal, expresando su "frustración" por el hecho que la población no respete las restricciones impuestas para detener la propagación del virus.

 

Noticias relacionadas

Israel es uno de los países con la mayor tasa de infección por el coronavirus en las últimas semanas. El miércoles, el ministerio de Salud registró 6.808 nuevos casos de personas infectadas en un solo día.