Pablo TonelloPablo Tonello.

La Cámara Nacional de Casación Penal confirmó la condena a prisión perpetua para Facundo Salas, acusado de haber asesinado a Pablo Tonello en julio de 2014 cuando intentó robarle la bicicleta, en el barrio porteño de Belgrano.

 

El hecho ocurrió el 14 de julio de 2014 por la mañana, en Avenida del Libertador y Lacroze, cuando Pablo iba a su trabajo en bicicleta, y Salas, que intentó robársela, le disparó tres tiros luego de un forcejeo.

 

La Sala III de la Cámara Nacional de Casación en lo Criminal y Correccional confirmó este miércoles la sentencia que condenó a prisión perpetua a Salas durante el juicio realizado en 2016. Según las pruebas expuestas en el debate, el 30 de julio de 2014 Salas intentó robarle la bicicleta a Tonello, quien tenía 27 años, y le disparó con su arma calibre 22 en el tórax, en el abdomen y en la pierna, lo que le provocó la muerte minutos después.

 

Noticias relacionadas

Luego de dispararle a Tonello, Salas se enfrentó con un motociclista, a cien metros del lugar le apuntó a otro hombre para robarle la bicicleta, y con ella cruzó un puente peatonal que había en la zona y la abandonó frente al club de golf allí ubicado.

 

Minutos después, interceptó a otro joven, sobre la avenida Valentín Alsina, robándole también su bicicleta, y si bien gatilló con su arma el disparo nunca salió. Salas fue condenado por el Tribunal Oral en lo Criminal Nº11 en noviembre de 2016 por los delitos de "homicidio agravado por haber sido cometido para consumar otro delito" y "robo agravado por su comisión con un arma de fuego cuya aptitud para el disparo no pudo tenerse de ningún modo por acreditada, reiterado en dos ocasiones".

 

Salas tenía una condena por un hecho similar al sufrido por el ciclista Tonello ya que diez días antes le robó a una persona y disparó con un revólver del mismo calibre. Tras ser condenado, la defensa de Salas cuestionó que el Tribunal lo sentenciara bajo el agravante de haber cometido el homicidio "para consumar otro delito", hipótesis sostenida y defendida por el Ministerio Público Fiscal en todas las instancias.

 

Ante el planteo, el juez de la Casación, Mario Magariños, y según publicó el Ministerio Público Fiscal de la Nación, sostuvo: "Las proposiciones fácticas que se tuvieron por acreditadas en la sentencia –concretamente, efectuar tres disparos con un arma de fuego a una persona, desde una distancia corta, mientras ésta se resiste al apoderamiento de su bicicleta–, tornan ineludible la conclusión acerca de la prueba del dolo de homicidio".

 

Además, el juez Magariños descartó el pedido de inconstitucionalidad de la prisión perpetua que había efectuado la defensa ante el fallo, ante lo cual, los magistrados Pablo Jantus y Alberto Huarte Petite adhirieron y confirmaron la condena a prisión perpetua.